SALUD

"Era inevitable": Uvesa cierra de forma cautelar y temporal la planta de Tudela por el brote

Se detectaron 175 casos positivos de Covid-19 en la planta, después de realizar un cribado especial de 640 pruebas.

Una sanitaria durante la realización de pruebas PCR en el Hospital Reina Sofía de Tudela. PABLO LASAOSA
Una sanitaria durante la realización de pruebas PCR en el Hospital Reina Sofía de Tudela. PABLO LASAOSA  

La planta de Tudela de la empresa Uvesa ha decidido suspender de forma "cautelar y preventiva" su actividad a partir de mañana sábado siguiendo las indicaciones del Departamento de Salud con el objeto de recuperar la actividad cuanto antes, garantizando la seguridad de los trabajadores junto a otra serie de medidas que buscan atajar el brote de Covid-19 con ramificaciones sociales y laborales en una zona de alta incidencia como es el Área de Tudela.

La decisión se ha tomado tras una reunión celebrada esta mañana entre el director general de Salud, Carlos Artundo, y el presidente del consejo de Administración del Grupo Uvesa, Antonio Sánchez, en la que también han participado técnicos del Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra (ISPLN), así como del servicio de Seguridad Alimentaria del propio instituto.

Según ha informado el Gobierno foral, "el objetivo compartido es proteger la seguridad de los trabajadores y contribuir a atajar el brote en la planta de Tudela con 175 trabajadores afectados por Covid-19, de un total de 640 PCR que se realizaron en un cribado especial el pasado miércoles, cribado que tendrá su continuidad con un chequeo serológico a toda la plantilla".

Técnicos del ISPLN y de los equipos de Atención Primaria, en coordinación con entidades municipales y otros departamentos, trabajan además ya en una "intervención integral y específica" para acompañar y reforzar el rastreo y seguimiento así como facilitar el proceso de aislamiento de los casos y sus contactos.

El director general de Salud, Carlos Artundo, ha comparecido ante los medios de comunicación junto con el presidente del Consejo de Administración del Grupo Uvesa, Antonio Sánchez, para informar de la situación en la planta y de las acciones que se van a tomar a partir de este viernes. Previamente se habían reunido con la representación laboral y comité de empresa al entender que eran los que primero debían de conocer lo decidido.

Entre las medidas que se van a implantar de forma inmediata han destacado la realización de pruebas de seroprevalencia a toda la plantilla (pruebas serológicas de alto rendimiento 'Elisa'), en concreto un total de 713 trabajadores, con la finalidad de proteger la seguridad de su personal y que el retorno a sus puestos de trabajo se realice con los máximos niveles de seguridad. Este tipo de test sirve para medir la situación de inmunidad de la plantilla.

Además, la compañía avícola también ha comunicado que se va a realizar una desinfección de las instalaciones de Tudela y otras medidas preventivas (distancia, higiene, equipos) que han sido acordadas en el marco de los protocolos que deberán ser supervisados por Salud Pública y Laboral. Estas acciones se refieren también al transporte, entradas y salidas de la planta, uso de espacios comunes como comedores y cantina, vestuarios* además, de, lógicamente, los puestos de producción.

SEGUIMIENTO EPIDEMIOLÓGICO E INTERVENCIÓN COMUNITARIA

Estas medidas son un refuerzo del sistema habitual de identificación y seguimiento de contactos que se realiza cuando se detectan positivos con el rastreo para identificar contactos estrechos en el ámbito social y familiar, lo que puede traducirse en un incremento de positivos en los próximos días relacionados con este foco.

El brote detectado en la planta de Uvesa en Tudela es, hasta el momento, el más importante en el ámbito laboral registrado en Navarra desde que comenzó la pandemia. De los 175 trabajadores positivos detectados en el cribado especial, 148 residen en localidades de la Ribera navarra (el 54% en Tudela), y 28 entre Aragón y La Rioja.

Dada la dimensión del brote, el abordaje está requiriendo también de una implicación en clave integral y comunitaria en forma de un plan inmediato de intervención social en Tudela y pueblos de la Ribera afectados, más de una docena aunque en diferente grado.

Cuenta con la participación de Atención Primaria, Derechos Sociales, Servicios Sociales de base municipales, Protección Civil y Políticas Migratorias. Su objetivo, mediante visitas domiciliarias a personas en cuarentena o aislamiento, es conocer su situación y facilitar y prestar apoyo en todo lo que necesiten para que el confinamiento sea viable y eficaz. No se descarta la puesta en disposición de recursos intermedios si fuera necesario.

En este contexto -y también para analizar y coordinar las actuaciones en Tudela (en la parte de sus servicios municipales)- el director general de Salud, Carlos Artundo, también ha mantenio un encuentro con el alcalde de Tudela, Alejandro Toquero. En los próximos días las instituciones implicadas irán analizando y poniendo en marcha las intervenciones que se consideren adecuadas para la situación epidemiológica.

SINDICATOS SE CONGRATULAN

Los sindicatos ELA, CCOO y UGT se congratulan del cierre temporal de la planta, una decisión, a su juicio, "inevitable" después de confirmarse 175 positivos.

