• sábado, 27 de noviembre de 2021
  • Actualizado 00:41

 

 
 

SOCIEDAD

El detalle de Perera: brinda desde la distancia un toro a los ancianos de la Meca en Pamplona

El diestro extremeño se acordó de los ancianos de la Casa de Misericordia de Pamplona durante un festejo en Badajoz este fin de semana. 

Miguel Ángel Perera brinda un toro durante una corrida de San Fermín en Pamplona en una imagen de archivo. IÑIGO ALZUGARAY
Miguel Ángel Perera brinda un toro durante una corrida de San Fermín en Pamplona en una imagen de archivo. IÑIGO ALZUGARAY

El torero Miguel Ángel Perera tuvo un detalle precioso con la Casa de Misericordia de Pamplona, en concreto con los más de 500 residentes de la Meca en la capital navarra. 

Desde la distancia en una corrida en Badajoz, Perera se acordó de la residencia que acoge a los mayores de Pamplona y que se encarga cada de organizar los festejos taurinos de la Feria del Toro en San Fermín.

"Quiero brindar este toro a todas las personas mayores que nos están viendo desde los asilos, especialmente a los ancianos de la Casa de Misericordia. A esos abuelos que gracias al sudor de su frente tenemos hoy la sociedad que tenemos. Va por ellos, porque han sido los más castigados y los que más han sufrido con toda esta pandemia", señaló el diestro. 

Perera comparecía en un festejo en Barcarrota (Badajoz) y protagonizó una gran faena a un toro de Fuente Ymbro, premiado con la vuelta al ruedo. 


Ricardo Gallardo, ganadero de Fuente Ymbro, lidiaba su primera corrida de toros de la temporada. y lo hizo con cuatro cuatreños que no dejaron a nadie indiferente: agradables por delante, pero con cuajo y hechuras de embestir.

Y vaya si embistieron. Desde las dulces embestidas del pastueño, que fue el primero, a las del astado enclasado, que fue el tercero, al que se le dio la vuelta al ruedo, sin que faltara la exigencia de alguno como el cuarto. Toros para sentirse, sobre todo, pero para no dejar nada al azar, para ponerse en el sitio y torearlos, que no es lo mismo que dar pases.

Perera tuvo el mejor lote. Sorteó uno nobilísimo, el que abrió festejo, al que le corrió la mano con autoridad y la muleta siempre puesta para ligar los muletazos. Faena que tuvo contenido por la ausencia de toques y la suavidad que eso imprime al toreo, y por lo rematadas que salieron las series en redondo, con un sentido del temple tan consustancial a este torero. Perdió premio por el descabello.

El tercero fue el toro de la corrida. No fue bravo en el caballo porque no se empleó y porque hizo sonar el estribo, pero fue un toro a más desde el tercio de banderillas, que embistió y lo hizo siempre por abajo con mucha clase.

"Retama" -tal era su nombre-, repetía incansable sus acometidas y lo hacía siempre con entrega, y, a tono de tan distinguidas embestidas, Perera lo llevó muy sometido en la muleta, rematando los pases por debajo de la pala del pitón. Transmisión del animal y toreo caro del diestro extremeño en series muy ligadas, sin brusquedades. Sinfonía de buen toreo. Media fulminante y dos orejas sin discusión.

El lote de Garrido, sin ser imposible, sin embargo, no fue tan a modo como el de su compañero. A su primero le faltó esa profundidad de los toros que se quieren "comer" la muleta, tenía que perderle pasos, pero así y todo el joven extremeño le hizo una faena de buen tono, especialmente por el pitón derecho.

El cuarto tenía mucho que torear, un toro encastado y exigente, nada fácil porque se descomponía si tocaba la muleta. Fue la de José Garrido una faena en la que no hubo dudas por parte del torero, muy meritoria pero que discurrió entre altibajos.

FICHA DEL FESTEJO

Cuatro toros de Fuente Ymbro, agradables por delante, manejables y de buen juego en general. Al tercero, de nombre "Retama", número 22, nacido en febrero de 2016, se le dio la vuelta al ruedo. Noble y de buena condición el primero; le faltó recorrido al segundo; y áspero y exigente el cuarto.

Miguel Ángel Perera: de canela y oro: media y dos descabellos (ovación); media fulminante (dos orejas).

José Garrido, de sangre de toro y oro: estocada (oreja); estocada trasera y dos descabellos (oreja).

En cuadrillas, Curro Javier y Antonio Chacón saludaron tras banderillear a primero y segundo, respectivamente; y destacó también la buena lidia de Javier Ambel al primero.

La plaza rozó el lleno sobre el aforo permitido


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El detalle de Perera: brinda desde la distancia un toro a los ancianos de la Meca en Pamplona