PREMIUM  SOLIDARIDAD

Huchas llenas contra platos vacíos: la cadena de favor que da de comer a decenas de familias en Pamplona

La campaña 'Sonrisas de comida', que reparte menús solidarios a familias con pocos recursos, ha logrado superar su récord de recaudación.

Recuento de las huchas solidarias de la asociación 'Sonrisas de Comida' que reparte menús a varias familias necesitadas de Pamplona y la Comarca. IÑIGO ALZUGARAY
Recuento de las huchas solidarias de la asociación 'Sonrisas de Comida' que reparte menús a varias familias necesitadas de Pamplona y la Comarca. IÑIGO ALZUGARAY  

La iniciativa solidaria 'Sonrisas de comida', promovida por el cocinero navarro Juan Manuel Pedreño, ha conseguido batir su récord de recaudación con las huchas colocadas estas pasadas Navidades en cientos de comercios de la comarca de Pamplona.

En total se han recaudado más de 2.800 euros que permitirá a esta asociación sin ánimo de lucro seguir dando de comer cada día a una veintena de personas y familias necesitadas en la capital navarra y sus alrededores.

El pamplonés Juan Manuel Pedreño, propietario junto a su hermano del restaurante Elordi, de Arre, es el creador de esta asociación y el cocinero que da de comer de lunes a viernes entorno a 18 y 26 personas de familias necesitadas. Pedreño destaca el éxito solidario de todos aquellos que han aportado su granito de arena.

En junio de 2017 colocaron las primeras huchas solidarias y recaudaron cerca de 2.700 euros. Medio año después han repetido la actividad, intentando recaudar más fondos para poder incrementar los menús, y han acabado superando la primera recaudación. El recuento final de las 140 huchas colocadas en bares, carnicerías, pescaderías.... de todo Pamplona y su cuenca ha dejado una recaudación de 2.800 euros.

Este dinero llega en uno de los momentos más complicados para esta asociación. "En enero, febrero y marzo tenemos overbooking de familias sin recursos", explica Pedreño, "en Navidades todo es solidaridad, pero pasados estos meses parece como que la gente se olvida un poco y es cuando más trabajo nos llega a nosotros".

Los 2.800 euros donados anóninamente por la sociedad navarra ya tienen destino. "Nos vienen muy bien para mejorar los segundos platos, que es lo que las familias más nos piden porque no se lo pueden permitir", reconoce el cocinero y alma mater de 'Sonrisas de comida'.

Pedreño destaca la cadena de favores en la que se ha convertido esta recaudación a través de huchas solidarias: "Nos ayuda a ayudar, porque al final acabamos gastando todo este dinero que nos han concedido en los propios establecimientos que nos han ayudado colocando las huchas".

El cocinero, que reparte sus menús cada día de la semana, de lunes a viernes, en un barrio diferente de Pamplona, asegura que es inexplicable la sensación de alegría que genera el trabajo que están realizando con las familias con pocos recursos de Pamplona. "Regalamos ayuda, solidaridad... y eso supone mucho para ellos, que lo recibe, pero significa mucho más para nosotros, que podemos ayudarles".

Juan Manuel Pedreño reparte diariamente el menú que cocina para su restaurante entre esta veintena de personas que espera con ganas el día de la semana en que el reparto vuelve a su barrio. Los menús infantiles vienen acompañados, además, de un litro de leche y unos cuantos yogures. La fruta, los batidos..., cualquier donación extra que reciben acaba de completar estas ayudas para que el menú vaya más allá de una simple comida semanal.

Todo este trabajo que gestiona Juan Manuel Pedreño requiere de un gran esfuerzo y coordinación para llegar a quien más lo necesita. Por eso el cocinero pamplonés no duda en animar a las personas que quieran dar un paso solidario en su vida a probar esta experiencia.

"Yo les invito a venir una semana con nosotros", propone Pedreño, "que vean a quién llega esta comida, sus gestos, sus caras de agradecimiento..., que conozcan lo que hay detrás de las 'Sonrisas de comida' y seguro que están dispuestos a seguir ayudando". La asociación requiere "muchas manos", como dice su fundador, que agradece desde el trabajo de colaboradores hasta las donaciones de empresas y particulares.

"Como siempre digo, que no haya ningún estómago vacío", mantiene como lema vita Juan Manuel Pedreño, que ya piensa en el menú que cocinara mañana para dar de comer a las casi 30 personas que tiene en lista y que llevan una semana esperando la llegada de un nuevo menú de solidaridad servido a través de una inestimable cadena de favores.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Huchas llenas contra platos vacíos: la cadena de favor que da de comer a decenas de familias en Pamplona