• jueves, 16 de septiembre de 2021
  • Actualizado 21:51

 

 
 

SOCIEDAD

Navarra, comunidad autónoma donde más personas recibe la Renta Garantizada

El número de personas que recibe esta prestación es de 37.879, un 5,52% más que el año anterior.

Dinero en billetes y monedas. ARCHIVO
Dinero en billetes y monedas. ARCHIVO

Un total de 37.879 personas pertenecientes a 16.637 unidades familiares han percibido la Renta Garantizada a lo largo de 2020, lo que supone un 5,52% más de personas que un año antes.

Así se recoge en el informe anual sobre Renta Garantizada elaborado por el Departamento de Derechos Sociales, del que se desprende que un total de 6.163 unidades familiares perceptoras (el 37,04%) compatibilizó esta ayuda con ingresos por trabajo, lo que supone un 6% menos que el año anterior, debido fundamentalmente al impacto en el empleo de la pandemia.

El informe destaca que el 37,9% de las personas atendidas por esta prestación, es decir, 14.375 personas, son menores, que constituyen, al mismo tiempo, el grupo de edad mayoritario. "Este dato convierte a la renta garantizada en una herramienta potente de lucha contra la pobreza infantil", ha destacado en un comunicado la consejera de Derechos Sociales, Carmen Maeztu.

No obstante, como destaca el Informe de Rentas Mínimas de Inserción correspondiente a 2019, hecho público por el Ministerio de Derechos Sociales, Navarra ostenta la primera posición en cuanto a cobertura de la población que recibe la prestación, con un índice de 54,6 por cada 1000 habitantes, frente a un 14,8 de media en España. Igualmente, según ese mismo informe, Navarra es la comunidad con mayor porcentaje de personas perceptoras de renta garantizada con empleo. En 2020, un 37,04% de las familias compatibilizó ingresos por trabajo y renta garantizada.

PERFIL DE LAS PERSONAS PERCEPTORAS

Las 37.879 personas beneficiarias de la prestación se agrupan en un total de 16.637 unidades familiares, esto representa un incremento del 5,89% en el número de unidades familiares protegidas. Este incremento está asociado al impacto de la pandemia en el empleo y las situaciones de vulnerabilidad.

De esta forma se rompe la tendencia a la estabilidad y la disminución de las unidades perceptoras con derecho a la Renta Garantizada que se venía observando desde el 2017. Desde el mes de marzo de 2018, que se alcanzaron las 12.768 unidades perceptoras, la tendencia mes a mes fue descendente hasta que, en abril de 2020, con claro efecto de la pandemia del Covid-19, se alcanzaron las 12.964, cambiando la tendencia y manteniéndose al alza a lo largo de 2020.

Atendiendo a la distribución por sexo, se aprecia un mayor porcentaje de mujeres que solicitan la prestación en nombre de la unidad familiar (el 58,9%). Este porcentaje es el más alto desde el año 2007.

En cuanto a las edades de las personas que solicitan la prestación en nombre de la unidad familiar, es a partir de los 35 años cuando aparece el mayor volumen de solicitudes. De hecho, el 73,5% son mayores de 34 años. Esto ocurre en todos los años de estudio. No obstante, cabe destacar que en el año 2020 ha crecido levemente el peso de las personas solicitantes menores de 35 años, del 25,8% en 2019 al 26,5% en 2020. En especial, el grupo de los de 25 a 34 años es el que más crece.

Por otra parte, el 79,3% de las unidades familiares tienen entre 1 y 3 miembros, siendo relevante que el 44,2% de todas las unidades familiares son de carácter unipersonal.

El 25,9% de las familias cuentan con un sólo progenitor, lo que consolida un ascenso en los tres últimos años de las unidades monoparentales, siendo en su gran mayoría mujeres quienes las encabezan.

