PREMIUM  SOCIEDAD

Desaparece en Pamplona una gasolinera de 110 años y se abre una nueva de última generación

La estación posee un taller de reparación de vehículos y va a añadir una tienda con zona de panadería, así como una zona de delikatessen y herboristería.

Nueva estación de servicio Repsol La Milagrosa, situada entre la Avenida de Navarra, la Avenida Zaragoza y la calle del Sadar de Pamplona. IÑIGO ALZUGARAY
Nueva estación de servicio Repsol La Milagrosa, situada entre la Avenida de Navarra, la Avenida Zaragoza y la calle del Sadar de Pamplona. IÑIGO ALZUGARAY  

Finalmente, después de 110 años atendiendo a clientes en la entrada a Pamplona por la avenida de Zaragoza, la gasolinera más antigua de la ciudad se ha ido de mudanza y cerrará definitivamente el 31 de julio en su ubicación habitual.  

Mientras tanto, la Estación Repsol La Milagrosa se ha instalado y abierto ya en una nueva parcela de 2.500 metros entre la calle del Sadar y la avenida de Navarra para traer una renovada y completa oferta de servicios.

Para facilitar su acceso, se ha creado un desvío en la variante que permite acceder directamente a sus instalaciones y una rotonda en la calle Sadar que conduce a otro carril de reincorporación a la ronda. 

Esta estación ha creado 4 puestos de trabajo nuevos contando así con una plantilla total de 10 trabajadores. Como señala José Luis Martínez, gestor de la estación de servicio junto a Susana Gurucharri, la gasolinera está equipada con cuatro surtidores dobles con multiproducto "de última generación" y con un surtidor de caudal rápido para vehículos pesados.

Además, posee también un taller de reparación de vehículos y, a diferencia de la anterior, va a añadir una tienda de 150 metros cuadrados con zona de panadería con hornos propios, así como una zona de delikatessen y herboristería. 

Por otro lado, aunque fuera del horario comercial los surtidores se podrán seguir utilizando de manera automática son sistema de pago con tarjeta, se va a mantener la atención de servicio del carburante por parte de empleados como se hacía hasta ahora.

"Entendemos que los clientes pagan un precio por el combustible, así que nosotros nos encargaremos del servicio, lo que significa mayor rapidez y evitar salpicaduras o manchas a los clientes de 6.30 de la mañana hasta las 22.30 horas", señalaba Martínez antes de la apertura de la estación.

Además, junto a los surtidores, se van a incluir en la estación un renovado túnel de lavado con cinco boxes y aspiradores, así como máquinas de vending con productos diversos. 

En el solar que ahora ocupa la vieja estación de Campsa está prevista la construcción de viviendas de protección oficial. Antes, la empresa gestora dejará limpio y descontaminado el espacio. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Desaparece en Pamplona una gasolinera de 110 años y se abre una nueva de última generación