EDUCACIÓN

Educación promete un plan para reabrir los colegios en Navarra antes de finalizar la fase 1 de desescalada

El consejero Gimeno asegura que se ha preguntado a "todos los centros" por cuestiones como la utilización de EPI, protocolos de entrada y salida, ratios de alumnado o distancia.

Imagen de padres acompañando a sus hijos en Navarra en septiembre, cuando comenzó el curso escolar 2019-2020. PABLO LASAOSA
Imagen de padres acompañando a sus hijos en Navarra en septiembre, cuando comenzó el curso escolar 2019-2020. PABLO LASAOSA  

El consejero de Educación del Gobierno de Navarra, Carlos Gimeno, ha destacado que se está pidiendo información a todos los centros educativos y ha subrayado que "antes de finalizar la fase 1" se va a poder contar con un plan de reapertura educativa para el alumnado menor de 6 años cuyos padres tienen que trabajar de manera presencial.

Ha contestado de esta manera a una pregunta del portavoz de Navarra Suma, Javier Esparza, en el pleno del Parlamento que ha pedido "certezas" en torno a esta medida anunciada por el Ejecutivo central.

Respecto a la evaluación, ha opinado que "nadie debe repetir ni pasar de curso por la pandemia". "Si pasamos de curso por la pandemia no le estamos haciendo ningún favor", ha destacado el parlamentario de NA+, que ha pedido al Gobierno foral que "confíen en los colegios y los profesionales, respeten su decisión y no se intente forzar" porque "respondería a otro tipo de intereses y no del alumnado".

Finalmente, ha pedido a Gimeno que solicite al Ministerio de Educación que defina la EvAU de este año "a la mayor brevedad posible" y que sea "unificada" porque, de lo contrario, "romperemos la igualdad de oportunidades".

Gimeno ha asegurado que las recomendaciones y garantías a los centros educativos "son absolutas" y ha afirmado que "ya se está preparando ese escenario" ante la apertura de los colegios. En este sentido, ha explicado que hay unas instrucciones de Salud que "se tienen que concretar por Educación".

Así, ha destacado que se están "diseñando escenarios para conseguir la mejor respuesta", se ha trasladado ya protocolos de higiene y seguridad, y se ha preguntado a "todos los centros" por cuestiones como la utilización de EPI, protocolos de entrada y salida, ratios de alumnado o distancia.

Respecto a la evaluación, ha subrayado que "en Navarra no va a haber aprobado general, se va a repetir y se va a suspender", si bien ha remarcado que "por causa del coronavirus nadie repita" porque "el alumnado también tiene derechos".

"LA EDUCACIÓN ONLINE NO PUEDE SUSTITUIR LA PRESENCIAL"

Por su parte, la portavoz de EH Bildu, Bakartxo Ruiz, ha considerado que "la educación online no puede sustituir a la presencial" porque "no es la mejor manera para ir a un proceso de educación más allá de los contenidos" y ha preguntado por qué "mecanismos se disponen para garantizar la igualdad de oportunidades".

Ha advertido, además, del "gran peligro de que las brechas" entre centros privados y concertados con los públicos "se agranden". En este sentido, ha destacado que, mes y medio después del cierre de los colegios, 5.000 alumnos no disponen de los medios digitales para dar clases telemáticas. Igualmente, ha preguntado si Educación está teniendo en cuenta a la comunidad educativa en sus instrucciones o "si están mirando más a Madrid y a lo que desde allí llegue".

El consejero de Educación ha destacado que está colaborando con los centros para "compensar la brecha digital" que, ha destacado, "se va reduciendo y está localizada".

Ha explicado que en la red pública "podríamos abordar una primera actuación con equipos en stock" con la que "podríamos paliar todas las necesidades". Y ha avanzado que "nos disponemos en otra fase a analizar las necesidades de alumnado y en centros de titularidad público privada".

UGT EXIGE QUE SE ANTEPONGAN CRITERIOS SANITARIOS

El sindicato UGT ha valorado "positivamente" que se retrase el inicio de las clases hasta el mes de septiembre y ha exigido al Departamento de Educación del Gobierno de Navarra que "se antepongan los criterios sanitarios a cualquier otra consideración a la hora de reanudar las actividades en los centros educativos".

En un comunicado, el sindicato ha señalado que "ahora es necesario conocer en detalle las propuestas del proceso de desescalada en el ámbito educativo anunciadas por el Gobierno" y ha planteado una serie de cuestiones previas a la apertura de los centros que sean negociadas con las organizaciones sindicales.

En concreto, UGT ha pedido "la realización de pruebas diagnósticas de PCR a los trabajadores que, en su caso, desempeñen actividades en los centros" y "tratamiento individualizado de cara a la actividad presencial de las personas especialmente sensibles como diabéticos, con enfermedades cardiovasculares, hepáticas, renales o pulmonares crónicas, hipertensión, inmunodeficiencia, cáncer en fase de tratamiento activo, embarazo o personas mayores de 60 años".

También ha reclamado el sindicato "la desinfección previa y medidas periódicas de limpieza general del centro; proporcionar a los trabajadores, antes del inicio de la actividad, equipos de protección individual; limitar a las estrictamente imprescindibles las horas presenciales en los centros y disminuir la ratio del alumnado; y establecer protocolos de actuación con medidas concretas sobre distanciamiento, eliminación de residuos y qué hacer en caso de alumnado o personas trabajadoras con síntomas".

En opinión de UGT, "es razonable que la actividad lectiva presencial no se reanude hasta el mes de septiembre", por lo que entiende que "el profesorado debe seguir trabajando como hasta ahora".

En este sentido, ha recordado que el sindicato ya manifestó en su día que "las actividades que se diseñaran para el mes de julio, en caso de haberlas, deberían ser realizadas por personal ajeno a los centros educativos".

Asimismo, sobre la situación de las trabajadoras de las Escuelas Infantiles, UGT ha remarcado que "muchos de ellos están acogidos a ERTEs, cuando no, directamente despedidos" y ha solicitado "una propuesta concreta para todos ellos".

Finalmente, el sindicato ha afirmado que "el fin de los centros educativos no es facilitar la conciliación de la vida laboral, familiar y personal, aunque sean un importante elemento conciliador", por lo que, según ha indicado, "tener en cuenta solamente este enfoque es erróneo e injusto para los trabajadores de la Enseñanza, ya que deben ser las administraciones públicas quienes garanticen al conjunto de las personas trabajadoras las medidas de conciliación".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Educación promete un plan para reabrir los colegios en Navarra antes de finalizar la fase 1 de desescalada