TRIBUNALES

Arranca el juicio contra dos miembros de la 'kale borroka' en Navarra: se enfrentan a 23 años de cárcel

José Javier Oses Carrasco e Iñigo Gulina Tirapu actuaron entre 2004 y 2007 quemando cajeros o atacando con cócteles molotov a sedes de partidos políticos.

Pintadas de la kale borroka en el parque de Irubide, en la Chantrea.
Pintadas de la kale borroka en el parque de Irubide, en la Chantrea.

La Sección Primera de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional juzgará a partir de este lunes, a José Javier Oses Carrasco e Iñigo Gulina Tirapu, antiguos miembros de la 'kale borroka', donde fueron compañeros del que ha sido considerado el último jefe de la banda terrorista ETA, David Urdin Pérez.

A José Javier Oses e Iñigo Gulina se les acusa de formar parte de Segi, la organización juvenil de ETA sucesora de Jarrai, y por participar en más de una decena de actos de 'kale borroka' en Navarra entre 2004 y 2007.

En concreto, el fiscal acusa a Oses de nueve delitos de daños terroristas por los que pide una condena de 23 años y medio de prisión, mientras que para Gulina solicita 18 años de cárcel también por seis delitos de daños terroristas.

Según el escrito de acusación del Ministerio Público, Oses y Gulina formaban parte de un grupo que entre 2004 y 2007 cometió diversos actos de 'kale borroka' y en el que también estaba el mencionado David Urdin, a quien fuentes de la lucha antiterrorista situaron al frente de las mermadas estructuras de ETA durante aproximadamente medio año, hasta su disolución el pasado mes de mayo.

En el grupo también estaban, según el fiscal, Aitor Torrea e Iñaki Torrea, quienes ya fueron juzgados en la Audiencia Nacional por estos hechos. Mientras que el primero fue condenado en 2013 a un año y tres meses de cárcel, el segundo fue finalmente absuelto.

MÁS DE 42.300 EUROS EN DAÑOS

Los episodios de 'kale borroka' de los que se acusa a Oses y Gulina van desde quema de cajeros, ataques con cócteles molotov a sedes de partidos políticos y sabotajes en el cableado de líneas de ferrocarril, todo ello en la provincia de Navarra. Los daños causados superan los 42.300 euros.

En los registros practicados por los investigadores a finales de 2007, encontraron en el domicilio de David Urdin panfletos con la firma y el anagrama de Jarrai y material para fabricar artefactos incendiarios.

En casa de Iñigo Gulina se intervinieron 22 pegatinas, un panfleto, un póster, nueve CD y una caja de DVD de Segi, así como documentos con el anagrama de Askatasuna. En una cazadora, además, se detectó gasolina como sustancia acelerante. Mientras, a Oses se le incautó diversa documentación de Batasuna, revistas y DVD de Segi.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Arranca el juicio contra dos miembros de la 'kale borroka' en Navarra: se enfrentan a 23 años de cárcel