• lunes, 27 de septiembre de 2021
  • Actualizado 16:28

 

 
 

TRIBUNALES

Quemó de forma intencionada 7 coches y 4 motos en Pamplona: piden 3 años de cárcel y 35.500 euros por los daños

El acusado se encuentra en prisión desde el mes de abril de 2019, cuando fue detenido por la Policía Municipal tras dos noches de fuegos intencionados. 

Los bomberos trabajan en la extinción de los vehículos quemados premeditadamente en Pamplona.
Los bomberos trabajan en la extinción de los vehículos quemados premeditadamente en Pamplona en el mes de abril de 2019.

Un hombre se enfrenta esta semana a un juicio en la capital navarra acusado de haber prendido fuego a 7 coches y 4 motos que afectaron también a un parquímetro de la zona azul y a un árbol municipal. 

La Fiscalía pide para el acusado 3 años de prisión por un delito continuado de daños causados mediante incendio, así como el pago de más de 35.500 euros en indemnizaciones entre todos los ciudadanos afectados por los incendios provocados durante el pasado mes de abril. 

Todos los hechos ocurrieron de madrugada, en concreto en las noches del 18 y 20 de abril, cuando el acusado llevó a cabo todas sus acciones antes de que fuera interceptado por la Policía Municipal de Pamplona. Desde ese mismo momento se encuentra en prisión provisional por esta causa, ya que carecía de antecedentes. 

Los incendios comenzaron el 18 de abril a las 6 horas en la calle Monasterio de Alloz, donde el hombre utilizaó un mechero y papel absorbente para quemar 4 motocicletas estacionadas, causando daños cuantiosos en todas ellas. Además, el fuego y el humo dañaron un parquímetro de la zona azul propiedad de la empresa Dornier, así como un árbol propiedad del consistorio pamplonés. 

Mientras los bomberos llegaban hasta el lugar de los hechos, el hombre se dirigió hasta el número 35 de la calle Guelbenzu, donde sobre las 6.40 horas y mediante el mismo procedimiento del mechero y el papel le pegó fuego a dos coches aparcados, un Renault Megane y un Peugeot 206. Los primeros en llegar fueron unos agentes de Policía Municipal, que utilizaron un extintor de una comunidad de vecinos, que también le reclaman al acusado por valor de 45 euros. 

Finalmente, esa misma noche y con los bomberos trabajando en los fuegos anteriores, el pirómano se desplazó hasta la calle Río Alzania, a la altura del número 7, donde prendió fuego a otros dos coches con la única finalidad, según la fiscalía, de "menoscabar la propiedad ajena". En este caso los perjudicados fueron un BMW 3 y un VW Passat. 

Un par de noches después, el hombre volvió a actuar, siempre según el relato de la Fiscalía, de la misma manera. En este caso actuó en la plaza San Juan de la Cadena, donde dañó con otro incendio un Opel Astra, dos Audi A3. 

En la cantidad de los 35.500 euros en indemnizaciones se han añadido los 968 euros en los que se ha valorado la intervención de los bomberos y hay que tener en cuenta que dos de los propietarios de vehículos afectados no han presentado denuncia, a pesar de que se les hizo ofrecimiento. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Quemó de forma intencionada 7 coches y 4 motos en Pamplona: piden 3 años de cárcel y 35.500 euros por los daños