SOCIEDAD

UGT y CCOO esperan recoger en Navarra 35.000 firmas por una prestación mínima

En la Comunidad foral existen 10.863 hogares sin un ingreso normalizado (un salario, una pensión o un subsidio).

Los secretarios generales de UGT y CCOO, Javier Lecumberri (d) y Raúl Villar, respectivamente, durante la presentación hoy de la Iniciativa Legislativa Popular que han puesto en marcha estos sindicatos para crear una prestación de ingresos mínimo
Los secretarios generales de UGT y CCOO, Javier Lecumberri (d) y Raúl Villar, respectivamente, durante la presentación hoy de la Iniciativa Legislativa Popular que han puesto en marcha estos sindicatos para crear una prestación de ingresos mínimo

UGT y CCOO esperan recoger en Navarra 35.000 de las 500.000 firmas necesarias para presentar en el Congreso una Iniciativa Legislativa Popular que establezca una prestación de ingresos mínimos para las personas sin recursos económicos, unas 14.200 en Navarra.

Esta ILP, presentada en conferencia de prensa en Pamplona por UGT y CCOO, plantea una renta mínima de 426 euros a personas de 18 a 64 años, demandantes de empleo y sin rentas (es decir, con ingresos inferiores a 5.800 euros al año por persona).

Esta prestación, destinada a 2.151.000 personas en España, requeriría una financiación de 11.000 millones de euros (72 millones en Navarra) vía presupuestos generales del Estado y estaría vinculada a la Seguridad Social.

Los beneficiarios cobrarían indefinidamente en el tiempo esta ayuda mientras se mantuvieran esas menores rentas y la cantidad aumentaría en función del número de componentes de la unidad familiar.

El secretario general de la UGT de Navarra, Javier Lecumberri, ha asegurado que ésta es una iniciativa con la que pretenden que "los más desfavorecidos de esta sociedad tengan al menos garantizado un umbral de dignidad y de unos mínimos ingresos para poder evitar caer en lo que sería la pobreza e incluso la indigencia".

Esta "crisis brutal", ha dicho, forma junto a la reforma laboral una "combinación letal" que ha provocado que, en Navarra, desde 2008 se haya multiplicado por diez el número de trabajadores que llevan más de dos años en desempleo y que no cobran ninguna prestación, que han pasado de 1.400 a 14.200 personas.

Por ello, ha considerado que estas medidas recogidas en la ILP son "absolutamente imprescindibles" si se quiere que "esta sociedad no excluya a un colectivo de trabajadores y de ciudadanos que quedan en situaciones algunas de ellas absolutamente dramáticas".

Por CCOO de Navarra, su secretario general, Raúl Villar, ha apuntado que la ILP es "una medida fundamental", porque "la duración de esta crisis y las medidas de austeridad aplicadas por los gobiernos han dejado un escenario desolador para una parte importante de la sociedad".

Villar ha afirmado que la cobertura de prestaciones se ha reducido "de forma alarmante", ya que en este momento sólo el 20 % de los parados registrados recibe prestaciones por desempleo y el 35 % percibe la asistencial.

El dirigente de CCOO ha señalado por ello que la prestación de ingresos mínimos propuesta en la ILP "hace justicia a la situación de exclusión y de desprotección social, es necesaria y además es posible".

Se trata, ha destacado, de "una medida que va a rescatar a las personas y a combatir la descohesión social que se ha producido en este país y en Navarra producto de la duración de la crisis y de las políticas de recorte que se han venido aplicando".

En Navarra, han informado la Secretaria para la Igualdad y Política Social de UGT, Maite Pérez, y la Secretaria de Política Social de CCOO, Argia Aldaya, hay 10.863 hogares sin un ingreso normalizado (un salario, una pensión o un subsidio), lo que supone un aumento del 380 % en los últimos ocho años.

Se ha producido asimismo un aumento "alarmante" del número de parados de larga duración (más de un año en desempleo), que superan ya las 25.000 personas en Navarra, un 53 % del total de parados.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
UGT y CCOO esperan recoger en Navarra 35.000 firmas por una prestación mínima