• miércoles, 27 de octubre de 2021
  • Actualizado 12:01

 

 
 

Opinión / El zurriago de Oteyzerena

Koldeces

Por Carlos Jordán 15 diciembre, 2015 - 1:28

En terminología foral, dícese de quién muestra torpeza para comprender o una falta total de coherencia entre varias ideas, acciones o cosas, agradezco al EuskoGobiernoTetrapartitoAnexionistaDeLaBarcos de Navarra por facilitar tantísimos ejemplos para acuñar el término en tan poco tiempo.

En la práctica una koldez sería pedir las competencias del tren de cercanías de navarra sin que este exista o pedir a los partidos que no utilicen la bandera de Navarra como arma política mientras te paseas en campaña con más banderas de Navarra que el 4 de Junio del 1893.

También está el caso de las koldeces presidenciales de ir al homenaje de Juan Carlos Beiro a discutirle a su viuda "que sepas que tengo la conciencia muy tranquila" y que luego tu portavoz se niegue a alegrarse por las detenciones de sus asesinos.

Las koldeces en materia de paz y convivencia destaca claramente el caso de desarrollar un programa de atención a las víctimas de la ETA con el objetivo de mostrar solidaridad con ellas y a la vez nombrar al etarra Imanol Haramburu como jefe de negociado de la Escuela Oficial de Idiomas o presentar al asesino de Tomás Caballero como una víctima de la dispersión en el mismísimo Parlamento de Navarra.

Koldez ética sería clamar por la libertad de expresión en la profanación de los símbolos religiosos y a la par querellarse contra opiniones particulares o retirar el procedimiento judicial a un docente que cree normal boicotear una tradición como el Riau Riau emprendiéndola a puñetazos con la policía municipal.

En derecho "Beaumontosaurus Koldix" hace referencia a hablar de motivos técnicos para retirar un recurso que obliga a pagar 200.000€ públicos  a tu antiguo bufete de abogados por ser "flor de un día".

Por otro lado koldeces educativas hay tantas como intentos de desobediencia civil, pretender facilitar la educación de calidad a la gente trabajadora y negarles el acceso al PAI, tener un marido fomentando la educación concertada y querer eliminarla, aparecer una encuesta que adoctrina y coacciona sin que tu sepas absolutamente nada o no tengas opinión al respecto, pretender una educación de igualdad de género y no tener ni una sola mujer como Directora General o hasta ser cura y liarse a tiros en Nicaragua para implantar una dictadura.

Las koldeces económicas se cotizan al alza en el Ibex 35, se paga caro querer impulsar económicamente la Ribera de Navarra y paralizar el canal que suministra agua, querer atraer capital inversor y subir los impuestos para hacerlos más altos que tus vecinos o incluso nombrar a un hombre nada técnico que ha dejado un agujero de medio millón de euros como gestor de Nasuvinsa.

Existen también las koldeces de servicios como nombrar de jefe de bomberos a un hombre que simpatiza con la idea de quemar personas con cócteles molotov, las koldeces administrativas como prometer el pago de la extra del 2012 y no darla y las koldeces sociales como prometer cumplir el convenio con los centros de atención a la discapacidad y proponerles desde la Agencia Navarra para la Atención a las Personas una solución peor que la anterior. Y tampoco faltan las koldeces religiosas como ir a la misa por San Miguel y renegar de la misa en Santa María la Real y las procesiones religiosas laicas o decir que los católicos echamos de menos a Franco.

Además el EuskoGobiernoTetrapartitoAnexionistaDeLaBarcos de Navarra ha querido acuñar la koldez identitaria con ahínco con casos cómo esforzarse en permitir el uso de "símbolos" "queridos" por "muchos" "navarros" cómo la ikurriña y esconder la bandera de España en las instituciones u homenajear como fusilados republicanos a militantes de la ETA y el FRAP.

Espero que esto no sea contagioso y tener que acuñar el término koldez electoral.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Koldeces