• sábado, 18 de septiembre de 2021
  • Actualizado 16:58

 

 
 

MEMORIA

Presentan en Pamplona un documental-crónica sobre la desaparición del navarro Mikel Zabalza

Su cadáver fue hallado en las aguas del río Bidasoa.

Los dos directores Amaia Merino y Miguel Ángel Llamas durante la presentación este miércoles en Pamplona de la película documental sobre la muerte de Mikel Zabalza. EFE/ Inaki Porto
Los dos directores Amaia Merino y Miguel Ángel Llamas durante la presentación este miércoles en Pamplona de la película documental. EFE/ Inaki Porto

Los cineastas Amaia Merino y Miguel Ángel Llamas "Pitu" han presentado este miércoles en Pamplona el documental "Non dago Mikel?" (¿Dónde está Mikel?), una crónica de los dramáticos veinte días de noviembre de 1985 que mediaron entre la desaparición de Mikel Zabalza tras ser detenido por la Guardia Civil y el hallazgo de su cadáver en el río Bidasoa.

Mikel Zabalza, natural de Orbaizeta y conductor de autobús en San Sebastián, fue detenido junto a su novia, Idoia Aierbe, varios de sus hermanos y otras personas en una operación antiterrorista de la Guardia Civil y fue trasladado al cuartel de Intxaurrondo, en la capital guipuzcoana.

El resto de detenidos, que denunciaron haber sido torturados, fueron puestos en libertad sin cargos, pero Mikel desapareció, según la versión policial al huir cuando había sido llevado por los agentes al lugar cercano al Bidasoa donde se hallaría un zulo de ETA.

Su desaparición despertó un clamor popular en las calles del País Vasco y Navarra, en las que no dejaba de repetirse la pregunta que da título al documental: "Non dago Mikel?". El cuerpo fue hallado veinte días después en aguas del río Bidasoa.

El documental, de 80 minutos de duración, recoge testimonios, en euskera y castellano, de la madre de Mikel, Garbiñe Garate, de su novia, Idoia Aierbe, y de Ion Arretxe, detenido asimismo en esta operación de la Guardia Civil. Los tres ya han fallecido y a ellos está dedicado el documental.

También dan su testimonio tres sobrinas de Mikel, que representan una nueva generación que desea mantener el recuerdo de lo sucedido en 1985 y reclaman conocer toda la verdad sobre la muerte de su tío.

Este documental, que se estrena esta semana en 13 salas de Pamplona, Bilao, San Sebastián, Vitoria, Madrid, Barcelona y Burgos, es fruto del trabajo realizado durante diez años por Amaia Merino, editora de más de 25 largometrajes documentales y de ficción, y Miguel Ángel LLamas "Pitu", técnico superior de Producción Audiovisual y trabajador del diario digital Ahotsa.info

En 2019 se unió también al proyecto Izaskun Arandia como productora ejecutiva, con su empresa IZAR Films.

El caso Zabalza ha cobrado ahora especial protagonismo al salir a la luz el audio de una conversación entre el excoronel del CESID Luis Alberto Perote y el capitán de la Guardia Civil Pedro Gómez Nieto en el que muestran su convencimiento de que Mikel Zabalza murió mientras era torturado.

En el documental no aparecen esas grabaciones, ha explicado Merino en conferencia de prensa, porque han preferido ceñirse a lo que pasó en aquellos veinte días de 1985 a través de imágenes de archivo, sobre todo de ETB y algunas también de TV3.

El material que encontraron en ETB, ha dicho, "es algo insólito". La cadena vasca, que en 1985 tenía solo tres años de vida, dio una cobertura "impresionante" a este caso y guardó además todos los brutos de cámara, lo que "nos permitió ir haciendo una crónica viva, de sentimiento, de cómo fueron pasando las cosas", ha destacado.

Destaca en el documental la crónica de Ion Arretxe -un "personajazo", ha afirmado Merino-, quien relata cómo fue torturado en el cuartel de Intxaurrondo y confiesa incluso sentimientos de culpa por lo sucedido, que compara con los que sienten mujeres que han sufrido agresiones sexuales.

Miguel Ángel Llamas ha asegurado que, viendo la película y cuál era la versión oficial, sorprende que no se llegara a juzgar a ninguno de los responsables de la muerte de Mikel Zabalza. "Más fueron las investigaciones periodísticas las que aportaron algo de verdad en el asunto que la investigación judicial", ha lamentado.

"Pitu" ha puesto en valor que la lucha de la familia de Mikel ha permitido conseguir cierta "justicia popular", porque "a día de hoy todo el mundo cree que nos mintieron y eso tiene más valor que una sentencia judicial, que a los tres o cuatro años el Gobierno de turno los saca a la calle".

En la película, ha explicado, "se presentan los hechos de una forma bastante sencilla, tal y como ocurrieron" y de esta forma "te metes de lleno en esa crónica de esos días, sientes la tensión", sin "añadir más dramatismo a lo que ya de por sí era extremadamente dramático".

La familia, ha subrayado, sólo quiere "la verdad, la justicia y la reparación". La madre de Mikel, Garbiñe Garate, resume en un momento del documental lo único que tenía claro en medio de tantas versiones oficiales: "La Guardia Civil me lo llevó vivo y me lo devolvió muerto. Esa es la única verdad"


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Presentan en Pamplona un documental-crónica sobre la desaparición del navarro Mikel Zabalza