• lunes, 29 de noviembre de 2021
  • Actualizado 17:53

 

 
 

SUCESOS

Inundaciones en Navarra: anegadas casas, un cuartel, una empresa, carreteras y evacuado un tren

Tras un comienzo de mañana marcado por lluvias torrenciales en varios puntos, la Comunidad foral se encuentra en estos momentos en calma.

Inundación y accidente de tráfico en Tudela por las fuertes tormentas POLICÍA FORAL
Inundación y accidente de tráfico en Tudela por las fuertes tormentas POLICÍA FORAL

La situación es de calma en Navarra tras las tormentas que se suceden desde la pasada madrugada y que han causado diversas incidencias en la mitad sur de la comunidad, que han requerido la intervención de los bomberos en una veintena de ocasiones, sin que se hayan producido heridos ni daños de consideración.

Entre las 5:00 y las 6:30 horas, las fuertes precipitaciones han afectado a localidades de la zona media como Artajona, Vergalijo o Caparroso, con una empresa textil en la que ha sido necesario achicar agua.

También se ha producido un corrimiento de tierras y se ha formado una gran balsa de agua en la carretera NA-6100 (Carrascal-Marcilla, a la altura de Vergalijo) en la que ha quedado atascado un coche cuyos ocupantes han sido rescatados sin que sufrieran daño alguno.

Por otra parte, un tren ha quedado detenido a unos 100 metros de la estación de Lodosa al resultar averiado al parecer a causa de las precipitaciones. Los viajeros han sido evacuados hacia la estación a la espera de que se reanudara el servicio.

Las tormentas se han trasladado posteriormente hacia el sur de la Comunidad, causando el vuelco de un coche, sin que sus ocupantes resultaran heridos, a las 6:57 horas en la A-68, y el de otro vehículo a las 7:47 en la NA-115 (Funes) cuyo conductor ha sido trasladado en ambulancia al Complejo Hospitalario de Navarra con heridas leves.

El accidente ha sido atendido por los bomberos de Peralta, que han remolcado a otro automóvil que se había salido de la vía en el mismo lugar sin consecuencias para el conductor.

Las precipitaciones han provocado inundaciones en viviendas de Tudela (calle Carnicerías) y Fontellas (calle Virgen del Rosario). En ambos casos se ha debido al colapso de los colectores, lo que ha producido embalsamientos y la entrada de agua en las casas.

También se encuentran cortadas por balsas de agua las carreteras NA-6140 (Tafalla-Miranda de Arga) en el kilómetro 14,7 y NA-601 (Campanas-Lerín), a la altura del kilómetro 23.

Las incidencias han sido atendidas principalmente por bomberos de los parques de Lodosa, Peralta, Tafalla y Tudela, que han protagonizado una veintena de salidas de las que más de la mitad corresponden a Tudela. Además han intervenido patrullas de Policía Foral en la regulación del tráfico y personal de Conservación de Carreteras del Gobierno de Navarra.

Una de las localidades donde más precipitación ha caído es la de Larraga, con casi 100 l/m2, aunque desde el Ayuntamiento de la localidad han comentado a Efe que no se han registrado incidencias de importancia.

El vicepresidente Javier Remírez ha recordado en la rueda de prensa posterior a la sesión de Gobierno que se mantiene la alerta naranja por tormentas y ha hecho un llamamiento a la ciudadanía para que mantenga una actitud preventiva y consulte a los organismos oficiales.

"Lo que trasladan es que se han producido incidencias, no de gravedad y ahora la situación es de tranquilidad", ha resaltado.

Aemet ha confirmado en redes sociales un récord alcanzado hoy en la capital ribera, el de precipitación acumulada en una hora. Con 63,4 milímetros entre 6:30 y 7:30 horas, es el mayor registro en 32 años de observaciones. El anterior registro máximo data del 23 de julio de 1997 con 38,5 milímetros, algo más de la mitad del máximo alcanzado hoy.

En la capital ribera, la tormenta ha originado multitud de incidencias por inundaciones, balsas de aguas y arquetas levantadas, según ha informado en una nota la Policía Local de Tudela, que ha destacado que una de las zonas más afectadas ha sido la calle El Ferial, donde el agua acumulada ha alcanzado los 50 centímetros.

“Ha entrado en las viviendas y también en los vehículos; la gente estaba muy preocupada cuando hemos llegado”, ha asegurado el Jefe de la Agrupación de Protección Civil de Tudela, Íñigo Arriazu, que ha explicado que lo primero que han hecho, antes de comenzar a achicar agua, ha sido “abrir todas las arquetas de la calle y enseguida el nivel de agua ha comenzado a descender”.

Las tormentas han provocado que la Guardia Civil de Navarra también haya atendido numerosas incidencias en la zona media y baja de Navarra. En principio los municipios más afectados son Artajona, Mendigorria, Larraga, Berbizanca y Miranda de Arga, donde grandes zonas de cultivo se han visto anegadas de agua, así como una cantidad importante de caminos y algunas vías de comunicación.

Según ha informado la Guardia Civil, la carretera que une las localidades de Larraga y Mendigorria, la NA-601, se encuentra cortada a la circulación por la inundación de la misma, así como la NA-6020 a la altura del kilómetro 12,500 (acceso a la localidad de Artajona).

Entre los numerosos afectados por las fuertes lluvias se encuentra el acuartelamiento de la Guardia Civil de Miranda de Arga, que ha sufrido inundaciones en parte de la oficina de Atención al Ciudadano, así como de los garajes del propio cuartel.

Tres vecinos de las zonas afectadas, que circulaban con sus vehículos, se han visto sorprendidos por el agua que acabó arrastrando los turismos, aunque han podido salir sus ocupantes por sus propios medios justo antes de ser arrastrados.

La Agencia Estatal de Meteorología mantiene activada desde la medianoche pasada la alerta naranja por tormentas acompañadas ocasionalmente por granizo y fuertes vientos, situación que se mantendrá inicialmente hasta las 0:00 horas del 2 de septiembre. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Inundaciones en Navarra: anegadas casas, un cuartel, una empresa, carreteras y evacuado un tren