• lunes, 02 de agosto de 2021
  • Actualizado 15:40

 

 
 

SUCESOS

La filial de Al Qaeda en Burkina Faso reivindica el asesinato del periodista David Beriáin

El grupo terrorista publicó en redes sociales supuestas fotos de las víctimas entre las que se podía ver parte del equipo que llevaban los periodistas además del material militar robado.

Soldados de Burkina Faso
MINISTERIO DE DEFENSA DE BURKINA
Soldados de Burkina Faso. MINISTERIO DE DEFENSA DE BURKINA

El Grupo de Apoyo al Islam y los Musulmanes (JNIM), filial de Al Qaeda, ha reivindicado el atentado perpetrado en Burkina Faso que acabó el pasado lunes con la vida del periodista navarro David Beriáin y su compañero Roberto Fraile.

"Hemos matado a tres blancos. También tenemos dos vehículos con ametralladoras y 12 motocicletas", explicaba un portavoz del grupo terrorista en una grabación de audio, que actualmente está siendo investigada, según informa el Diario Vasco.

El grupo, liderado por el terrorista Iyad Ag Ghali y con base en Mali, también publicó en redes sociales supuestas fotos de las víctimas, tal y como indica el periódico. Entre las imágenes se podía ver parte del equipo que llevaban los periodistas, el material militar robado, y varias cámaras, teléfonos, el dron y las ametralladoras.

En torno a las 9 de la mañana de este pasado lunes, David Beriáin y Roberto Fraile se encontraban en Burkina Faso grabando un documental sobre la caza furtiva en la provincia de Kompienga (sureste), junto a un convoy integrado por dos vehículos y una veintena de motocicletas en los que viajaban otros periodistas, agentes medioambientales y una escolta militar.

Cuando comenzó el ataque, Beriáin y Fraile habían bajado de uno de los vehículos para manipular un dron. Iban escoltados por miembros de la Gendarmería del país africano, pero estos efectivos se dieron a la fuga cuando comenzó el tiroteo.

JNIM, LA FILIAL DE AL QAEDA EN LA REGIÓN

Fundado en 2017, el Grupo de Apoyo al Islam y los Musulmanes (JNIM) está especializado en emboscadas y rápidos golpes de mano tras los que desaparecen en pocos minutos tras perpetrar los ataques

La coalición yihadista surgió a raíz de la unión bajo la égida de Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI) de los grupos Ansar Dine, el Frente de Macina y Al Murabitún, este último encabezado por el destacado yihadista argelino. Este grupo terrorista es actualmente el más poderoso de la región y consiguió imponerse al Estado Islámico.

En enero de 2021, los miembros del JNIM ya reivindicaron la muerte de tres soldados franceses en un ataque en la carretera que une Gossi y Hombor en la zona fronteriza con Níger y Burkina Faso cuando su blindado fue alcanzado por un aparato explosivo.

Además, en 2017 los yihadistas reivindicaron nueve ataques, una emboscada y la muerte de un soldado en Burkina Faso. Además, el ataque de Midal, llevado a cabo en julio de 2017, fue el primero reivindicado por el Grupo de Apoyo al Islam y los Musulmanes en Níger.​

Según un estudio realizado en 2019 por el Instituto de Estudios de Seguridad (ISS África), los grupos yihadistas del Sahel se autofinancian a través del tráfico local, como el tráfico de armas, una forma de impuesto sobre el ganado y extracción de oro artesanal.

La región cuenta con una fuerte presencia militar española, delegada en las actuaciones de los Grupos de Acción Rápida (GAR) de la Guardia Civil. Estas unidades antiterroristas del instituto armado, creadas para hacer frente al terrorismo de ETA, están desplegadas en Mali tanto para formar unidades similares en las policías locales como para luchar contra las partidas terroristas.

Bajo el nombre de GAR-Sahel, la Guardia Civil lidera un contingente de fuerzas de Francia, Portugal e Italia que lidera el combate al terrorismo en el territorio.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La filial de Al Qaeda en Burkina Faso reivindica el asesinato del periodista David Beriáin