ELA, sindicato mayoritario en el comité de empresa (8 ELA, 5 UGT y 4 CCOO) asegura en un comunicado que trabajará con la empresa y con las autoridades sanitarias y laborales para poder reanudar cuanto antes la actividad, "siempre garantizando la salud y seguridad de todos y cada uno de los trabajadores", ya sean contratados directamente o de subcontratas.

"Este es el camino", señala ELA que subraya que las empresas deben saber que "invertir en minimizar los riesgos de contagio entre la plantilla es la opción más rentable frente a un eventual cierre de la actividad, además de ser la opción más humana y la más comprometida socialmente".

"Solo la presión sindical y social son garantía para poder obligar a las empresas y a los gobiernos a tomar decisiones contrarias a los intereses económicos", indica el sindicato que subraya que su principal preocupación es la salud de todas las personas infectadas, a quienes desea una pronta recuperación.

En la misma línea, CCOO considera que el cierre, demandado nada más conocerse el brote, era "inevitable", tras lo que pide que sirva para "higienizar y hacer cumplir todas las medidas preventivas para evitar que el brote se extienda a otras trabajadoras y trabajadores".

Tras recordar que el 17 de agosto registró una denuncia ante Inspección de Trabajo al considerar que tanto en las líneas de producción como en los espacios de pausa y descanso no se estaba cumpliendo con el protocolo anticovid, apunta que la empresa ha mantenido en este tiempo una posición "errática e irresponsable".

Así, denuncia que "al principio negó incumplimientos en materia de prevención, posteriormente propuso seguir trabajando con normalidad sustituyendo a las personas que habían dado positivo, incluso este viernes a la mañana la planta seguía abierta". Por todo ello valora la decisión tomada este viernes.

En el caso de UGT-FICA, ha señalado que "ni se ha permitido la participación del comité en el diseño de un protocolo de prevención, ni se ha informado de forma suficiente y clara a los trabajadores de las medidas que había que adoptar".

El sindicato ha lamentado que "todas las iniciativas y alternativas propuestas por los delegados de UGT-FICA a la dirección de Uvesa para reconducir la situación hayan caído en saco roto".

Entre otras propuestas, los delegados de UGT-FICA han reclamado que todo el personal para el que sea posible desarrolle sus funciones en la modalidad de teletrabajo, que se organicen las jornadas laborales de forma continua para evitar las situaciones de riesgo que se producen en el comedor, que se instalen taquillas individuales para las personas trabajadoras y se eviten riesgos en los vestuarios, que se organicen las salidas y entradas de la planta de forma escalonada, que se realicen pruebas PCR a todas las personas de nueva contratación o que se cancelen servicios comunitarios que pueden ser posibles focos de contagio y se sustituyan por medios individuales y desechables.

"Ninguna de estas propuestas ha sido escuchada por parte de la dirección de Uvesa", ha lamentado el sindicato, que considera "imprescindible un giro de 180 grados en la estrategia que está desarrollando la dirección de la empresa". "Un cambio que debe comenzar por asumir la responsabilidad de realizar las labores de rastreo de los contactos de aquellos trabajadores que han dado resultados positivos a las PCR. Buscar y avisar a los contactos no puede dejarse en manos de los propios trabajadores, es responsabilidad de la empresa y debe ponerse a ello de forma inmediata", ha asegurado.

El sindicato ha afirmado que sus delegados "siguen a disposición de la plantilla para negociar en el seno del comité todas aquellas medidas que sea necesario implantar para una vuelta segura a la actividad de Uvesa".

TOQUERO: ES "LÓGICO" Y ESPERA QUE SE RETOME "EN POCOS DÍAS"

Por su parte, el alcalde de Tudela, Alejandro Toquero, ha afirmado que, tras hablar con el Gobierno de Navarra y la dirección de Uvesa, comparte y ve "lógica" la suspensión cautelar de la actividad en la empresa ante el número de contagios de Covid-19 y "mientras realizan una desinfección integral de la planta, analizan sus protocolos Covid y realizan los test Elisa a todos los positivos".

El alcalde ha confiado en que "en pocos días Uvesa vuelva a pleno funcionamiento".

Por otro lado, el alcalde ha explicado en Twitter que en una reunión que ha celebrado este viernes con la Dirección General de Salud del Gobierno de Navarra se ha determinado conjuntamente realizar una evaluación de la situación del cumplimiento del aislamiento de las personas que están en cuarentena por positivo en Covid en Tudela.

Se encargarán de ellos los Servicios Sociales del Gobierno de Navarra, Servicios Sociales del Ayuntamiento de Tudela y Protección Civil de Tudela. "Se va a visitar a todas esas personas en sus domicilios, empezando por los positivos de la empresa en cuestión, para analizar sus necesidades sociales, sanitarias y observar sus condiciones y cumplimento del aislamiento", ha señalado el alcalde.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
"Era inevitable": Uvesa cierra de forma cautelar y temporal la planta de Tudela por el brote