Por Áreas de Servicios Sociales, en Pamplona se ha concentrado la mayor parte de unidades familiares, con el 40,3%. Le sigue la Comarca de Pamplona con el 21,8%, el área de Tudela con el 15,7%, la de Estella con 10,9%, la de Tafalla 6,0%. Finalmente, en la zona noroeste se localiza el 3,7% y en la noreste el 1,5%. Los datos porcentuales señalan una foto prácticamente idéntica a la de 2019.

111,4 MILLONES EN 2020

En 2020 la inversión del Gobierno de Navarra en renta garantizadas ascendió a un total de 114,4 millones, lo que supone un incremento del 11% respecto a 2019, motivado por la pandemia y rompiendo la tendencia a la estabilización y descenso del gasto.

La media mensual de la prestación en el momento de la concesión ha sido de 636,15 euros por unidad familiar, lo que supone una disminución respecto a 2019 del 0,8%.

A lo largo de 2020, un total de 6.163 unidades familiares perceptoras (el 37,04%) contó con ingresos por trabajo, lo que supone un 6% menos que el año anterior, debido fundamentalmente al impacto en el empleo de la pandemia. Así, 5.409 personas en edad laboral contaron con contratos a lo largo de 2020. Suscribieron un total de 14.687 contratos, lo que arroja una media de 2,72 contratos por persona.

La pandemia ha tenido también su reflejo en los incentivos al empleo, contemplados por la ley, que se aplicaron en 4.225 casos, siendo una cifra inferior a la de 2019, aunque sigue siendo superior a la de los años anteriores.

Por otra parte, en el último año se ha observado un aumento en el porcentaje de unidades familiares que compatibilizan la Renta Garantizada con algún tipo de prestación. Concretamente el 47,10% frente al 33,25% de 2019, lo que está relacionado con el incremento de las prestaciones del gobierno central para hacer frente a la pandemia (ERTE, etc.).

Durante 2020 las actuaciones de seguimiento han experimentado un "incremento notable" respecto 2019, derivado de las incidencias registradas como consecuencia de la pandemia, como las modificaciones de contratos laborales, el acceso a diversas prestaciones como ERTE, subsidios y ayudas extraordinarias para autónomos, empleadas de hogar, etc. así como la creación del Ingreso Mínimo Vital que ha empezado a tener efecto en Navarra a partir de septiembre de 2020.

Por otra parte, se ha incrementado el control ordinario que se practica de la prestación entre 2015 y 2020 alcanzando en la actualidad el 100% de los expedientes, frente al 21,37% de 2015 o el 51,7% del año 2017. Sin embargo, el número de expedientes en los que se ha dado algún tipo de incumplimiento de la normativa disminuye en casi dos puntos porcentuales respecto a 2019 y representa el 6,5% del total de expedientes.

1.411 FAMILIAS CON INGRESO MÍNIMO VITAL

Una de las principales novedades en 2020 constituye la publicación del Real Decreto 20/2020 de 29 de mayo, por el que se establece el Ingreso Mínimo Vital. A partir de dicha aprobación se iniciaron una serie de trabajos en coordinación con el Instituto Nacional de la Seguridad Social con el objetivo de incorporar a las unidades perceptoras de Renta Garantizada.

Al finalizar el año 2020, en Navarra eran 1.411 las unidades familiares a las que se les había aprobado el Ingreso Mínimo Vital; de las que 1.114 lo compatibilizaban con la renta garantizada navarra, percibiendo en total el equivalente a la renta garantizada, por ser ésta de cuantía superior.

Por último, el informe señala que, en paralelo a la gestión y control, a lo largo de 2020 se han realizado varias acciones de adaptación urgente a la situación derivada de la pandemia de Covid-19 que "han logrado reforzar la protección de las personas más vulnerables en una situación de crisis como la vivida". De acuerdo a las prioridades establecidas en el Plan Estratégico de Inclusión, se ha mejorado la tramitación digital de las solicitudes, la información disponible para la ciudadanía, los mecanismos de control, así como la mejora de la información sobre los mecanismos de estímulos al empleo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Navarra, comunidad autónoma donde más personas recibe la Renta Garantizada