• sábado, 18 de septiembre de 2021
  • Actualizado 07:00

 

 
 

SUCESOS

Oleada de terremotos en Pamplona: 14 temblores de más de 2 grados han sacudido la Cuenca en solo mes y medio

El más fuerte, con una magnitud de 4,4 grados, se sintió el 10 de marzo, y el más reciente, de 3 grados, se ha registrado este 1 de mayo en Olave.

GRA050 ORICÁIN (NAVARRA) 10-03-2017. Un terremoto se ha registrado a las 7:43 horas a un kilómetro de profundidad y ha tenido una magnitud de 4,4 en la escala Richter. El movimiento sismico ha tenido a la localidad navarra de Oricáin como epicentro del temblor de tierra. No se han registrado daños personales y los materiales son de poca entidad. "Algún vecino ha comentado que se le ha roto un cristal y algún otro hablaba de una grieta, nada más. Ha sido un gran susto pero afortunadamente no hay daños" han dicho. EFE/Diges
El terremoto de 4,4 grados de magnitud registrado en Oricáin el pasado 10 de marzo fue el de mayor intensidad. EFE/Diges

La Cuenca de Pamplona ha vivido en el último mes y medio una auténtica oleada de temblores desde que en la mañana del pasado 10 de marzo miles de vecinos se despertaran, a las 7:43 horas, sacudidos por un terremoto de 4,4 grados en la Escala de Richter.

Este seísmo, con epicentro en Oricáin, asustó notablemente a la población, y fue el inicio de una 'temporada' de movimientos sísmicos de diferentes magnitudes en la comarca, al que se suma el de este lunes, de 3 grados, en Olave.

En concreto, hasta 14 temblores de más de dos grados, según datos recogidos en el los informes del Instituto Geográfico Nacional, se han dejado sentir en el último mes y medio en distintas localidades de la zona.

PELIGROSIDAD "MODERADA"

Sorprenden estas cifras porque Navarra no es una región de especial actividad sísmica. De hecho, el grado de peligrosidad sísmica en la Comunidad foral está calificado de "moderado". En concreto, en la mayor parte del territorio navarro por debajo de los 0,04 grados en su escala de medición.

De hecho, según datos del Gobierno foral, ta solo once localidades superan este baremo. Son Ustárroz, con un índice de 0,07 grados y Esparza de Salazar, Ezcároz, Garde, Isaba, Izalzu, Jaurrieta, Ochagavía, Oronz, Roncal y Urzainqui, con un grado menos. Por este motivo, los edificios construidos en estos pueblos deben respetar lo estipulado ne la Norma de Construcción Semiterrestre, que concreta las medidas antisísmicas a seguir.

LOS TEMBLORES MÁS DESTACADOS

A pesar de que el número de temblores registrados en las últimas semanas ha superado la veintena, no todos han sido percibidos por la población, debido a su baja intensidad. En cualquier caso, sí han sido más de una decena de los que se ha tenido constancia. Si bien solo con los primeros movimientos sísmicos se sintieron muebles y cristales moverse, con el resto, a pesar de ser más leves, también se han notado con claridad en distintos puntos de la Cuenca.

Cronológicamente, el primero y más potente fue el citado con de Oricáin, al que siguieron ese mismo fin de semana numerosas réplicas. Esa misma mañana de viernes se sintió una de 2,5 grados, con epicentro en Egüés, mientras que por la tarde la tierra volvió a temblar desde Ripa, un temblor más fuerte, llegando a los 3,4 grados.

Horas después, pasadas las 18:30 horas, llegó el cuarto temblor, de 2,4 grados y con epicentro en Larraizar, al que siguió uno más leve la madrugada del sábado, de tan solo 1,6 grados, 'desatado' en Zubiri. 

La actividad sísmica continuó siendo intensa en la comarca con los dos temblores registrados el 13 de marzo, en Olave y Zubiri, y de 2,7 y 2,2 grados, respectivamente. Se produjeron por la tarde, con tan solo una hora de diferencia, entre las 19 y las 20 horas. Tan solo un día después la tierra volvió a moverse desde Egüés, a las 21:15 horas, aunque de nuevo con un seísmo de baja intensidad, 1,7 grados.

El día 15 fue especialmente intenso, al registrarse hasta tres movimientos sísmicos en la zona, localizados en Egüés (2 grados), Zubiri (1,7 grados) y Olave (2,5 grados).

CINCO TERREMOTOS EN POCAS HORAS

Una de las jornadas más destacadas en cuanto a los movimientos sísmicos fue la de la noche del 25 de marzo hasta la mañana del domingo. El primero, que además fue el más intenso, tuvo lugar pasadas las 21:00 horas, localizado en Olave. Y tan solo dos horas después la tierra volvió a temblar en Ustárroz, con una intensidad de 2,1 grados. Cerca de las 00:30 horas, ya en la madrugada del sábado, un temblor de 1,8 grados localizado en la misma localidad.

La siguiente sacudida, también durante la madrugada, se localizó en Olagüe, con una magnitud más fuerte, 2,8 grados. Fueron cuatro terremotos en muy pocas horas. Además, pasadas las 12:30 horas del domingo, la tierra tembló desde Olave, un temblor leve, de 1,9 grados.

Tan solo dos días después, la tierra volvió a moverse con dos terremotos seguidos, ambos localizados en Egües, de 3,2 grados de intensidad, separados por tan solo tres segundos. Ambos se sintieron bastante en distintos puntos de la Cuenca. Les siguió un movimiento con epicentro en Ripa de 1,2 grados.

Todos los terremotos que por su intensidad han podido ser percibidos, han causado en mayor o menor medida alerta y sorpresa entre los vecinos, que han transmitido sus impresiones a través de redes sociales como Twitter o Facebook. Incluso sobre el primero, el más potente hasta la fecha, se crearon divertidos memes.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Oleada de terremotos en Pamplona: 14 temblores de más de 2 grados han sacudido la Cuenca en solo mes y medio