PREMIUM  SUCESOS

Tres policías heridos en disturbios abertzales alentados por Maiorga Ramírez (EH Bildu) en Pamplona

Jóvenes con las caras cubiertas y portando palos estuvieron provocando daños en al menos tres locales del Casco Antiguo.

Disturbios con abertzales en el Casco Antiguo de Pamplona. TWITTER (@AuzoNews)
Disturbios con abertzales en el Casco Antiguo de Pamplona. TWITTER (@AuzoNews)  

Tres agentes de la Policía Nacional y una menor de edad han resultado heridos durante varios disturbios protagonizados por jóvenes abertzales durante la tarde-noche de este viernes en el Casco Antiguo de Pamplona.

Los hechos comenzaron a las 20.30 horas, cuando se recibió una llamada en la central de la Policía Nacional que alertaba de que un grupo formado por entre 12-14 individuos, que iban con los rostros cubiertos con caretas y portando palos, entraron en una sala de apuestas de la calle Estafeta.

Allí generaron diversos daños en el establecimiento e increparon a las personas que se encontraban en su interior. De ese sitio, los radicales se dirigieron hasta el local que Chocolates Valor regenta en el paseo de Sarasate, donde también causaron daños y tuvieron un comportamiento violento similar.

La policía les seguía la pista y dieron con ellos en la calle Mayor, después de que reprodujeran una actuación igual que las anteriores en un Carrefour Express. En ese momento, cuando dos agentes de paisano trataban de retenerlos, varios grupos de personas salieron de los bares más cercanos y comenzaron a increparlos, por lo que tuvieron que dejarlos marchar.

Poco después llegó a la zona una unidad de intervención de la Policía Nacional a bordo de un furgón. En ese momento, se produjo una desbandada general en la que, según testigos de lo ocurrido, una menor de edad, de 14 años, se cayó al suelo junto al vehículo policial, sufriendo diversas lesiones.

En ese instante, de uno de los locales salió el parlamentario de EH Bildu Maiorga Ramírez, que, siempre según estos testigos, comenzó a gritar que él había visto lo ocurrido y que los policías la habían atropellado, animando a la gente que se encontraba en el lugar a que increpara a los agentes.

TRASLADADA AL HOSPITAL

Las protestas se encolerizaron y los agentes ni siquiera pudieron llegar a bajar de la furgoneta en un primer momento. Después, una vez ya en la calle, acompañaron a la menor hasta la comisaría, de donde fue trasladada hasta el Complejo Hospitalario de Navarra.

A las instalaciones policiales acudió también Ramírez, que acompañó a la joven y que protestó en todo momento por la actuación de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado.

Mientras tanto, un grupo de violentos abertzales se reunió en las inmediaciones de la Jefatura Superior de la Policía, ubicada en la calle General Chinchilla. En varias calles cercanas, movieron contenedores de vidrio y profirieron gritos de "policía asesina".

En la calle San Antón, ante la llegada de los agentes, comenzaron a arrojarles cascotes, ladrillos y piedras que cogían de las obras cercanas de varios edificios. También les lanzaron bengalas y otros artefactos pirotécnicos.

CON LA CARA QUEMADA

Según ha indicado el Sindicato Unificado de Policía en Navarra, tres policías resultaron heridos: uno de ellos, con la cara quemada debido a la pirotecnia lanzada; y los otros dos, con heridas en un tobillo y el muslo por los golpes recibidos de los objetos lanzados.

Los radicales abertzales, que continuaron los disturbios hasta la medianoche, aprovecharon el pasacalles festivo del carnaval para cubrir sus caras y cometer estos actos violentos, por lo que se prevé que esta noche de sábado pueda ocurrir algo similar.

Fuentes de la Policía Nacional han desmentido la versión de Remírez y ha negado que se produjera el atropello a la menor de edad, afirmando que la joven se cayó sin que tuvieran nada que ver los agentes.

Han confirmado las alertas que recibieron sobre los actos vandálicos de los abertzales en locales del Casco Antiguo, en los que provocaron daños en los exteriores de esos establecimientos. Cuando fueron localizados y se estaba procediendo a su identificación (no se produjeron detenciones) fue el momento en el que la menor de edad se cayó al suelo.

BULO EN LAS REDES SOCIALES

A partir de ahí, indican desde la Policía Nacional, por las redes sociales comenzó a circular un bulo que acusaba a la policía de haberla atropellado, un hecho que ha sido completamente desmentido.

Alentados por ese bulo y por los ánimos que había generado en el ambiente las acusaciones de Maiorga Ramírez, un grupo de violentos se dirigió hasta las instalaciones de la Jefatura Superior de la Policía Nacional y comenzó a arrojar adoquines y piedras.

Ante estos acontecimientos, agentes de este cuerpo policial realizaron varias cargas. Las mismas fuentes han expuesto que no se ha producido ningún arresto, aunque se está tratando de identificar a todos los jóvenes que participaron en estos disturbios.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Tres policías heridos en disturbios abertzales alentados por Maiorga Ramírez (EH Bildu) en Pamplona