• miércoles, 08 de febrero de 2023
  • Actualizado 18:27

Opinión / A mí no me líe

Chivite, la subsecretaria de Bildu en la colonia aberchándal

Por Javier Ancín 02 diciembre, 2022 - 9:41

Cualquiera que fuera el presidente de Navarra sentiría una vergüenza atroz por el ninguneo sufrido en esta negociación, pero es que Txibite está ahí precisamente por eso, por que carece de vergüenza, de orgullo, de respeto hacia sí misma y por lo tanto hacia el cargo que ostenta. 

La presidenta del Gobierno de Navarra María Chivite y la parlamentaria de EH Bilbu Bakartxo Ruiz.. EFE/ Jesus Diges

No sé, chico, tú miras a Navarra, a la Navarra como ente con personalidad que un día tuvo sus instituciones, y hoy da más pena que otra cosa. No es que esté en absoluta decadencia, sin alma, completamente deprimida, es que directamente ya dudo hasta de que exista, siendo un pelele privatizado en manos de políticos de otras comunidades. Los navarros ya no deciden nada de lo que pasa en Navarra, en Navarra lo deciden políticos elegidos por otras regiones.

Navarra es una comunidad sin autoestima, sometida, completamente anulada. No tiene pulso, no tiene vida, es un zombi.

Desde hace tiempo Navarra no es Navarra, por no serlo no es ni Euskadi, hemos caído aún más bajo. Somos directamente la colonia de los partidos aberchándales que hacen y deshacen, negocian y nos imponen sus monsergas ideológicas, que empresas no han traído ni una, pasándose por el forro y foro y fuero de sus caprichos las instituciones de Navarra. Txibite, mientras tanto, calla. Txibite obedece. Txibite ni se respeta a ella ni respeta a los ciudadanos de Navarra.

El partido de la ETA y Sánchez negocian unas transferencias para Navarra sin tener en cuanta a Navarra. Maravilloso espectáculo, es decir, una puta mierda.

¿Navarra se puede hacer cargo de la trasferencia de tráfico, encima con un calendario que nos impone el partido de la ETA? No, obviamente, si hubiera podido ya las habría asumido Barkos, que era más mala pero más lista que la actual presidenta. El tráfico da igual, esto como siempre va de otra cosa, de que el partido de la ETA se apunte el tanto de que ha sacado un servicio que funcionaba de Navarra porque odia a los trabajadores que lo prestaban. Antes los mataban para que se fueran, ahora los echan porque lo han negociado con el PSOE. 

Para qué querrá Navarra hacerse cargo de un servicio que presta con sus medios el estado. Es decir, para qué queremos en una comunidad de poco más de medio millón de habitantes, un barrio de una ciudad grande, gastarnos un pastón en montar exclusivamente una policía de tráfico para encargarse de 10.000km2. No tiene ningún sentido. Nos ceden una competencia económica y logísticamente inasumible.

Se reúne el partido de la ETA con el ejecutivo español para que Sánchez siga un ratito más en la Moncloa y negocian por su cuenta y riesgo lo que tenemos que acatar, sin rechistar, los navarros; sin que Txibite aparezca en esa foto para nada, sin que Txibite ponga el grito en el cielo por semejante atropello institucional. Ya ni las formas se guardan, Navarra ya es nuestra, proclaman ufanos los del partido de la ETA, y como tal actuamos sobre ella. Y eso es lo que están haciendo, esclavizarla a sus deseos. Somos el Congo de Leopoldo II de Bélgica para los aberchándales.

Cualquiera que fuera el presidente de Navarra sentiría una vergüenza atroz por el ninguneo sufrido en esta negociación, pero es que Txibite está ahí precisamente por eso, por que carece de vergüenza, de orgullo, de respeto hacia sí misma y por lo tanto hacia el cargo que ostenta. Si Txibite está ahí es porque el PSOE necesitaba para sus mercadeos una política que se dejara pisotear, sin decir ni Pamplona, por un puñado de monedas mensuales, que al sueldo no renuncia, aunque no ejerza porque solo es una presidenta de paja.

¿Alguien se imagina que un partido regionalista asturiano o cántabro negociara con Sánchez en nombre de las instituciones de la comunidad autónoma vasca, sin contar para nada con ella, imponiéndole un calendario de competencias, el follón que montarían estos mismos partidos que negocian privadamente en nombre de todos los navarros? En fin, es todo demencial pero es que en Navarra hace años que todo es de locos. Y eso es todo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Chivite, la subsecretaria de Bildu en la colonia aberchándal