Blog / Marea de libros

El regreso de Amalia

Por Leire Escalada 28 enero, 2016 - 1:03

Alejandro Palomas publica "Un perro", una emocionante novela que retoma los geniales personajes de "Una madre".

Hay personajes que emocionan, enfadan, hacen reír y que, a veces, incluso aconsejan. Personajes que dejan huella, esos que recuerdas tiempo después de terminar el libro que habitan. Amalia es uno de ellos: una entrañable, despistada y terca sexagenaria recién divorciada, madre de un hijo y dos hijas, que vive en un piso de Barcelona con su perrita Shirley.

Alejandro Palomas (Barcelona, 1967) la presentó en "Una madre" (248 páginas, 17,95 euros), una preciosa y divertida novela publicada por Siruela que no deja de conquistar lectores. Ahora, Amalia acaba de regresar a las librerías con "Un perro" (336 páginas, 18,90 euros), de la mano de Destino.

El libro recupera a este genial personaje y a sus hijos Fer, Silvia y Emma, a Shirley, a su amiga Ingrid... Presenta algunos nuevos e invita a conocer mejor otros, como la abuela Ester, que pese a su ausencia, está muy presente en sus vidas.

R, UNO MÁS EN LA FAMILIA

Alejandro Palomas Un perroEn "Un perro", cuyo narrador vuelve a ser Fer, han pasado algunos años desde que Amalia se divorció y comenzó su nueva vida. Un camino en el que sigue teniendo que afrontar las dificultades que se ciernen sobre una jubilada (ya de 70 años) con problemas de visión y poca capacidad económica, que comienza a respirar después de años de aislamiento en su matrimonio. Es su historia, sí, pero, sobre todo, es la historia de esta familia.

A ella se suma, de imprevisto, R, un precioso perro blanco que ya se han convertido en pieza insustituible del peculiar rompecabezas de esta familia, símil que al que el autor recurre a lo largo de la novela.

La narración transcurre desde las últimas horas de una tarde de julio hasta la mañana siguiente, un tiempo en el que Amalia y los suyos esperan ansiosos y angustiados una llamada sobre R que puede virar sus vidas.

SEGUNDAS OPORTUNIDADES

De la narración en presente, el autor guía con maestría al lector hasta episodios del pasado que permiten conocer mejor a estos personajes llenos aristas y sentimientos encontrados. Relata momentos felices, ausencias que duelen y también situaciones divertidas, entrelazadas a ritmo preciso.

Una historia sobre las segundas oportunidades, o las mejores oportunidades, dice Palomas; sobre lo que duele y cómo lo enfrentamos; sobre las dificultades de comunicación, lo que cuesta nombrar, reconocer, encontrarse.

"Nuestra balsa nos une y nos descubre más débiles, y eso, cuando la amenaza externa es real, nos hace más que nunca lo que somos: humanamente pequeños y grandes en nuestra pequeñez, sin olvidarnos de la balsa flota porque flota la compañía, cada uno sorteando el dolor a su manera, unos negándolo, otros enfrentándolo... pero todos remando, remando siempre", describe el narrador.

Es también una novela sobre las conexiones entre humanos y perros, una auténtica simbiosis que cuenta con acierto y sensibilidad. La relación del autor con su perro es el motor de esta historia que, como una muñeca rusa, reúne muchas.

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El regreso de Amalia