PREMIUM  SOCIEDAD

Polémica por la venta de agua en edificios e instalaciones de las administraciones públicas navarras

La Ley Foral de Residuos y su Fiscalidad pretende prohibir la venta de agua embotellada en universidades, institutos y polideportivos públicos.

Botella de agua. ARCHIVO.
Botella de agua. ARCHIVO.  

La Ley Foral de Residuos y su Fiscalidad, que se pretende aprobar esta semana en el Parlamento navarro, incluye, en su artículo 24.2, la prohibición, con carácter general, de vender botellas de agua de un solo uso en edificios e instalaciones de las administraciones públicas.

En la práctica, esto implicará que, por ejemplo, no se pueda adquirir una botella de agua en una Universidad, Instituto o polideportivo de titularidad pública. El proyecto de ley se votará el lunes 7 de junio en el Pleno del Parlamento Navarro.

Esta prohibición, sin embargo, no afectaría a centros sanitarios y hospitalarios, por lo que, según ANEABE, el propio proyecto de Ley está reconociendo los beneficios de las aguas minerales al permitir la venta en estos centros, donde la seguridad alimentaria y el cuidado de la salud es esencial. 

Con motivo de esta iniciativa, la Asociación Nacional de Empresas de Aguas de Bebida Envasadas (ANEABE) presentará, en los próximos días, una queja ante la Comisión Europea, en relación a este artículo que incumple aspectos clave del derecho comunitario.

La Asociación Nacional de Empresas de Aguas de Bebida Envasadas suscribe la argumentación de la Federación Europea de Aguas Envasadas (EFBW), respecto a la redacción de la futura Ley Foral, señalando que se infringe la Directiva 2009/54/CE, sobre la explotación y comercialización de aguas minerales naturales.

Por esta directiva, se establece que los Estados miembros deberán adoptar las medidas necesarias para garantizar el comercio de las aguas minerales naturales que cumplan las normas establecidas en la presente Directiva, no pudiendo obstaculizarse por la aplicación de disposiciones nacionales.

Tal disposición no solo vulnera la legislación específica de aguas minerales y discrimina al agua embotellada respecto a otros productos y bebidas, sin que para ello se haya ofrecido ninguna justificación de peso, sino que también es contraria a la normativa comunitaria de envases.

Por estos motivos, ANEABE interpondrá una queja ante la Comisión Europea, por el incumplimiento de la normativa comunitaria.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Polémica por la venta de agua en edificios e instalaciones de las administraciones públicas navarras