PREMIUM  TERRORISMO

Dos etarras se desvinculan de un atentado y aseguran que hacían su vida de "recién casados"

El juez reabrió la causa, que fue archivada en 2006, por un manuscrito de la jefa de ETA Iratxe Sorzábal.

 Marcos Sagarzazu Oyarzábal y Francisco Javier Irastorza. EFE
Marcos Sagarzazu Oyarzábal y Francisco Javier Irastorza. EFE  

Los presuntos miembros del 'comando Ibarla' de ETA Marcos Sagarzazu Oyarzábal y Francisco Javier Irastorza Dorronsoro han negado en la Audiencia Nacional haber atentado contra la antigua casa cuartel de Endarlaza (Navarra) en 1995 y han asegurado que en esa época hacían su vida de recién casados con sus respectivas esposas, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

Sagarzazu e Irastorza han acudido a prestar una declaración indagatoria ante el juez Juan Pablo González, que hace una semana les procesó por un delito de atentado terrorista que causó la muerte al policía nacional Eduardo López Moreno el 19 de abril de 1995 y que también se atribuye a la ex jefa de la banda Iratxe Sorzábal, presa en Francia.

Sagarzazu e Irastorza  han dicho no estar de acuerdo con los hechos que se les imputan y han añadido que tenían sus trabajos y habían contraído hace poco matrimonio con sus respectivas mujeres. El juez tiene pendiente de comunicar su procesamiento a Sorzábal, que fue detenida el pasado septiembre en el país vecino junto al también considerado dirigente del aparato político de la organización, David Pla.

El titular del Juzgado Central de Instrucción número 3, que ha reabierto un caso archivado en 2006, considera que los entonces miembros del comando 'Ibarla' ocultaron en enero de 1995 un artefacto, compuesto de cinco kilos de explosivo, en los cimientos del acuartelamiento. La bomba estalló meses después en el momento en el que el agente entraba en el edificio, produciéndole graves heridas que le ocasionaron la muerte.

MANUSCRITO Y CROQUIS DE SORZÁBAL

El magistrado ha tenido en cuenta un indicio de "especial significación", consistente en un manuscrito en euskera de Iratxe Sorzábal en el que hablaba de la participación del comando en este atentado. El documento, que fue encontrado en una vivienda alquilado bajo identidades falsas a dos miembros 'liberados', Lorentxa Beyrie y Antxon Sasiain, fue elaborado por Sorzábal, según un informe de documentoscopia de la Policía Nacional.

Además, recuerda la declaración que Sorzábal prestó tras su detención en 2001, en la que llegó a confeccionar varios croquis "expresivos" de lugares donde se habían cometido atentados y acopiado armas y explosivos, suscribiendo "numerosas" actas de reconocimiento fotográfico de otros implicados en las actividades de la organización terrorista.

El juez ha valorado también un informe de la Guardia Civil que detallaba los integrantes y la actividad desarrollada por el comando legal 'Ibarla'  y señalaba a Irastorza y Sagarzazu como los miembros que colocaron la bomba.

El juez apunta que Sorzábal "no colocó materialmente el explosivo, pero intervino en su preparación y transporte" para cometer el atentado, que fue reivindicado el 26 de abril de 1995 por ETA. El 'comando Ibarla' inició su actividad en septiembre de 1994 hasta que fue desarticulado por el Instituto Armado el 30 de marzo de 2001 y parte de sus integrantes huyeron de España, según informó el Ministerio del Interior.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Dos etarras se desvinculan de un atentado y aseguran que hacían su vida de "recién casados"