• domingo, 11 de abril de 2021
  • Actualizado 08:47

 

 
 

Opinión / El zurriago de Oteyzerena

Reflexiones parlamentarias

Por Carlos Jordán 17 mayo, 2016 - 10:08

El otro día movido por la nostalgia decidí pasarme por el parlamento a ciriquear un rato y saqué varias conclusiones de los coloquios que tuve.

El primero, y más notable es el de Geroa y ese comportamiento cual sindicato del crimen alrededor del capo, pululaban todas sus mediocridades forales entorno a Uxue, la visión era algo así cómo inseguridad y súplica de afecto, digno de la National Geographic.

La segunda, más simpática, se refiere a Koldo, desde que no se juega nada y no siente la presión de demostrar nada se comporta de manera más normal y honesta, reconociendo que los políticos forales, independientemente del color son ñoños y débiles, luciendo todos mandíbula de cristal, probablemente por falta de ideología o formación. 

Una tercera, por parte de Bildu, los pobres siempre amargados y cotilleando entre las cortinas como "la vieja del visillo", exculpándome a Sabino Cuadra por tener un padre franquista cuando ellos mismos han culpado al Partido Popular por tener un padre franquista.

Estas circunstancias, sumadas a la labor de los parlamentarios en la sesión de control, donde se notaba lo absolutamente prescindible de sus foralísimos sillones por cosas como que todo el cuatripartito estaba hablando por WhatsApp en medio de la sesión (la presidenta no despegó ojo de su Iphone), la secretaria general  de Podemos Laura Pérez no tenía un sólo folio encima de la mesa ni por disimular o el Consejero sandinista Mendoza leyendo sus intervenciones, preparadas de manera ridícula por su subalterna, incluso más mediocre que él.

Lo poco que escuche de UPN me defraudó bastante, porque lejos de defender su supuesta ideología "liberal en lo económico" defendió el intervencionismo y aumento de gasto público para mantener negocios altamente improductivos privados (240.000€ en pérdidas mensuales) algo que considero un error gravísimo y por los toques de populismo y corrección política que llevaba la cuestión, imperdonable, que me lleva a plantearles la lectura de Jean-Carles-Léonard Sismonde de Sismondi con afán de ayuda, aunque dudo que puedan leerla nadie más que los que sepan francés pues no hay más que una obra suya traducida, gracias a la improductiva acción de los ministerios de cultura.

Todo esto, como reflejo de la sociedad que ha elegido a estos políticos en democracia, me lleva a plantear que aunque se forme gobierno, al fin, seguiremos desgobernados y sin ser representados, la Unión Europea regirá nuestra política fiscal y monetaria sin un patrón de no intervención a causa de la cultura subvencionista, la política exterior seguirá siendo de pleitesía y la política nacional seguirá regida por unos reinos de taifas adictos al caciquismo. Es por ello que creo que nosotros, la generación perdida, debemos ser subversivos por el bien del país y erradicar toda brizna de estulticia dejándoles bien claro a las instituciones: ¡Ilustración o muerte! 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Reflexiones parlamentarias