• jueves, 08 de diciembre de 2022
  • Actualizado 15:04
 
 

SOCIEDAD

Carmen Baroja y Nessi ya tiene su placa: adornará la casa de la escritora en la calle Nueva de Pamplona

El Ayuntamiento de Pamplona le ha querido rendir este homenaje debido a su compromiso con los derechos de las mujeres en la Generación del 98.

Homenaje a la escritora pamplonesa Carmen Baroja Nessi, con la colocación de una placa en el edificio donde nació esta representante de la Generación del 98 (11). IÑIGO ALZUGARAY
Homenaje a la escritora pamplonesa Carmen Baroja Nessi, con la colocación de una placa en el edificio donde nació esta representante de la Generación del 98. IÑIGO ALZUGARAY

Pamplona ha reconocido a la escritora Carmen Baroja y Nessi con la colocación de una placa en el lugar donde estuvo la casa donde nació y vivió, en la calle Nueva 30. El Ayuntamiento quiere así destacar el compromiso de esta escritora con los derechos de las mujeres en la Generación del 98 y su contribución al mundo de la cultura.

El alcalde de Pamplona, Joseba Asiron, y miembros de la Corporación municipal han participado en el acto, en el que han intervenido además la escritora y nieta de Carmen Baroja y Nessi, Carmen Caro, y alumnado de 6º de Primaria del Colegio Público de San Francisco, que han trabajado la biografía de la homenajeada a través de distintas sesiones, y que hoy le han rendido su especial homenaje leyendo textos de la biografía de la escritora a pie de calle.

Carmen Baroja y Nessi nació en la antigua casa de la calle Nueva, 30 el día 10 de diciembre de 1883.

Ahora, en la fachada del edificio puede leerse en castellano y euskera la siguiente leyenda: “En el antiguo edificio señalado con el número 30 de esta calle, el 10 de diciembre de 1883 nació Carmen Baroja y Nessi, escritora comprometida con los derechos de las mujeres en la generación del 98, hermana del novelista Pío Baroja, y madre de Julio y Pío Caro Baroja, antropólogo-historiador y documentalista, respectivamente”.

El acto ha contado con música de piano a cargo de Suakai, que han interpretado una selección de piezas de la obra ‘Piezas de Fantasí’ (Drei Fantasiestücke) Op.73 de Robert Schumann.

La elección de este compositor alemán se debe a la predilección de Carmen Baroja y Nessi, aficionada a la música y que además tocaba el piano, por los compositores alemanes. Las piezas que van a interpretar son la 1, “Zart und mit Ausdruck” (suave y con expresión) y la 2, “Lebhaft, leicht” (animado, ligero).

Además del acto de este mediodía, Civivox Condestable acogerá esta tarde la conferencia ‘Carmen Baroja y Nessi y las mujeres de la Generación del 98’, en la que participarán como ponentes su nieta Carmen Caro y la biógrafa de la autora Amparo Hurtado. La conferencia comenzará a las 19 horas y la entrada es libre.

UNA PERSONALIDAD POLIFACÉTICA

La solicitud de colocación de una placa conmemorativa en el lugar donde nació Carmen Baroja Nessi surgió del grupo Nombrar Mujeres en Pamplona.

Carmen Baroja y Nessi vivió con su familia en el número 30 de la Calle Nueva, piso segundo derecha, según se desprende del padrón de 1885 (legajo 1; cuadernillo26) conservado en el Archivo Municipal, en un inmueble, que resultaría demolido en agosto de 1974.

Carmen, hermana de Ricardo y Pío Baroja y madre de Julio y Pío Caro Baroja ofrece una personalidad polifacética como intelectual, artista, periodista y folclorista. Subrayó su condición de mujer comprometida, superando la dificultad impuesta por el renombre de una familia de hombres culturalmente destacados.

Vivió en diferentes lugares: Madrid, Valencia, Zestoa y San Sebastián. En 1906 pasó seis meses en París, estancia que le afianzó en sus intenciones de proyectarse como artista y mujer independiente.

En 1913, a los treinta años, se casó con Rafael Caro Raggio, una edad inusual para la época, salvo para mujeres con autonomía económica, como era su caso. En 1925 participó en la creación de un grupo de teatro innovador en Madrid, El Mirlo Blanco, una compañía independiente vinculada a los Baroja, Valle-Inclán y Manuel Azaña.

En ese tiempo, en 1926, promovió junto con otras mujeres el nacimiento del Lyceum Club Femenino, ejemplo de asociacionismo feminista a la manera de la entidad es similares que funcionaban en Londres, autofinanciadas y con autonomía, cuya pretensión era fomentar la emancipación de las mujeres a través de la cultura. Carmen Baroja presidió la sección de Artes Plásticas en Industriales.

Como publicista editó ‘El Encaje en España’ (Barcelona, 1933), obra todavía de referencia en la materia, que llevó al Ministerio de Instrucción a nombrar a la autora miembro del comité ejecutivo del Patronato del Museo del Prado.

En atención a su labor investigadora y divulgadora, en 1945 publicó ‘Catálogo de la colección de amuletos’, inicio de la serie ‘Trabajos y materiales del Museo del Pueblo Español’.

En Itzea, la casa familiar de Bera de Bidasoa, escribió algunos cuentos infantiles entre los que destaca ‘Martinico el de la Casa Grande’ (1942). Bajo el seudónimo de Vera de Alzate colaboró en el diario La Nación de Buenos Aires. Asimismo participó del mundo cinematográfico realizando algunas adaptaciones basadas en las obras de su hermano Pío.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Carmen Baroja y Nessi ya tiene su placa: adornará la casa de la escritora en la calle Nueva de Pamplona