SUCESOS

Salta la alerta en Navarra: una de las osas liberadas por Francia mata una oveja en el valle del Roncal

El Gobierno de Navarra prepara ya un plan de acción para presentarlo a los representantes sociales de los valles de la zona.

Un oso enseña los dientes. ARCHIVO
Un oso enseña los dientes. ARCHIVO  

Desde la suelta de dos osas en Francia a comienzos del mes de octubre, el Gobierno de Navarra ha venido recibiendo información por parte del Estado francés referente a dichos animales. Las informaciones recibidas no permitían conocer con detalle sus movimientos y, por lo tanto, era imposible establecer medidas específicas de prevención, siendo solo útiles para confirmar que los desplazamientos han sido muy activos, algo esperable en estas primeras semanas, y que han supuesto que las osas se hayan movido por toda la cordillera, buscando su hábitat idóneo.

El Gobierno de Navarra, desde un primer momento, solicitó al Estado francés el acceso a toda la información disponible, tanto en tiempo como en forma, y el establecimiento de cauces oficiales que permitan trasladar dicha información a las entidades locales y agentes implicados.

En cualquier caso, la información recibida ha hecho que desde el Gobierno de Navarra se comunicará a la Junta del Valle de Roncal la presencia intermitente de al menos una de las osas, y que el Guarderio Forestal de la zona mantuviera vigilancia en las zonas. El Ejecutivo foral considera imprescindible que la información necesaria para una correcta gestión pueda ser trasladada de forma ágil y trasparente a todos los sectores.

Esta situación, no obstante, ha dado un giro considerable, ya que el pasado 12 de noviembre, un ganadero, titular de una explotación ganadera en Uztárroz, comunicó un posible ataque de oso pardo a ganado de su rebaño.

Aun cuando por la época del año, con baja presencia de ganado en los pastos y entrada del período de hibernación, y por el movimiento constante de los animales, no se prevé que puedan producirse ataques importantes y reiterados, desde el momento de la recepción de la comunicación, el Guarderío Forestal y los servicios técnicos han activado el protocolo por ataque de oso, con seguimiento terrestre y avisos a los ganaderos para la autoprotección.

Ese mismo día, se reiteró la solicitud de información al Estado francés de los movimientos precisos en continuo de la osa, y se pidió el apoyo al Ministerio de Transición Ecológica español, además de realizarse una visita in situ a la explotación ganadera.

MEDIDAS A ADOPTAR

Consecuencia de la información recibida y de los análisis, en el acta realizada por parte del Guarderío Forestal se considera probado que una oveja ha muerto por el ataque de un oso, poniendo en conocimiento este hecho tanto a la Prefectura de Pau como al Ministerio de Transición Ecológica, al tiempo que se exigía una reunión con carácter inmediato para establecer cauces oficiales de comunicación y el análisis de las medidas a adoptar o ya adoptadas.

Asimismo, ya se ha tramitado el expediente de indemnización con carácter de urgencia y se han dado instrucciones precisas al Guarderío Forestal para que mantengan una vigilancia extrema en las explotaciones ganaderas susceptibles de ser afectadas.

Paralelamente a todo ello, y como ya es conocido, se han mantenido tres encuentros en el territorio, y el Gobierno de Navarra ha trasladado a las entidades locales y a diferentes sectores propuestas de medidas a adoptar.

Además, se ha realizado un estudio en el valle de Roncal, en donde se han recogido propuestas de diferentes sectores, que junto con las recibidas de la Junta del Valle de Salazar, del Ayuntamiento de Roncal y de otros agentes, conforman un documento de trabajo, un borrador del plan de acción del oso pardo que será presentado la próxima semana en el territorio. Este plan incluirá medidas de prevención de daños, fomento de la ganadería extensiva, información y formación, sistema de avisos y vigilancia, etc.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Salta la alerta en Navarra: una de las osas liberadas por Francia mata una oveja en el valle del Roncal