PREMIUM  SOCIEDAD

El primer coche que salió de Landaben, como nuevo tras una restauración de más de 1.200 horas de trabajo en Volkswagen

La factoría navarra ha presentado un Morris 1100 del año 1966 donado por la familia extrabajador de AUTHI Martín Llanillo Cobo.

María Jesús Llanillo descubre la lona del Morris número 1. CEDIDA
María Jesús Llanillo descubre la lona del Morris número 1. CEDIDA  

Volkswagen Navarra ha presentado este sábado, en el marco de la I Quedada AUTHI Landaben, la restauración efectuada al primer coche fabricado en la planta de Landaben, un Morris 1100 producido en 1966 durante la etapa de AUTHI (1965-1975). Desde el pasado mes de octubre, un grupo de trabajadores de la fábrica ha invertido más de 1.200 horas de trabajo para recuperar el histórico coche.

El Morris 1100, de color verde, con número de bastidor 00001 y matrícula NA 47234, ha quedado expuesto junto al resto de vehículos que conforman la colección del Museo de Volkswagen Navarra, tras la donación realizada por María Jesús Llanillo Sánchez, hija de Martín Llanillo Cobo, extrabajador de AUTHI y primer propietario del vehículo.

José Antonio Ariza Córdoba, gerente de Prensas de Volkswagen Navarra, ha coordinado en los últimos meses los trabajos de restauración del Morris 1100 y ha asegurado que “el 50% de las horas empleadas han estado dedicadas a la chapa del coche y al guarnecido. La mecánica ya había sido restaurada anteriormente y estaba bastante bien, y todo el interior se ha retapizado por completo, tanto moquetas como asientos. Ahora tiene un buen aspecto, arranca bien y funciona correctamente“.

Para Ariza, amante de los coches antiguos y organizador de la I Quedada AUTHI Landaben, que este sábado ha reunido en la fábrica 14 vehículos fabricados en la planta navarra en aquella etapa, “el Morris 1100 es un valor importante para la fábrica, ya que es el primer coche fabricado en esta planta y tenemos el compromiso y la responsabilidad de que quede en nuestro futuro, para que las próximas generaciones que lleguen a esta fábrica conozcan el pasado, las raíces, y se puedan sentir identificados con el trabajo que se ha hecho aquí durante décadas“.

La familia Coterillo Llanillo, acompañada por el equipo de restauración del Morris número 1 de Volkswagen Navarra. A la izquierda, agachados: Carlos Coterillo Llanillo y María Jesús Coterillo Llanillo, junto a su hija María de Miguel Coterillo; de pie, Carlos Coterillo Madrazo, María Jesús Llanillo Sánchez, Manolo Carrasco Solas y Miguel Urdiain Torres; a la derecha, de izquierda a derecha, de pie, José Ignacio Ciáurriz Labiano, José Antonio Ariza Córdoba y Feliciano Vegas Martín; agachados, Julio Ingelmo Sancho y Javier Albéniz Espierriz. CEDIDA

María Jesús Llanillo, por su parte, ha agradecido a Volkswagen Navarra la restauración del Morris 1100 y ha confesado que así “se cumple el sueño de mi padre, de mantener el coche en buen estado, que quede en buenas manos y, además, poder mostrarlo a todas las personas que pasen por Volkswagen Navarra, para que se recuerde la bonita historia del primer coche que se fabricó en Landaben”.

Además, ha querido recordar especialmente a su padre, “un mecánico de primera, que trabajó en Pamplona desde el comienzo de AUTHI hasta 1970, cuando le mandaron a trabajar a Cantabria, a Los Corrales de Buelna, donde se proporcionaban piezas para la fábrica de Landaben”, y ha concretado que, hasta el año 2004, el Morris 1100 fue “el coche familiar, con el que pasamos mil y una peripecias y pudimos recorrer toda España. Hoy se cierra el círculo y se cumple el sueño de mi padre”.

Ficha técnica del Morris 1100
Fabricado en 1966
Gasolina
Dimensiones: 3,73 m de largo, 1,53 m de ancho y 1,34 m de alto
5 plazas
Tara: 850 kilogramos
Velocidad máxima: 120 km/h
Cilindrada: 1.098 centímetros cúbicos
Número de cilindros: 4

Placa identificativa del Morris con el chasis número 1. CEDIDA


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El primer coche que salió de Landaben, como nuevo tras una restauración de más de 1.200 horas de trabajo en Volkswagen