TRIBUNALES

Couso, el parlamentario de Podemos que ataca a la Universidad de Navarra, ya fue condenado por injurias cuando era sindicalista

El populista ha considerado "un capricho" estudiar en la Universidad de Navarra: fue sentenciado por sus ataques contra el médico de Volkswagen Navarra. 

Carlos Couso habla con la Presidenta del Parlamento, Ainhoa Aznárez, ambos de Podemos Navarra PABLO LASAOSA
Carlos Couso habla con la Presidenta del Parlamento, Ainhoa Aznárez, ambos de Podemos Navarra PABLO LASAOSA  

Condenado por un delito de injurias graves con publicidad. Esta es parte del currículo del parlamentario Carlos Couso que Podemos ocultó a los ciudadanos cuando lo presentó a la lista del Parlamento.

Couso, sindicalista por CGT en Volkswagen Navarra fue condenado en sentencia firme por un comunicado en el que menospreciaba e insultaba al médico de la empresa. 

Ahora, el mismo Couso ha saltado a la palestra por su ataque directo contra la Universidad de Navarra y contra los cientos de miles de navarros que han estudiado libremente en este centro académico: "Con dinero público se garantizan los derechos y no se subvencionan los caprichos", ha señalado el parlamentario de Podemos sobre la alarmante disminución de becas decidido por el Gobierno de Uxue Barkos y el cuatripartito para alumnos que cursan sus estudios en la Universidad de Navarra. 

Couso ha rematado sus declaraciones con una frase que deja también en muy mal lugar a la Universidad Pública de Navarra, a la que ha considerado como de tercera fila: "Yo también quiero almorzar jabugo todos los días, pero como no me llega pues como mortadela", ha dicho en referencia a los dos centros académicos, comparando a uno como la primera fila y al otro como algo de baja calidad. 

UPN, PSOE y PP han pedido al gobierno nacionalista de Navarra que retire la actual convocatoria de becas, algo que la propia Universidad incluso ha recurrido: "Afecta a los estudiantes y a las familias con menos recursos económicos". 

CONDENADO POR SUS INJURIAS EN VOLKSWAGEN

Las declaraciones y el talante destructivo de Couso no se han quedado en la Universidad de Navarra, Según ha podido conocer Navarra.com, el parlamentario de Podemos fue condenado junto a otros compañeros del sindicato CGT por sus injurias graves en 2006 cuando ocupa un puesto de responsabilidad.

Couso y sus compañeros colocaron un texto en todos los tablones de la empresa y se repartió también entre los trabajadores un texto despectivo contra el médico de la empresa, del que llegaron a dudar incluso de que tuviera su título universitario. 

"No sólo es un profesional de la salid lamentable, sino que además carece de la más mínima ética personal y profesional", decía Couso en el comunicado redactado como responsable de la CGT. 

Todo el texto era un compendio de ataques a la profesionalidad del médico, al que calificaban de "personaje" o "elemento" y alertaban de sus "paranoias personales". 

El comunicado de Couso y los otros sindicalistas de Volkswagen fue a raíz de una sentencia favorable a un trabajador de la empresa en la que el médico en cuestión había actuado como perito. "De nada le ha servido valerse de su supuesta titulación de médico (nosotros hasta que no la veamos no nos la creemos) para enredar y confundir al juez como ha hecho en otras ocasiones", decía el texto de CGT

El juez consideró que los términos empleados eran propias de un delito de injurias graves con publicidad, al haberse expuesto en los tablones de Volkswagen y haberse repartido el texto entre los trabajadores. 

Para la condena, el juez consideró que el texto se preparó de manera "meditada y debatida", y no en un momento de acaloramiento. 

Couso y los otros cuatro sindicalistas fueron condenados, cada uno de ellos, a seis meses de multa, por lo que tuvieron que pagar 1.000 euros cada uno al médico al que dirigieron sus descalificaciones

No es la primera vez que Couso tiene problemas por sus maneras de actuar. De hecho, también años atrás en su mismo puesto de VW-Navarra, denunció haber sufrido una agresión por parte de otro sindicalista de la misma empresa.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Couso, el parlamentario de Podemos que ataca a la Universidad de Navarra, ya fue condenado por injurias cuando era sindicalista