SOCIEDAD

Los 64 millones invertidos en la renta de inclusión social retornaron a la economía navarra

Un estudio sobre su impacto económico refleja que esta prestación contribuye a crear o mantener 801 puestos de trabajo.

El vicepresidente primero y consejero de Desarrollo Económico, Manu Ayerdi, acompañado de su jefa de gabinete, Izaskun Goñi,
El vicepresidente primero y consejero de Desarrollo Económico, Manu Ayerdi, acompañado de su jefa de gabinete, Izaskun Goñi,  

Los 63,88 millones de euros invertidos por el Gobierno de Navarra el año pasado en la renta de inclusión social supusieron un retorno de 64 millones en la economía de la Comunidad foral, según se desprende de un informe sobre el impacto económico de esta prestación realizado por el Gobierno de Navarra.

Este estudio, que los vicepresidentes de Desarrollo Económico, Manu Ayerdi, y Derechos Sociales, Miguel Laparra, han presentado al resto de miembros del Gobierno durante la sesión ordinaria de este miércoles, también concluye que el importe destinado a financiar la renta de inclusión social ayudó a crear o a mantener 801 puestos de trabajo y permitió la recaudación de 10,69 millones de euros en impuestos.

Dicho análisis ha sido elaborado por personal técnico del Gobierno de Navarra con el objetivo de conocer qué cantidad de la invertida en renta de inclusión social retorna a la economía navarra, puesto que las personas que reciben esta prestación realizan una serie de gastos reflejados en su consumo.

Esta valoración económica también se empleará para el diseño de la nueva renta de inclusión social, que pasará a denominarse renta garantizada, y cuya elaboración ya ha comenzado el Gobierno de Navarra con la colaboración de profesionales, expertos y organizaciones sociales, dando cumplimiento al acuerdo programático para esta legislatura.

En este sentido, el vicepresidente de Derechos Sociales, Miguel Laparra, ha destacado que en la sesión de Gobierno "se ha planteado ya y se ha recogido todos los trabajos realizados por el departamento y se ha comenzado, por tanto, el proceso de debate político dentro del Gobierno sobre los mismos, sobre toda la propuesta técnica, y las justificaciones y alternativas planteadas".

"El trabajo del departamento acaba y comienza ya el trabajo político de debate y toma de decisiones", ha expuesto Laparra, para resaltar que, con ello, el Ejecutivo, en su primera sesión tras cumplir los seis meses de Gobierno, cumple el "compromiso" de tener "el primer borrador junto a todos los documentos técnicos que le avalan y le apoyan" para a partir de ahí "comenzar el debate político y social en torno a las propuestas de renta garantizada".

Preguntado por dónde van a ir las modificaciones de la RIS, Laparra ha remarcado que "las líneas generales es algo que ahora está en debate", pero ha avanzado que irán en la línea "del cumplimiento escrupuloso del acuerdo programático, de todos los elementos que se plantean en el mismo".

A partir de ahí, ha detallado, "se desprende un aumento de la cobertura de las personas, que se quedaban fuera del anterior sistema; una mejora de las cuantías y del reconocimiento de los derechos de los ciudadanos; y una intensificación de los incentivos para que las personas puedan incorporarse con más velocidad al mercado de trabajo".

Preguntado por cómo lo van a hacer dado que los Presupuestos de este año incluyen menos dinero para la RIS del que se gastó el año pasado, Laparra ha contestado que "hay varias vías" y que los Presupuestos "dicen que aumentan mucho las partidas de empleo protegido, tanto de la Dirección General de Inclusión como del Servicio Navarro de Empleo". Por tanto, ha agregado, "habrá más alternativas de empleo a los actuales preceptores de RIS".

Asimismo, ha expuesto, "se mantienen las estimaciones de crecimiento económico y de aumento del empleo, por tanto, previsiblemente esto también se acabará llevando a una reducción de la demanda"; al mismo tiempo que la reforma de la RIS pretenderá "que haya más personas que consigan éxito en sus itinerarios de incorporación social y salgan de la RIS".

LA RIS BENEFICIÓ A 12.875 FAMILIAS EN 2015

Durante el año pasado, el Gobierno de Navarra destinó 63,88 millones de euros para financiar la renta de inclusión social, que benefició a 12.875 familias con un total de 28.839 miembros, de los que 10.820 eran menores de edad.

Según destaca la Dirección General de Inclusión y Protección Social, la modificación de la renta de inclusión social aprobada en 2015 conllevó la protección de un 30% más de familias al terminar el año.

El 63% de las familias que recibieron en 2015 esta prestación residían en la Comarca de Pamplona, el 16% en la zona de Tudela y el 9% en Tierra Estella. El resto de beneficiaros eran del área de Tafalla (el 6%), de la zona noroeste (4%) y de la noreste (2%).

PRINCIPALES CIFRAS DEL ESTUDIO

Según refleja el estudio presentado este miércoles por el Ejecutivo foral, la inversión de 63,88 millones de euros en la renta de inclusión social durante al año pasado tuvo un reflejo en la economía navarra de 64 millones, o lo que es lo mismo, de cada euro invertido retornó 1,002 euros en términos de valor añadido bruto (VAB), ha destacado Ayerdi.

El impacto total supuso un 0,38% del VAB de la Comunidad foral. Con este indicador se mide la riqueza generada en un periodo determinado, obtenida por la diferencia entre el valor de la producción y los consumos intermedios utilizados (materias primas, servicios y suministros exteriores, etc.).

Por su parte, en términos de empleo, el dinero destinado a esta prestación durante 2015 conllevó la creación o el mantenimiento de un total de 801 puestos de trabajo del conjunto del mercado laboral de Navarra, cifra que representa el 0,3% del total de los empleos en la Comunidad foral.

Finalmente, el retorno impositivo de la renta de inclusión social, a través del IVA de los productos consumidos y del IRPF de los empleos creados, se ha cifrado en un total de 10,69 millones de euros, lo que indica que por cada euro de gasto en esta prestación regresaron al Gobierno de Navarra, vía impuestos, 0,167 euros.

Para realizar el informe sobre el impacto económico de la renta de inclusión social se han empleado las tablas input-output (TIO) más recientes para la economía foral estimadas por el Instituto de Estadística de Navarra, del año 2008, han explicado desde el Ejecutivo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Los 64 millones invertidos en la renta de inclusión social retornaron a la economía navarra