• domingo, 01 de agosto de 2021
  • Actualizado 12:25

 

 
 

ECONOMÍA

Las preocupaciones de consumidores navarros: gastos del hogar y acceso a vivienda

Los pagos de la hipoteca, luz o el gas preocupan mucho o bastante a los navarros.

Una hoja de cuentas en una imagen de archivo
Una hoja de cuentas en una imagen de archivo

Los gastos relacionados con el hogar y el acceso a la vivienda son las principales preocupaciones de los consumidores navarros, según una encuesta de la asociación de consumidores de Navarra Irache, en la que el comercio tradicional sale reforzado como el más valorado y el que más confianza genera.

El sondeo, realizado por Cíes entre el 22 y el 26 de febrero a través de 400 entrevistas en toda Navarra, tiene un nivel de confianza del 95%, según ha explicado Irache en su presentación con motivo del Día del Consumidor.

Los gastos relacionados con el hogar, como hipoteca, luz o gas preocupan mucho o bastante al 86 % y el acceso a la vivienda al 83 %, lo que les sitúa como las principales preocupaciones, seguidas de la conservación del medio ambiente (66 %), la calidad del sistema sanitario (60 %), la seguridad alimentaria (54 %) y el transporte público (39 %).

En ámbitos que trascienden el consumo, apunta Irache en un comunicado, el 73 % se muestra preocupado por la pobreza en otros países.

Respecto al pasado año, aumenta en 14 puntos la preocupación en los gastos económicos derivados del hogar y en 8 la del acceso a la vivienda, lo que se relaciona en muchos casos con una situación económica más precaria o inestable debido al contexto económico generado a raíz de la pandemia.

Los sectores que más decepcionan a los consumidores son la banca (36 %), la telefonía (35 %), la vivienda (23 %) y la luz y el gas (19 %).

Tras ellos, se sitúan la sanidad (16 %), los seguros (11 %), el funcionamiento de la Administración (12 %), el uso de internet (7 %), transporte (4 %), el comercio en internet (4 %), el transporte público (3 %), el comercio en establecimiento (2 %), agencias de viajes (1 %), compra y reparación de vehículos (1 %) y los servicios de reparación a domicilio (1 %).

Respecto al año pasado, sube la decepción en la luz y el gas y el funcionamiento de la Administración -ambos dos puntos más, mientras que baja en vivienda, sanidad, seguros, uso de internet y transporte público.

Son los mayores de 65 años los que se muestran más molestos con la sanidad (24 %) mientras que los jóvenes lo están con el comercio (7 %) y el transporte público (9 %).

En cuanto a las reclamaciones, el 34 % de los encuestados realizó alguna, lo que, según el universo de la encuesta, supondrían 182.166 reclamaciones, 27.723 más que el año anterior, el mayor número desde 2008.

La telefonía e internet son los sectores que acumulan más reclamaciones (45 %), seguidos de la sanidad (15 %), los bancos (11 %), la luz y el gas (10 %), la Administración (7 %), el comercio por internet (6 %), comercio (5 %), seguros (4 %), transporte aéreo (4 %), transporte público (2 %), vivienda (2 %), servicios a domicilio (1 %), agencias de viajes (1 %) y compra y reparación de coches (1 %).

Por edades, los menores de 30 años reclamaron en menor porcentaje temas de telefonía e internet (8 %) y en mayor proporción por compras en internet (31 %) y los mayores de 65 años reclamaron en mayor medida a los bancos y cajas.

Las reclamaciones estuvieron relacionadas especialmente con la calidad del producto o servicio (33 %), seguido por el incumplimiento de las condiciones (28 %) y el precio (19 %) con un descenso, respecto al año anterior, de la incidencia de la falta de información.

Debido a la covid-19 se ha añadido como razón de reclamación los problemas derivados de la pandemia y el estado de alarma como cancelaciones de vuelos o viajes o de servicios como gimnasios, academias, actividades lúdicas o espectáculos, que han supuesto el 9 % del total.

Lo que más demandan los consumidores a las empresas es que actúen con mayor claridad y transparencia (43 %).

De la encuesta sale reforzado el comercio tradicional, el que más confianza ofrece al consumidor (8,2 sobre 10), seguido de las farmacias (7,4), hostelería y restauración (6,8), odontología (6,7), grandes superficies (6,3), agencias de viaje (6,2) y talleres de reparación (6,1).

“Aprueban” en confianza la medicina privada (5,9), el transporte aéreo (5,8), los concesionarios de automóviles (5,6), los centros de belleza y adelgazamiento (5,2) y el comercio por internet (5,1), mientras que suspenden las aseguradoras (4,8), el sector eléctrico y del gas (4,7), los bancos y las cajas (4,6) y la telefonía (4,4).

El 72 % ve positiva la llegada de nuevas marcas y establecimientos comerciales, especialmente los más jóvenes, y más de la mitad de los consumidores realiza la cesta de la compra en el supermercado (51 %) y en la tienda tradicional (27 %).

El porcentaje de personas que compra por internet no es representativo en el estudio, en el que un 64 % de los encuestados dice no haber cambiado sus hábitos de consumo por la pandemia y entre los que lo han hecho el cambio ha sido mirar más los precios.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Las preocupaciones de consumidores navarros: gastos del hogar y acceso a vivienda