Opinión /

Navarra y la amenaza yihadista

Por Gustavo Galarreta 02 noviembre, 2016 - 7:52

La detención hace pocos días en Calahorra de un ciudadano marroquí acusado de adoctrinamiento y enaltecimiento del terrorismo nos da pie para analizar la posible amenaza terrorista yihadista en Navarra.

Maqueta de la mezquita de Corella 2
Maqueta de la mezquita de Corella 2

Puede parecer que Navarra se encuentra en una situación económica y social muy alejada de los lugares en los que los terroristas que proclaman un Yihad Global lanzan sus redes en busca de adeptos a su causa de odio y terror, pero cuando se analizan localmente los datos que muchas veces se observan  desde una perspectiva global nos damos cuenta que cualquier comunidad, por muy bien asentada socialmente y económicamente que se encuentre, no se libra de la amenaza yihadista.

Los últimos datos aportados por el Ministerio de Interior, relativos al número de detenidos y operaciones anti terroristas relacionadas con el terrorismo yihadista internacional cuyo mayor exponente actualmente es el Estado Islámico, nos indican que en Pamplona se detuvo en diciembre del 2015 a una persona por supuesta difusión de propaganda a favor del Daesh. Al parecer, pretendía marchar a Siria de manera inminente por lo cual el  juez ordenó su ingreso en prisión. 

La persona detenida hace escasos días en Calahorra está relacionada de forma directa con la persona detenida en 2015. El entorno de Navarra no es ajeno a esta amenaza y tanto Aragón como el País Vasco según informa el Ministerio de Interior han tenido operaciones y detenciones vinculadas con el terrorismo que proclama la yihad global. Solo en el País Vasco desde el 2012 se han producido seis operaciones anti terrorista con el resultado de siete detenidos (no debemos olvidar el dato que el País Vasco cuenta con uno de los centros de oración salafista más importantes de España).

Pero; ¿cómo pueden producirse? este tipo de conductas de radicalización en una sociedad abierta y plural como la europea, aún más en concreto en Navarra, donde ya son muchos los años en que la comunidad musulmana lleva integrada en la sociedad navarra? La respuesta no es fácil, pero la aparición del Estado Islámico ha tenido mucho que ver en este tipo de conductas. Su plataforma mediática en la red y redes sociales ha sido brutal y sin duda han explotado al máximo su capacidad de captación a nivel internacional difundiendo un mensaje fundamentalista que ha calado en una mínima parte de las personas que practican el Islam.

Ese mensaje de crear un nuevo califato ha llevado a miles de personas, entre ellos cientos y cientos de europeos, a unirse a las filas del Estado Islámico en los países de Irak y Siria, pero también han sido capaces de adoctrinar y formar a personas que en el corazón de Europa han traído el terror a la puerta de nuestras casas en forma de los atentados más crueles y sangrientos, empezando por el 11-M que los españoles sufrimos en nuestras carnes .

Ese mensaje de odio a occidente y a sus valores de igualdad y democracia ha sido difundido al introducirse en la religión del islam pero, los propios musulmanes ahora mismo combaten esa idea fanática de retrotraer a una sociedad del siglo XXI a la Edad Media.

El mensaje Wahabita de corte radical, al igual que Salafismo, destaca por su rigor en la aplicación de la Sharia y por un constante deseo de expansión por el mundo. Por eso no dudan en utilizar todos los medios posibles para captar a sus adeptos en todo el mundo.

Para ello, sus seguidores utilizan tanto instituciones de formación, a las que acuden estudiantes de todos los países mayoritariamente suníes. Los recursos económicos que les proporciona la Corona saudí son empleados en la creación de mezquitas y centros de estudios islámicos en diversos lugares del mundo. Este mensaje ha siso malinterpretado por algunos y de ello se ha servido el Daesh para captar en redes sociales, internet, centros de oración, cárceles, etc. Para conseguir el máximo de adeptos fuera de oriente medio.

Para un navarro puede parecer una cosa muy lejana este tipo acciones, pero cuando una asociación denominada “Sociedad para la revitalización del legado Islámico” se encuentra dentro de las asociaciones prohibidas en los Estados Unidos por su vinculación con el terrorismo y  dentro de la lista de organizaciones vinculadas con el terrorismo yihadista creada por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, se implanta en Corella con una aportación económica de 700.000 €. Son de dicha asociación y para la creación de una mezquita. Entonces es cuando se deben analizar y estudiar las posibles consecuencias que pueden devenir de la expansión del mensaje radical salafista, que poco tiene que ver con el mensaje que proclaman la mayoría de practicantes del Islam.

Las autoridades tienen que estar vigilantes ante este tipo de mensaje radical y ser conocedores de quien realmente está detrás de estas grandes financiaciones, que de la noche a la mañana tratan de lanzar un mensaje que choca de bruces con los derechos y libertades que tanto tiempo nos ha costado conseguir.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Navarra y la amenaza yihadista