PREMIUM  SOCIEDAD

Por una Semana Santa sin sustos: estos son los consejos de la Policía Foral para evitar robos en viviendas

El año pasado se registraron en Navarra un total de 16 robos en viviendas durante este período festivo.

Un ladrón fuerza la puerta de entrada de una vivienda. ARCHIVO
Un ladrón fuerza la puerta de entrada de una vivienda. ARCHIVO  

La Policía Foral recuerda que los períodos vacacionales son aprovechados por los delincuentes para cometer robos en viviendas, aprovechando la oportunidad que genera la ausencia de inquilinos en las casas y en el vecindario.

En las vacaciones de Semana Santa del pasado año se registraron en Navarra 16 robos en viviendas, de los cuales nueve fueron en pisos y siete, en chalets adosados, unifamiliares o casas de campo.

Solo en el último mes, la Policía Foral ha detenido a 12 personas por distintos delitos contra el patrimonio, consistentes en hurtos o robos con fuerza. Las detenciones se han producido en las localidades de Pamplona, Zizur Mayor, Aranguren, Caparroso, Tafalla, Tajonar, Caparroso y Tudela. Siete de las personas arrestadas han sido investigadas por presuntos delitos de robo con fuerza y cinco, por presuntos delitos de hurto.

Resulta especialmente importante solicitar la colaboración activa para que cualquier sospecha que sea detectada por un vecino (como personas no habituales en el vecindario, en las inmediaciones de una vivienda, personas que pudieran estar en actitud de observación o vigilancia) se ponga en conocimiento inmediato de la policía a través del 112. Es preferible atender una falsa alarma que tener que investigar un robo consumado.

Según la experiencia de la Policía Foral, del análisis de robos producidos en la actualidad en viviendas adosadas o unifamiliares se puede desprender que los ladrones suelen merodear previamente por la vivienda para asegurarse que no está habitada, y acceden por las partes más débiles de la misma (parte trasera habitualmente).

Una vez en su interior, violentan ventanas o puertas de salón o cocina, revolviendo en 10 o 15 minutos toda la vivienda en busca de dinero y joyas, para salir huyendo generalmente por el mismo lugar de entrada.

NO HACER FRENTE A LOS LADRONES

En caso de detectar la presencia de ladrones, nunca se les debe hacer frente personalmente, sino que lo adecuado es recordar todos los detalles posibles (fisionomía, acento, vestimenta, vehículos o herramientas empleados…) y solicitar presencia policial inmediata, aportando toda la información disponible, según recomienda la Policía Foral.

Además de mantener algunas pautas básicas de discreción (como evitar compartir nuestros planes vacacionales en redes sociales), también pueden llevarse a cabo algunas conductas que ayuden a incrementar la seguridad del hogar.

En este sentido, pueden implementarse medidas de seguridad activa, como cerrar con llave todas las puertas del inmueble o evitar signos que delaten nuestra ausencia (como persianas completamente cerradas o el correo sin recoger en el buzón).

Tampoco conviene guardar joyas y objetos valiosos en el domicilio y, si se hace, es muy positivo guardar una relación de datos y fotografías sobre ellos, para poder interponer denuncia en caso de robo.

Por otra parte, se pueden seguir algunas pautas de seguridad pasiva que dificultarían un hipotético intento de robo. Por ejemplo, las puertas y ventanas pueden contar con distintos niveles de seguridad (cristales anti-rotura, puertas blindadas), se pueden instalar barrotes en ventanas de plantas bajas, iluminar adecuadamente los accesos y el entorno de la vivienda, o instalar un sistema de seguridad privada (y advertirlo así en la fachada, por su efecto disuasorio).


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Por una Semana Santa sin sustos: estos son los consejos de la Policía Foral para evitar robos en viviendas