PREMIUM  SOCIEDAD

El T-Cross, el nuevo crossover urbano de Volkswagen, se podrá reservar desde diciembre

La llegada del nuevo T-Cross a la fábrica de Landaben permitirá a la planta española del Grupo Volkswagen alcanzar una cifra de producción de 350.000 unidades en 2019.

Representantes de la fábrica de Landaben durante la presentación en Amsterdam.
Representantes de la fábrica de Landaben durante la presentación en Amsterdam.  

El T-Cross, el crossover más urbano de la gama SUV de Volkswagen y que se fabricará en la planta navarra de Landaben junto al Polo, se podrá reservar en España a partir de diciembre.

La producción del T-Cross, que ha sido presentado este jueves internacionalmente, comenzará en diciembre, mientras que las entregas empezarán en mayo, han explicado a Efe fuentes de la marca.

Los motores turboalimentados con los que saldrá a la venta son dos gasolina -el tres cilindros 1.0 TSI con filtro de partículas y dos potencias: 95 CV (70 kW) y cinco velocidades; y 115 CV (85 kW) y seis velocidades- y el diésel 1.6 TDI cuatro cilindros, 95 CV y cambio de cinco relaciones.

Todos cumplen con la normativa de emisiones Euro 6D-Temp y en opción hay cambio automático de doble embrague DSG de 7 marchas para el gasolina más potente.

En materia de asistentes de conducción, el T-Cross puede equipar la última tecnología en seguridad. De serie son el sistema de vigilancia Front Assist y el de detección de peatones, la frenada de emergencia en ciudad, el asistente de arranque en pendiente, la detección de fatiga y el control de crucero adaptivo ACC (a partir del acabado Advance).

Entre los opcionales destaca el asistente de luz de carretera "Light assist" y el sistema de aparcamiento asistido.

El T-Cross es un crossover urbano con una longitud de 4,11 metros y una altura de 1,56 metros. Comparado con el Polo del que se deriva, es 54 milímetros más largo y 112 milímetros más alto.

Si le enfrenta con el T-Roc, el SUV derivado del Golf, el T-Cross es solo 12 centímetros más pequeño que éste.

Con una batalla de 2,56 metros, el eje delantero está situado más hacia delante que en otros vehículos gracias a la plataforma modular MQB del Grupo Volkswagen, que posibilita la incorporación al vehículo de las últimas tecnologías y asistentes de conducción.

El resultado es un espacio amplio para personas y un maletero que varía entre los 385 y los 455 litros (la fila trasera se desplaza longitudinalmente hasta 14 centímetros). Si se tumba el asiento trasero (en proporción 60:40), el volumen de carga puede llegar hasta los 1.281 litros, "el mejor valor absoluto" en esta categoría A0 SUV, según Volkswagen.

Del interior el fabricante destaca una posición elevada (conductor y pasajero se sientan a 597 milímetros del suelo), la opción de elegir el asiento de copiloto abatible, los colores desenfadados para salpicadero y consola central o la iluminación ambiental indirecta (desde el acabado Advance).

Por lo que respecta a la conectividad, de fábrica sale con pantalla táctil de 8 pulgadas (en la terminación Sport se incluye el cuadro de relojes digital Cockpit). Opcionalmente hay cargador inalámbrico y hasta cuatro conexiones USB.

Los acabados con los que se puede elegir son Edition (limitador de velocidad, cuatro elevalunas eléctricos, luces traseras de Led, faros antiniebla con luz de giro y volante multifuncional, entre otros).

Le sigue Advance (volante de cuero, ayuda aparcamiento, llantas de aleación de 16 pulgadas y climatizador) y Sport (faros Led, asientos deportivos, modos de conducción, cámara trasera y llantas de 17).

Además, para el acabado Sport, se ofrecen los paquetes deportivos R para exterior e interior.

Exteriormente al T-Cross se le identifica por un frontal acorde con la familia SUV de Volkswagen (capó delantero dominante y amplia parrilla del radiador con faros integrados), una vista lateral definida por dos líneas horizontales y una trasera con una banda reflectora enmarcada en un embellecedor negro que refuerza visualmente la anchura del vehículo.

Como el Polo, el T-Cross se fabrica en Landaben (Navarra), una planta en la que la marca alemana tiene previsto invertir, hasta 2019, unos 1.000 millones de euros para competir con fuerza en el mercado de los SUV compactos, un segmento que está al alza y que se prevé se duplique en ventas en los próximos diez años.Además, se desarrollarán versiones del T-Cross adaptadas a los mercados de Sudamérica y China. 

NAVARRA FABRICARÁ 350.000 UNIDADES

La llegada del nuevo T-Cross a la fábrica navarra de Landaben permitirá a la planta española del Grupo Volkswagen alcanzar una cifra de producción de 350.000 unidades en 2019.

La cifra la ha dado el director de la fábrica, Emilio Sáenz, en un encuentro con la prensa, en el que ha indicado que para 2018 la cifra de cierre es de unos 280.000 vehículos.

Actualmente, cada día fabrica 1.400 unidades del modelo Volkswagen Polo.

Con la incorporación del T-Cross, la cifra se repartirá a partes iguales entre el Polo y su derivado crossover, el T-Cross, ha dicho.

El nuevo vehículo de la marca alemana también permitirá que se contraten hasta unas 1.000 personas, de las que una parte serán a tiempo completo y otras tantas -que no ha precisado- a tiempo parcial.

El aumento de la plantilla se debe, según ha precisado, a que el T-Cross es más caro de producir en horas (una hora más, hasta 14, que el Polo, en el que se emplean 13).

Esto lo que conllevará es que se tenga que fabricar en fines de semana también, lo que generará más rotaciones de trabajadores y, por tanto, más necesidades de personal, ha señalado Sáenz.

Respecto a los problemas de abastecimiento de motores que está teniendo la fábrica, ha dicho que se deben a una mayor demanda de motorizaciones gasolina en detrimento de las diésel.

Al respecto, ha subrayado que el Grupo Volkswagen está trabajando "con toda la fuerza y la técnica" para que a final de año se resuelva todo el problema de homologación de motores y la mayor demanda de gasolina.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El T-Cross, el nuevo crossover urbano de Volkswagen, se podrá reservar desde diciembre