EDUCACIÓN

“1000 horas para cambiar el mundo”: el proyecto de un colegio pamplonés que aporta servicios a la comunidad

El alumnado de 16 años han desarrollado distintos productos para ayudar a personas o colectivos.

Una alumna del colegio Sagrado Corazón participa en la actividad comunitaria 'Móviles que conectan'. CEDIDA
Una alumna del colegio Sagrado Corazón participa en la actividad comunitaria 'Móviles que conectan'. CEDIDA  

1119 son las horas que, hasta el domingo 8 de marzo, el alumnado de 1º de Bachillerato del Colegio Sagrado Corazón de Pamplona ha dedicado en ayudar a la comunidad. 

Durante el presente curso, los alumnos han llevado a cabo el proyecto de AprendizajeServicio “1000 horas para cambiar el mundo” con el que buscan "transformar este mundo y hacerlo más humano, más justo y más sostenible".

Desde el centro educativo explican que "mediante este tipo de proyectos se vinculan los contenidos académicos que aprenden en el aula con la ayuda a personas o colectivos que lo necesitan". "Para ello investigan qué necesidades sociales hay en el entorno, dentro y fuera del colegio, elaboran un dosier, establecen contacto con entidades sociales y salen del aula para ayudar a quien lo necesita", explican.

Para el colegio pamplonés, "en este proceso aprenden de una manera activa, proponen soluciones, contactan y colaboran con entidades sociales e intervienen para mejorar el entorno más cercano". "Aprender de esta manera les conecta con el barrio y la ciudad, aprenden juntos y con otros, resuelven problemas reales y, sobre todo, reciben mucho más de lo que ellos pueden aportar", valoran.

Durante este curso el alumnado de 16 años está implicado en áreas como las migraciones, refugio, discapacidad, desarrollo sostenible, acompañamiento intergeneracional y hospitalario, asesoramiento digital, apoyo escolar, comercio justo, personas sin hogar, etc.

Así pues, los proyectos que están desarrollando durante este curso son:

- Pamplona, ciudad abierta: sobre migrantes y refugiados en colaboración con Alboan, CEAR, SEI y COA Argaray.

- Cibermánager: orientan sobre el uso responsable de las redes sociales a compañeros de Primaria y a madres de Cáritas Ansoáin.

- [email protected]: acompañan a personas hospitalizadas de larga duración en el Hospital San Juan de Dios. - Diferentes pero iguales: en colaboración con el colegio El Molino preparan materiales informáticos con pictogramas.

- La edad no importa: realizan actividades para mejorar la convivencia entre jóvenes y mayores dentro del colegio y en la Residencia de mayores del Sagrado Corazón.

- Espacio pizarra: imparten clases de apoyo a alumnado con dificultades socio-educativas dentro del propio colegio.

- Huerto escolar: En colaboración con el colegio especial El Molino cultivan un huerto para favorecer la estimulación sensorial a alumnado con autismo.

Alumnos del Sagrado Corazón participan en la actividad 'Huerto escolar' en colaboración con El Molino. CEDIDA

- Móviles que conectan: imparten clases de uso del teléfono móvil a personas mayores del Centro de Mayores de Burlada y de la Asociación Lacarra.

- El deporte nos une: Colaboran en las clases de educación física del colegio especial El Molino con alumnado con discapacidad intelectual.

- Efecto mariposa: estudian y promueven actividades dentro del colegio sobre educación ambiental, eliminación de residuos y sostenibilidad.

- Consumo justo, con sumo gusto: organizan una tienda semanal de productos de comercio justo junto a Oxfam Intermón y recogen alimentos y ropa para la Asociación Bocatas que atiende a personas sin hogar.

- Alimentos para todos: Colaboran semanalmente con el supermercado social Saskia.

El colegio Sagrado Corazón de Pamplona trabaja desde hace 3 años según esta metodología y desarrolla proyectos de Aprendizaje-Servicio en todas las etapas educativas: Infantil, Primaria, Secundaria y Bachillerato, así como en actividades extraescolares y los grupos de tiempo libre Barat.

Por la aplicación de esta pedagogía el colegio ha recibido el reconocimiento del Ayuntamiento de Pamplona en dos ocasiones por los proyectos “Consumo justo, con sumo gusto” y “Colecaminos” y de la Red Española de Aprendizaje-Servicio por “Consumo justo, con sumo gusto” y “Aprender al servicio de la comunidad”.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
“1000 horas para cambiar el mundo”: el proyecto de un colegio pamplonés que aporta servicios a la comunidad