• lunes, 06 de diciembre de 2021
  • Actualizado 22:25

 

 
 

Blog / Balonmano de casa

El Palau no es para el Anaitasuna

Por José Javier Iso 11 noviembre, 2021 - 12:21

El equipo navarro realizó un buen partido en su visita a Barcelona, pero terminó derrotado (38-30) al no poder responder al fuerte ritmo local en el segundo tiempo.

Tiempo muerto del Anaitasuna ante el Barça en el Palau Blaugrana. @AnaitasunaBM
Tiempo muerto del Anaitasuna ante el Barça en el Palau Blaugrana. @AnaitasunaBM

Sorprender al líder es una misión casi imposible. El siete de Quique Domínguez lo intentó y tuteó al Barcelona, sobre todo en el primer tiempo en el que llevó la iniciativa durante los primeros 20 minutos.

Comenzó mandando en el tanteador y el Barça necesitó ocho minutos para ponerse por delante con un 4-3. Poco a poco los locales, con dificultades, fueron abriendo hueco de tres y cuatro tantos para irse al descanso con 19-16.

La salida en tromba en el segundo tiempo del siete catalán despejó las dudas con un parcial de 3-0 en los primeros 4 minutos. A partir de aquí las diferencias llegaron hasta ocho goles en el minuto 39.

El conjunto anaitasunista no se rindió en ningún momento. Arriesgó y redujo diferencias a 5 tantos pero  el ritmo impuesto por el líder no lo pudo superar el navarro.

Quique Domínguez se presentaba con un equipo con tres bajas importantes. Torriko, Pereira y Chocarro se quedaron en la cuneta al no recuperarse de sus lesiones. Tres hombres que son pieza fundamental  en el esquema anaitasunista. En su defecto el técnico dio paso a jugadores de la cantera como Ortiz y Albizu que dejaron una buena huella.

Las apuestas del entrenador pasaron por una defensa del 6-0 en defensa, en algunos momentos mixta y en ataque, tanto en el primer tiempo como en el segundo, empleó el 7 contra 6.

La táctica es arriesgada, y así le fue. Mal porque no sirvió para sorprender sino para beneficiar al Barça que, a la contra, pudo mantener las ventajas e incluso aumentarlas.

El partido resultó vistoso. Juego rápido, buenos pases, bonitos lanzamientos y buenas intervenciones de los porteros, sobre todo de Perez de Vargas y Maciel, aunque los navarros no desmerecieron en este capítulo. El Anaita mostró la cara que le acompaña. Lucha de principio a fin y que salga lo que tenga que salir.

Los jugadores que saltaron a la cancha dieron todo lo que tienen. Intentaron tapar las ausencias del equipo y se pueden sentir satisfechos del partido, a pesar de la derrota.

Ganar en el Palau es una misión prácticamente imposible para los equipos de la liga Asobal. Intentarlo, como lo hizo el Anaita, está muy bien porque no tienes nada que perder.

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El Palau no es para el Anaitasuna