PREMIUM  SOCIEDAD

Ocho nuevos días de paros en Icer Rail: "El clima laboral es irrespirable y la empresa tiene una actitud autoritaria"

El sindicato ELA "denuncia el papel de UGT posicionándose siempre a favor de los intereses de la empresa".

Los trabajadores de la empresa en la sede del sindicato ELA. CEDIDA
Los trabajadores de la empresa en la sede del sindicato ELA. CEDIDA  

Icer Rail, la empresa ubicada en el Polígono Agustinos de Pamplona que se dedica a la fabricación de frenos para trenes y en la que trabajan 160 personas, ha convocado nuevos paros.

A principios de 2018 el anterior Comité de Empresa (2 UGT 1 Independiente) comenzó la negociación con el objetivo de "lograr la equiparación salarial en la plantilla. En ese sentido hay que destacar que existen 3 escalas salariales diferentes dentro de la empresa", explican desde el sindicato ELA.

"El 18 de septiembre de 2018 los delegados de UGT del anterior Comité de Empresa llegaron a un preacuerdo con la empresa cuyo contenido empeoraba el Convenio Estatal de Químicas. El preacuerdo beneficiaba al personal de oficinas a costa de empeorar las condiciones laborales del personal de producción".

"El 24 de septiembre de 2018, en el desarrollo de una asamblea con la plantilla para explicar los contenidos del preacuerdo, los delegados de UGT se arrepienten de haber firmado el mismo al percatarse de que el contenido suponía el empeoramiento de las condiciones laborales de sus compañeros de producción", cuentan.

El 15 de noviembre de 2018 la dirección de UGT, "pasando por encima de la voluntad de sus propios delegados, acordó con la empresa la aplicación del contenido del preacuerdo, haciendo coincidir el acuerdo con las elecciones sindicales".

El 21 de diciembre de 2018 se celebraron nuevas elecciones sindicales en las que "UGT obtuvo 5 delegados y ELA en la primera vez que concurría consiguió 4 delegados. En enero de 2019 la empresa despidió a un compañero de manera arbitraria como despido disciplinario, y además la empresa notificó una modificación sustancial para que la prácticamente totalidad de la plantilla e producción pasase a quinto turno".

Ante esta situación, la plantilla de Icer Rail "decidió organizarse y plantar cara a la empresa. El clima laboral en la empresa es irrespirable; la empresa mantiene una actitud autoritaria, los problemas en salud laboral sin resolverse, se aplican MSCT sin acuerdo, se ha despedido a un compañero", explican desde ELA.

En consecuencia se está llevando a cabo un calendario de paros que se inició el 16 de febrero de 2019, y que va a tener su continuación con nuevos paros convocados los días 10, 11, 18, 19, 20, 21 y 22 de abril. La convocatoria de las huelgas está dirigida al colectivo de mano de obra directa, y el seguimiento a los paros realizados hasta ahora ronda el 70% del personal indefinido de ese colectivo.

El objetivo de los paros es la mejora económica en el plus de quinto turno, la reducción de jornada del quinto turno y la readmisión del compañero despedido. ELA critica "la actitud de la empresa durante las jornadas de paro a través de amenazas, coacciones, llamadas a casa para forzar a no realizar huelgas, vigilancias, eliminación de descansos, situación que está ocasionando que cada vez hay más trabajadores en incapacidad temporal por motivos psicológicos derivado del trabajo." Por último, ELA "denuncia la actitud de UGT mostrando una sumisión total a los intereses de la empresa".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Ocho nuevos días de paros en Icer Rail: "El clima laboral es irrespirable y la empresa tiene una actitud autoritaria"