SALUD

Podrían acabar con secuelas: profesionales sanitarios navarros admiten las 'maratonianas' jornadas

Explican que han llegado a trabajar 14 horas diarias siete días a la semana y han asegurado que, pese a encontrase "bien", el estrés puede dejar secuelas.

Servicios sanitarios llegan al hotel NH Iruña Park convertido en hospital durante la crisis del coronavirus en Pamplona. MIGUEL OSÉS
Servicios sanitarios llegan al hotel NH Iruña Park convertido en hospital durante la crisis del coronavirus en Pamplona. MIGUEL OSÉS  

Dos profesionales del Complejo Hospitalario de Navarra han agradecido el apoyo ciudadano que están recibiendo los trabajadores sanitarios estos días durante su lucha contra el coronavirus y han asegurado que la plantilla se encuentra "bien" pese a la situación de "estrés" que están afrontando.

Carlos Ibero, médico coordinador de la atención a las plantas COVID-19 del Complejo Hospitalario de Navarra, ha advertido, no obstante, de que el trabajo que están realizando podría dejar secuelas en algunos profesionales, por lo que ha señalado que en el futuro podría ser necesario también para ellos un "desescalamiento" de la exposición que están teniendo en su trabajo.

El coordinador ha explicado que los profesionales "se han enfrentado a pacientes a los que no podían curar y focalizaban toda su atención en el cuidado", todo ello en "un momento de aislamiento de sus familias, y con una prolongación de la jornada laboral exhaustiva en las fases iniciales". "Lo han llevado muy bien para todo este contexto y estoy muy agradecido a todo el equipo. Creo que esto dejará secuelas, habrá que madurar un proceso de desescalamiento del profesional a esta exposición como ha habido en otros países. La plantilla la veo muy bien pero sometida a un estrés mayor de lo habitual", ha explicado.

Carlos Ibero ha afirmado que "los profesionales sanitarios han sufrido como la población los efectos de la crisis en cuanto a que se han expuesto a un escenario al que no estaban habituados, en el que se preveía una mala evolución, pero que han sabido planificar y gestionar bien".

El coordinador ha dado su "agradecimiento a profesionales, dirección, jefaturas, médicos, residentes, enfermería, auxiliares, celadores, técnicos de laboratorio, de microbiología, de rayos, personal de limpieza, cocina o administrativos, por su trabajo en estas semanas y posibles meses, por su implicación, exposición y dedicación en ocasiones en esta fase inicial con prolongación de jornada laboral continua de catorce horas al día los siete días de la semana".

Carlos Ibero ha afirmado que "se ha procurado organizar esta situación excepcional con una previsión de necesidades, conocedores de que el mayor éxito estaba en la organización, procurando minimizar en lo posible el contagio entre pacientes y profesionales, y economizar el proceso, facilitando el trabajo en equipo entre distintas disciplinas y centrados en la detección precoz de la insuficiencia respiratoria que requería tratamiento en UCI, y sin descuidar e intentando hacer lo mejor posible el tratamiento y el cuidado durante la hospitalización".

Carlos Ibero ha dicho que "somos conscientes del sufrimiento de muchos pacientes y familias y de forma colateral de la carga emocional que esta situación ha generado en muchos profesionales".

Además, el coordinador ha expresado que le "preocupa, en este momento de cierta estabilidad y de buenos resultados de las medidas de confinamiento, la repercusión de las medidas que se tomen en la futura vuelta a la normalidad". "Tenemos confianza en que este desescalamiento se va a planificar y monitorizar como se ha hecho hasta ahora", ha dicho.

Por su parte, Maribel Casado, enfermera, jefa de unidad de la sexta general, ha destacado que "los inicios fueron duros, nos tuvimos que reorganizar todo nuestro trabajo y nos enfrentamos a una situación nueva para nosotros, para pacientes y para familiares, y veo bien a todos nuestros compañeros, ha sido un gran esfuerzo de todos".

Además, ha destacado que "los aplausos diarios son muy bonitos y todo se agradece". "Es una situación única que nos ha tocado vivir. Intentamos atender a los pacientes lo mejor que sabemos, todo el apoyo lo agradecemos, lo devolvemos y les damos gracias por todos su comportamiento", ha señalado Maribel Casado.

Incidiendo en que se trata de "una situación nueva para profesionales, pacientes y familias", en el CHN se han unido a la iniciativa enfermera para hacer llegar cartas de acompañamiento a pacientes. "Es una experiencia muy bonita porque motiva a los pacientes. Me gustaría dar las gracias a todo el mundo que las manda y pedirles que sigan ahí porque los pacientes lo agradecen mucho y los profesionales también", ha dicho.

Maribel Casado ha explicado que "recibimos todos los días muchísimas cartas y es tanto el volumen que repartimos cartas en el desayuno y en la merienda". "Ahora vivimos una situación única para todas las personas y la gente quiere ayudar. Que sigan mandándonos las cartas", ha pedido.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Podrían acabar con secuelas: profesionales sanitarios navarros admiten las 'maratonianas' jornadas