TRIBUNALES

El acusado de grabar a 129 mujeres desnudas en Pamplona acepta condena de 115 años pero cumplirá solo 5

La Fiscalía solicitaba para el dueño de la agencia de modelos una pena de 409 años de cárcel así como un conjunto de multas que ascendía a más de 750.000 €.

El acusado, Daniel L.O (c), de 36 años, sale este lunes del Palacio de Justicia de Pamplona, tras alcanzar un acuerdo con la fiscalía en el que ha sido condenado a 115 años de prisión por delitos de atentado contra la intimidad contra 129 mujeres, 48 de ellas menores de edad comprendidas entre los 13 y los 17 años. EFE/Iñaki Porto
El acusado, Daniel L.O (c), de 36 años, sale este lunes del Palacio de Justicia de Pamplona, tras alcanzar un acuerdo con la fiscalía en el que ha sido condenado a 115 años de prisión por delitos de atentado contra la intimidad contra 129 mujeres, 48 de ellas menores de edad comprendidas entre los 13 y los 17 años. EFE/Iñaki Porto

El hombre acusado de grabar a 129 mujeres desnudas en una agencia de modelos en Pamplona ha aceptado este lunes, al inicio del juicio en la Sección Segunda de la Audiencia de Navarra, una condena de 115 años de cárcel tras un acuerdo entre las partes, pero cumplirá un máximo de 5 años de cárcel, ya que el cumplimiento de la condena de prisión no podrá exceder del triple del tiempo de la pena más grave impuesta.

Inicialmente, la Fiscalía solicitaba para el acusado, que era el dueño de la agencia de modelos, una pena de 409 años de cárcel por la comisión de 129 delitos contra la intimidad, de descubrimiento y revelación de secretos y dos delitos de corrupción de menores.

Según el escrito de acusación del Fiscal, entre los años 2013 y 2015, el acusado regentaba una agencia de modelos en Pamplona a través de la cual "contactaba con numerosas jóvenes interesadas en trabajar como modelos" a las que, tras concertar una cita con ellas, "les sacaba una fotografía vestidas, portando una pizarra con su nombre" para, a continuación, pedirles que se pusieran ropa de baño, abandonando la habitación.

Era en este momento cuando el acusado, según el fiscal, "con ánimo de obtener imágenes y vídeos de las jóvenes desnudas, dejaba la cámara sobre un trípode, enfocando a las chicas y en funcionamiento, grabándolas mientras se cambiaban de ropa, sin que ellas tuvieran conocimiento de dicha grabación ni hubieran consentido la misma".

De este modo, y a lo largo de los años 2013, 2014 y hasta finales de febrero de 2015, "el acusado, sin el consentimiento de las afectadas y para vulnerar su intimidad, obtuvo grabaciones y fotografías" de 129 jóvenes, algunas de ellas menores de edad, según el fiscal.

Tras practicarse la entrada y registro en la sede de esta agencia y en los domicilios del acusado, se ocuparon numerosos CD y DVD, además de pendrives que contenían las imágenes y grabaciones realizadas por el acusado, "sin que conste que se hayan difundido a terceros o por Internet las mismas".

El inicio del juicio estaba fijado para este lunes a las 9 horas en la Sección Segunda de la Audiencia de Navarra y estaba previsto que se prolongara hasta el 11 de febrero.

Sin embargo, las partes han estado negociando hasta última hora para finalmente llegar a un acuerdo, que se ha certificado hacia las 11 horas ante el tribunal.

El fiscal ha expuesto en la sala las modificaciones en su escrito que han propiciado el acuerdo y con el que todas las partes se han mostrado de acuerdo. La sentencia condena también al acusado a pagar aproximadamente un millón de euros entre indemnizaciones y multas.

El acusado, a preguntas del tribunal, se ha mostrado conforme con el acuerdo y ha aceptado igualmente que cumplirá un máximo de cinco años de prisión por los hechos.

Tras ello, todas las partes han confirmado que no presentarán recurso, por lo que la Sección Segunda de la Audiencia ha dictado sentencia firme. La celebración del juicio ha conllevado la presencia de numerosos medios de comunicación.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El acusado de grabar a 129 mujeres desnudas en Pamplona acepta condena de 115 años pero cumplirá solo 5