PREMIUM  SOCIEDAD

Los sindicatos de empresas públicas se unen en pos de un objetivo común: pedir a Ayerdi un convenio propio

Además, CCOO ha reclamado que los incrementos salariales permitan recuperar el poder adquisitivo perdido durante la crisis. 

El vicepresidente de Desarrollo Económico, Manu Ayerdi. IÑIGO ALZUGARAY.
El vicepresidente de Desarrollo Económico, Manu Ayerdi. IÑIGO ALZUGARAY.  

Delegados de UGT, LANKIDE, CCOO, LAB y ELA han pedido este lunes por escrito al vicepresidente Manu Ayerdi una reunión para abrir una negociación que permita a las empresas publicas tener un convenio propio.

Hasta ahora han dependido del Convenio de Oficinas y Despachos a pesar de que la Corporación Pública Empresarial de Navarra tiene un amplio abanico de actividades que desempeñan en total 1.100 trabajadores, desde quienes están con una azada a quienes recuperan deudas.

"Es cuestión de voluntad política", sostienen estos sindicatos, que han planteado la misma reivindicación antes a gobiernos de PSN y UPN sin éxito y de los grupos parlamentarios solo han logrado "buenas palabras".

Con la llegada del actual Gobierno, en 2016 se reunieron con el vicepresidente de Desarrollo Económico que, según aseguran, les "transmitió una buena acogida" a su planteamiento.

Sin embargo posteriores encuentros con la dirección de la Corporación no han dado fruto y por eso quieren estar de nuevo con Ayerdi, como uno de los máximos responsables de la misma, convencidos de que "cualquier impedimento se puede solventar si realmente se quiere llegar a un acuerdo".

En su plataforma, estos sindicatos piden que se apruebe un convenio para las 13 empresas públicas en el que se establezcan los grupos profesionales acordes a las funciones que realizan y a la titulación exigida, así como la retribución correspondiente a cada una de ellas.

Quieren también definir un sistema de complementos salariales, aplicar la ley foral para las jornadas, y que se admita la jornada flexible para garantizar tanto el servicio de la empresa como la conciliación.

En materia de permisos retribuidos, excedencias, licencias y reducciones de jornada reivindican que se les aplique el nuevo Decreto de vacaciones, licencias y permisos aprobado por el Gobierno de Navarra para los trabajadores de la Función Pública.

Piden también que en caso de Incapacidad Laboral se complemente hasta el 100% del salario desde el primer día, incluyendo la baja por maternidad, y que se concrete cómo y cuando se realizará la formación.

Por último reclaman la definición de los principios básicos para los Planes de Igualdad de cada empresa, la eliminación de la brecha salarial, la regulación de la promoción interna y la carrera profesional con un sistema "objetivo y transparente, y una vía asimismo transparente para las contrataciones que "garantice la publicidad, la igualdad, el mérito y la capacidad".

CCOO RECLAMA INCREMENTOS SALARIALES

Por su parte CCOO ha reclamado que los incrementos salariales que se negocien permitan recuperar el poder adquisitivo perdido durante la crisis y mejorar los salarios más bajos, un objetivo "irrenunciable".

Y al respecto el sindicato destaca el "papel crucial" de las cláusulas de garantía en los convenios con efectos económicos registrados para 2018 "pese al rechazo frontal" de la patronal.

CCOO indica en un comunicado que se constata un cierto repunte tanto en el número de convenios que incluyen cláusulas de revisión salarial, como del número de trabajadores afectados por dichos convenios.

Así, en 2017 el porcentaje de convenios a nivel nacional con cláusula fue del 16,47%, 2,26 puntos más que en 2016, y el porcentaje de trabajadores cubiertos por convenios con cláusula del 21,11%, 1,45 puntos más que el año anterior.

En convenios con efectos económicos registrados para 2018, el porcentaje asciende al 24,18% y el de trabajadores se sitúa en el 23,68%, lo que supone, dice, "una evolución muy positiva".

CCOO advierte en todo caso que, como consecuencia de "la oposición empresarial a pactar cláusulas de garantía", se ha producido un aumento de convenios que "referencian el incremento salarial en el IPC pasado, lo que hace innecesario pactar cláusula de garantía".

Y añade que esta "oposición" de la patronal a las mejoras salariales "son el gran obstáculo para avanzar en las negociaciones que mantienen CCOO y UGT con CEOE y CEPYME para alcanzar un nuevo acuerdo interprofesional (AENC)" y las que pueden "poner en reisgo" el acuerdo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Los sindicatos de empresas públicas se unen en pos de un objetivo común: pedir a Ayerdi un convenio propio