• sábado, 31 de julio de 2021
  • Actualizado 05:40

 

 
 

INFRAESTRUCTURAS

El Gobierno de Chivite estudia crear una empresa pública para implantar nuevos peajes en cinco carreteras forales

Se trata de las denominadas "vías de alta capacidad" para vehículos pesados como la A-10, A-15, N-121-A, A-1 y A- 68.

Peajes en la AP-15
Peajes en la AP-15. ARCHIVO

El consejero de Cohesión Territorial del Gobierno de Navarra, Bernardo Ciriza, ha afirmado que la implantación de peajes para vehículos pesados en cinco vías de alta capacidad de la Comunidad foral será "progresiva" y ha avanzado que la previsión que manejan es que a finales de este año se pueda implantar el primer peaje.

Así lo ha señalado el consejero en una comisión parlamentaria, a petición de Navarra Suma, en la que ha defendido la constitución de la empresa pública Nafarbide para que se encargue de la gestión de estos peajes, ante las críticas de NA+ que la ha calificado como "un nuevo chiringuito".

En su intervención, Ciriza ha recordado que hace aproximadamente medio año, el Gobierno de Navarra y PSN, Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e Izquierda-Ezkerra alcanzaron un preacuerdo para "financiar y mejorar las carreteras como servicio público".

Así, estas formaciones respaldaron las bases de la propuesta realizada por el departamento consistente en la creación de una empresa pública que se encargase de la gestión e implantación de peajes, exclusivamente a vehículos pesados, en cinco vías de alta capacidad (A-10, A-15, N-121-A, A-1 y A- 68).

A juicio del consejero, "esta alternativa, que se fundamenta en los principios europeos de quien usa paga y quien contamina paga, posibilitará que se comiencen a abordar las necesidades existentes desde hace años en materia de carreteras".

Según ha indicado Ciriza, durante los últimos meses de 2020 desde la Dirección General de Obras Públicas e Infraestructuras "se ha venido trabajando intensamente para avanzar a este respecto". De este modo, se ultima el proyecto de ley foral reguladora del canon de uso de carreteras, que es preciso incorporar al plan anual normativo para este año 2021.

Además, ha detallado, se va a licitar "en breve" el contrato de servicios para la realización de un estudio de viabilidad e impacto en la competitividad derivada de los distintos sistemas de gestión para la implantación del pago por uso en las infraestructuras viarias de Navarra.

El consejero ha explicado que este contrato tiene como objeto "el diseño y definición para la implantación de un sistema de pago por uso de infraestructuras, que deberá permitir acometer la construcción, adquisición, puesta en marcha, y operación del sistema de cobro en las vías A-1, A-10, A-15, A-68, y N-121-A".

Y ha indicado que también será objeto del contrato "la preparación de la documentación necesaria para la valoración por el organismo de la Comisión Europea competente del sistema de peaje, que se plantea en Navarra". El presupuesto de licitación de los trabajos es de 350.000 euros (IVA excluido).

Por otro lado, Ciriza ha presentado en la Cámara una propuesta de estatutos de la empresa pública Nafarbide. Un borrador, ha agregado, "abierto a las aportaciones de los grupos parlamentarios de esta Cámara, y que, además, puede sufrir también pequeñas variaciones, a consecuencia de su tramitación en el Registro Mercantil".

Entre otros aspectos, ha detallado que su capital social será de 3.000 euros, dividido en tres participaciones sociales. En lo que respecta a los órganos de la sociedad, corresponderá el gobierno y administración de la misma a la Junta General y al Órgano de Administración. Los miembros del Consejo de Administración serán nombrados por la Junta General, la mitad de ellos previa propuesta del Gobierno de Navarra, y la otra mitad a propuesta del Parlamento de Navarra.

Asimismo, el consejero ha explicado que la nueva sede del Centro de Conservación de Carreteras de Irurtzun albergará también a la empresa Nafarbide. Se ubicará en Arakil y se trata de una parcela situada entre la antigua carretera y el bucle de la autovía en Irurtzun, con acceso desde la carretera.

NA+ SE OPONE A "UN NUEVO CHIRINGUITO"

En el turno de los grupos parlamentarios, Javier García, de Navarra Suma, ha cuestionado este "nuevo ente público con más coste para las arcas públicas en la situación en la que nos encontramos" y ha considerado que se está planteando "un nuevo chiringuito". "Me sorprende que algunos grupos estén a favor, el departamento tiene recursos para poder gestionar según qué tipo de nuevos impuestos", ha sostenido García, quien se ha opuesto a que "los transportistas de nuestra comunidad financien esta nueva agencia de colocación del Partido Socialista". "No a la empresa pública y no a los peajes", ha subrayado.

Por contra, el parlamentario del PSN Jorge Aguirre ha afirmado que el actual Ejecutivo se ha encontrado con que "el mapa de carreteras tenía una situación lamentable por unos gobiernos que hicieron dejación de su responsabilidades y un anterior gobierno que recuperó algo la inversión, pero que fue suficiente". Por tanto, ha defendido el acuerdo alcanzado para la implantación de peajes a vehículos pesados y ha considerado "oportuna" la constitución de esta sociedad pública.

El parlamentario de Geroa Bai Pablo Azcona también ha defendido el acuerdo político al que se llegó para la financiación de las carreteras y ha considerado que "la sociedad pública que se propone es una herramienta que creemos puede ser eficaz y eficiente". "Es una herramienta totalmente válida y llamar chiringuito a un instrumento para prestar servicios por parte de la administración pública es un error", ha planteado.

Por parte de EH Bildu, Adolfo Araiz ha compartido la propuesta "en general" hecha por el consejero sobre la nueva empresa pública, "a expensas de estudiar algunas cuestiones de los estatutos". "Esperemos que seamos capaces de pulir los aspectos pendientes", ha expuesto Araiz, quien ha considerado que "todo esto va a redundar en el beneficio de las infraestructuras". "Chiringuitos no sé, pero la herencia que ustedes nos dejaron en materia de infraestructuras es lo que tendría que hacerse mirar señor García", le ha dicho al parlamentario de NA+.

Finalmente, Marisa de Simón, de Izquierda-Ezkerra, ha afirmado que analizarán con "profundidad y rigor" toda la documentación y los estatutos propuestos por el consejero y ha considerado que era "algo absolutamente necesario que fuera una empresa pública". Ha criticado además la postura de Navarra Suma en esta materia y ha censurado que "se enmienden a sí mismos y quieran dar lecciones a los demás".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El Gobierno de Chivite estudia crear una empresa pública para implantar nuevos peajes en cinco carreteras forales