PREMIUM  TERRORISMO

Juzgan al etarra navarro Joseba Iturbide por el atentado fallido en Oropesa del Mar en el 2007

Natural de Lesaca, fue entregado a la Justicia española por Francia, donde fue condenado a cinco años de prisión.

El etarra Joseba Iturbide. ARCHIVO
El etarra Joseba Iturbide. ARCHIVO  

La Audiencia Nacional juzgará el miércoles al etarra Joseba Iturbide, natural de Lesaca, por un atentado frustrado con una furgoneta bomba cargada con más de 500 kilos de explosivos que se iba a perpetrar en Oropesa del Mar (Castellón) en agosto del 2007, hechos por los que se enfrenta a ocho años de prisión.

El Ministerio Público lo acusa de un delito de colocación de explosivos y otro de daños, y al margen de la pena privativa de libertad, solicita una indemnización de más de 91.000 euros.

Iturbide fue condenado en febrero a cinco años de prisión en Francia, donde fue arrestado en el 2012 junto a su esposa, la etarra Izaskun Lesaka, natural de Pamplona, cuando formaba parte del aparato logístico-militar de la banda.

Pero el tribunal precisó que, con el tiempo que llevaba en prisión, ya había cumplido la pena dictada, si bien la justicia francesa dio su visto bueno a una euroorden lanzada por la Audiencia Nacional, para juzgarlo en España por el atentado fallido de Oropesa.

Fuentes de la lucha antiterrorista lo relacionan con ETA desde el 2002, cuando pasó a formar parte de la banda con Igor Portu, Mattin Sarasola y Mikel San Sebastián, con quienes formó el comando Elurra, al que la banda encomendó la colocación de un coche-bomba en Oropesa del Mar.

En el escrito de conclusiones provisionales, el Ministerio Público señala que el 25 de agosto del 2007, dos miembros del comando se desplazaron a Venta de Baztán para recoger una autocaravana cargada con entre 500 y 1.000 kilos de amonal.

ROBADO EN FRANCIA

El vehículo había sido robado la víspera en un aparcamiento de la localidad francesa de Messanges por cuatro etarras, que, con un arma, amenazaron al propietario con matar a su mujer e hijo, que en ese momento se encontraban en la caravana.

Tras recoger el vehículo, los etarras se trasladaron a Puente La Reina, donde otro miembro del comando les esperaba para hacerles entrega de los bidones de gasolina y seguir el trayecto a Oropesa del Mar por rutas secundarias.

Aquel día, Igor Portu detuvo la autocaravana para pasar la noche en un camino que sale de la carretera CV-10, en el término municipal de Cuevas de Vinromá (Castellón), a 40 kilómetros del destino final.

Alertados por un vecino, la Guardia Civil hizo un reconocimiento de la caravana, sin detectar nada sospechoso, si bien su presencia fue advertida por los etarras, que abandonaron el lugar y decidieron pasar la noche en el monte y activar la carga al día siguiente.

JUNTO A UNA TORRE DE ALTA TENSIÓN

El día 26, trasladaron la autocaravana a unos seis kilómetros del lugar donde la habían dejado el día anterior, al paraje denominado Masía Enriera, a unos 10 metros de una torre de alta tensión, donde dejaron la carga preparada para explosionar con un temporizador.

La explosión se produjo a las 19 horas y ocasionó daños en la torre de alta tensión valorados en 50.623,53 euros, sin que conste que el servicio quedara interrumpido, y un incendio en los olivos.

Al comando Elurra, del que formaban parte los cuatro etarras, se le atribuye además el atentado de la T4, y sendos atentados con vehículos bomba en las discotecas La Nuba y Bordatxo, en Urdax y Santesteban, respectivamente.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Juzgan al etarra navarro Joseba Iturbide por el atentado fallido en Oropesa del Mar en el 2007