PREMIUM  SOCIEDAD

Vasijas sin cocer pisadas por empleadas de Bodega Otazu compondrán la nueva obra de la Fundación Otazu

El artista mexicano Héctor Zamora ha triunfado en la III Artweekend con su 'Movimientos emisores de existencia'.

Trabajadoras de Bodega Otazu, durante una performance de Artweekend de Fundación Otazu. EUROPA PRESS
Trabajadoras de Bodega Otazu, durante una performance de Artweekend de Fundación Otazu. EUROPA PRESS  

Fundación Otazu ha celebrado este fin de semana la III edición de ArtWeekend, cita en la que arte y vino se han fusionado y que ha situado la creación contemporánea en el epicentro. En el evento, que inaugura el programa internacional de ARCOmadrid 2019 y que ha contado con invitados, artistas y coleccionistas procedentes de todo el mundo, el artista mexicano Héctor Zamora ha triunfado con Movimientos emisores de existencia.

En esta performance han intervenido ocho trabajadoras de la bodega situada en la localidad navarra. Juntas han pisado vasijas de barro de la Tierra de Otazu sin cocer. Sobre ellas han dejado sus huellas impresas. Posteriormente, las vasijas se cocerán y pasarán a formar parte de la colección permanente de la Fundación Otazu. Al final, Zamora ha estampado su mano manchada de barro de las vasijas sobre las etiquetas de los vinos.

El artista mexicano se ha consagrado mundialmente por sus intervenciones en espacios públicos y en obras urbanas de gran formato. Su trabajo se caracteriza por la crítica social.

En esta nueva edición de ArtWeekend, Fundación Otazu ha nombrado a la artista venezolana Esmelyn Miranda ganadora de la beca de producción a un artista joven. "De esta forma, se ha destacado la trayectoria de una joven promesa que basa su obra en la utilización de materiales de la calle", ha resaltado la organización.

A lo largo de la programación, Fundación Otazu también ha presentado Genios de Otazu #1' proyecto con el que el artista español David Magán ha diseñado una etiqueta y un packaging para uno de los vinos. La bodega ha elegido a este creador por "su desarrollo de una técnica muy personal, explorando las posibilidades del vidrio y sus relaciones con el color, la luz y el espacio".

En este ArtWeekend se ha presentado oficialmente Vitral de Otazu, el proyecto que une a la bodega y al artista venezolano Carlos Cruz-Diez, uno de los máximos representantes del arte cinético a nivel mundial. Se trata de uno de los proyectos más ambiciosos de la bodega, pues no verá su final hasta dentro de 30 años.

RECORRIDO POR EL SEÑORÍO DE OTAZU

Los asistentes a esta III edición de ArtWeekend han recorrido el Señorío de Otazu, pueblo medieval del siglo XII, y han visitado las obras monumentales de Manolo Valdés, Xavier Mascaró, Baltazar Lobo, Jim Dine y Leandro Erlich. Los invitados al evento también han disfrutado de las obras ganadoras del Premio de la Bienal de Escultura Monumental de la Fundación Otazu: El color de nuestras vidas (2015), del artista chileno Alfredo Jaar y Crudo Zarzo (2017), del artista español Asier Mendizábal.

Además, se ha inaugurado la exposición Heimat / Mi Tierra, con nuevas adquisiciones de la fundación seleccionadas por Sofía Mariscal. La exposición ha sido comisariada por Guillermo Penso y Sofía Mariscal, cofundadores de Fundación Otazu.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Vasijas sin cocer pisadas por empleadas de Bodega Otazu compondrán la nueva obra de la Fundación Otazu