• miércoles, 08 de diciembre de 2021
  • Actualizado 21:03

 

 
 

POLÍTICA

Las obras en la fachada del Palacio de Navarra, que también incluirán el escudo, costarán casi 42.500 euros, 7.500 más de lo esperado

La consejera Ollo achaca este sobrecoste al mal estado del óculo que, además, ha retrasado las obras en la fachada del Palacio de Navarra.

Así ha quedado el óculo tras la restauración en la fachada del Palacio de Navarra.
Así ha quedado el óculo tras la restauración en la fachada del Palacio de Navarra.

35.000 euros fue el coste que inicialmente el Gobierno foral había presupuestado para la retirada de la laureada de la fachada del Palacio de Navarra. Sin embargo tras retirar el conjunto escultórico de Fortunato Orduna, el "mal estado del óculo", ha expuesto la consejera de Relaciones Ciudadanas e Institucionales, Ana Ollo, ha hecho incrementar esa cifra inicial hasta los 42.465 euros, 7.500 más de lo que estaba previsto.

El pasado 29 de junio, el Ejecutivo navarro acordaba retirar la Cruz Laureada de San Fernando de la fachada principal del Palacio de Navarra. La consejera Ollo ha defendido la retirada "por deber ético, al suponer su presencia una ofensa para los algunos ciudadanos, y por otro lado, para cumplir con la legalidad", en relación a la Ley de Memoria Histórica y la de Símbolos aprobadas en el Parlamento foral.

Fue en agosto cuando se encargaron las obras a la empresa 'Construcciones Zubillaga'. Con las primeras conversaciones, los encargados advirtieron al Gobierno de Barkos que podían producirse dos situaciones, que la laureada pudiera ser retirada sin causar daños, o que no hubiera suficientes garantías para ello y, entonces, habría que tapar la Cruz Laureada con "elementos propios de la heráldica".

En este sentido, el Gobierno de Navarra se ha mostrado "satisfecho" con la función que han tenido los paneles informativos que se han situado en el perímetro de las obras y que han permitido, ha dicho la consejera, mostrar que la Laureada "tiene el recuerdo de una guerra".

La primera opción se impuso y el proceso se inició el 26 de septiembre. La empresa constructora procedió a retirar la escultura, dividiéndola en sus seis bloques originales que fueron desmontados y bajados del tímpano. Dentro de estos bloques se incluía el escudo de Navarra, elemento que ocultaba el óculo original de la fachada.

Tras descubrirse, se comprobó que "estaba destrozado porque su interior había sido rellenado con cemento y macizado". La consejera Ollo ha admitido que este contratiempo "ha supuesto una ampliación de las tareas necesarias" y "se ha hecho necesaria una ampliación del presupuesto", pasando de los 35.000 a los 42.465 euros.

Dos meses después y no exentos de polémica, los trabajos de retirada de la escultura y la recuperación del óculo se han terminado y, en los próximos días, se retirarán los andamios. Sin embargo, el escudo de Navarra no lucirá de nuevo en la fachada del Palacio hasta el primer mes de 2017.

Además, no volverá en la forma en la que se encontraba. El Gobierno ha decidido que será una vidriera con el escudo oficial de la Comunidad foral de Navarra la que ocupe el tímpano de la fachada. Ollo ha expuesto que las dimensiones del nuevo escudo serán similares a las anteriores y que los trabajos con el vidrio se han encargado a un artesano de Olite.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Las obras en la fachada del Palacio de Navarra, que también incluirán el escudo, costarán casi 42.500 euros, 7.500 más de lo esperado