• miércoles, 01 de diciembre de 2021
  • Actualizado 01:31

 

 
 

SOCIEDAD

El nuevo reto de los restaurantes navarros: ofrecen cenas a las 8 para poder servirlas antes del límite de las 10

En algunos casos, además, cuentan con la ventaja de poder ofrecer servicio de entrega a domicilio o recogida en el local, que se mantiene sin límite de horario. 

Varios cocineros trabajan en el interior de un restaurante. ARCHIVO
Varios cocineros trabajan en el interior de un restaurante. ARCHIVO

Una nueva normativa, una vuelta de tuerca y una nueva dificultad para la hostelería de Navarra, que desde este martes tiene que cerrar a las 22 horas todos sus locales. 

Las nuevas medidas aplicadas por el Gobierno de Navarra desde la pasada noche resultan "desastrosas y poco útiles".

Estas restricciones suponen una reducción de aforos al 30% en el interior de los locales y al 50% en terrazas, en el caso de que cuenten con ellas. Además, el cierre de establecimientos hosteleros y de restauración está fijado a las 22.00 horas.

"Nos afecta muy negativamente, como es lógico. Tanto la reducción brutal de aforos, que no se puede comparar con ninguna otra comunidad de España, como la hora de cierre resultan normas ruinosas para toda la hostelería en general", declara Juan Carlos Oroz Biurrun, propietario de Chez Belagua

Por el momento, el restaurante no ha tenido ninguna cancelación, sin embargo, la cocina de esta sidrería cuenta con una brasa cuya preparación requiere más tiempo: "Hemos tomado la decisión de probar a encenderla a las 19.30 a partir de hoy para que esté lista para empezar a servir a las 20.00. De todas formas, no descartamos que si no funciona, la semana que viene nos planteemos no dar cenas".

"Desde que reabrimos es una incertidumbre diaria. Tenemos que tomar decisiones sin ninguna seguridad de que vayan a ser las correctas y las adecuadas. Esta nueva normativa es una más, vamos a probar esta semana y depende de la aceptación que tenga entre nuestra clientela cenar tan pronto, veremos a ver qué hacemos", dice Oroz.

En otras comunidades, la hostelería ha intentado potenciar que la gente adelante su hora de cenar: "En Madrid, como digo yo, hay gente para todo, pero en Pamplona no sé si va a haber gente que esté dispuesta a cenar a las 20.00 y estar fuera del local a las 22.00. Además, hasta ahora el cierre era a las 00 horas pero disponíamos de una hora para desalojar a los clientes. Con esta nueva normativa, nos han quitado 3 horas de servicio", sostiene.

Por su parte, Adolfo Larraza Flores, propietario del asador Olaverri, alega que las nuevas restricciones les están afectando "horriblemente". El servicio de cenas va a seguir ofreciéndose pero el restaurante ha decidido adelantarlo a las 20.00 horas: "Hay una pequeña 'población flotante' que, por ejemplo, está alojada en hoteles y que necesita un sitio para cenar. Por lo menos que quien quiera, tenga la ocasión de poder cenar en esas dos horas".

El establecimiento reabrió tras el confinamiento respetando las medidas de seguridad y contando incluso con una persona en exclusiva para dar instrucciones y controlar que se cumplan las normas: "Comprendo que en una situación como esta haya que tomar medidas; sin embargo, en restauración creo que sería más sensato que, por ejemplo, a las 22.00 no entrara nadie más y hubiera un margen de una hora para que el local se desalojara como se venía haciendo hasta ahora, creo que solucionaría muchas cosas".  

"Lo más duro -comenta Larraza-  es llamar a los clientes, que están respondiendo muy bien, para decirles que no puedo ofrecerles un servicio por el cambio en las medidas. En esta ocasión por lo menos nos han dado algo de tiempo, en la última normativa fue de un día para otro. Hay que dar ejemplo, pero hay cosas que se me escapan".

También la hamburguesería Lamudita abrirá media hora antes para poder ofrecer un horario más amplio: "No hemos tenido cancelaciones, pero el fin de semana es lo más peligroso", afirma Brian Sánchez Velázquez, encargado del establecimiento.

Por último, manifiesta que en ningún momento se han planteado cerrar el local y no dar cenas: "Tenemos que intentarlo porque, además, contamos con la ventaja del servicio de entrega a domicilio. Por lo menos algo podremos salvar con esto", concluye.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El nuevo reto de los restaurantes navarros: ofrecen cenas a las 8 para poder servirlas antes del límite de las 10