• sábado, 16 de octubre de 2021
  • Actualizado 11:52

 

 
 

VIVIENDA

Navarra propone recuperar viviendas en desuso en la zona rural para promover VPO

El consejero Aierdi propone promover VPO en suelo municipal, mejorar la eficiencia energética y recuperar vivienda en desuso.

Recreación gráfica de las viviendas VPO que se construirán en Barañáin GOBIERNO DE NAVARRA
Recreación gráfica de las viviendas VPO que se construirán en Barañáin GOBIERNO DE NAVARRA

El Gobierno de Navarra ha planteado a la Federación Navarra de Municipios y Concejos (FNMC) tres ámbitos de actuación orientados a ampliar la oferta pública de vivienda de alquiler, impulsar la rehabilitación energética y regeneración urbana, y recuperar vivienda municipal en desuso en la zona rural.

El vicepresidente segundo del Gobierno y consejero de Vivienda, José María Aierdi, ha trasladado estas líneas de trabajo durante un encuentro celebrado el pasado lunes en el Palacio de Navarra, en el que estuvo acompañado por el director general de Proyectos Estratégicos, Rubén Goñi, y por el director gerente de la sociedad pública Nasuvinsa, Alberto Bayona.

Por parte de la FNMC asistieron su presidente, Juan Carlos Castillo; Mario Fabo, vicepresidente primero; Ander Oroz, vicepresidente segundo; Berta Enrique, secretaria general; y Fermín Cabasés y Juan Jesús Echaide, técnicos de la FNMC, ha informado Nasuvinsa en un comunicado.

Según ha señalado, la reunión sirvió también para analizar la situación actual de los fondos europeos anunciados para hacer frente a la crisis generada por la Covid.

En este sentido, el vicepresidente Aierdi expresó su voluntad de diseñar un marco de colaboración específico con la FNMC que "permita canalizar la información a los ayuntamientos y entidades locales sobre el desarrollo puntual de estos fondos, y ofrecerles el apoyo necesario para agilizar los proyectos y la tramitación de las ayudas correspondientes".

SEGUNDA FASE DEL PLAN DE VIVIENDA DE ALQUILER

La primera línea de trabajo planteada por el Gobierno foral a la FNMC se refiere a la participación directa de los ayuntamientos en el desarrollo de la segunda fase de plan foral de vivienda alquiler 'Navarra Social Housing'.

Nasuvinsa prevé prácticamente duplicar las 500 viviendas que se pusieron en marcha en 2017 en la primera fase de dicho plan, que están ya finalizadas o en fase de ejecución en la Comarca de Pamplona, Tudela, Estella y Bera.

Se mantendrá el actual modelo de edificación de consumo casi nulo, de alta calidad constructiva y eficiencia energética con estándares Passivhaus o equivalentes, así como el impulso de energías verdes mediante la instalación de calderas de biomasa alimentadas por astillas de madera procedente de los boques autóctonos de Navarra.

El Gobierno plantea dos niveles de actuación: el primero dirigido al ámbito urbano, principalmente en Pamplona y la Comarca, así como en cabeceras de comarca, y una segunda línea de trabajo específica para localidades de la zona rural, con la previsión de construir en este ámbito unas 150 viviendas de alquiler protegido.

Este modelo de colaboración contempla, como fórmula preferente, la cesión de suelo de propiedad municipal a la sociedad pública Nasuvinsa, que promoverá la construcción de las viviendas y las gestionará en régimen de alquiler durante el período de cesión, al término del cual las VPO revertirán en propiedad al ayuntamiento.

En el encuentro, Aierdi ha defendido "la importancia de dar continuidad en los próximos años a la política del Gobierno de Navarra para ampliar el parque público de vivienda de alquiler y responder a la demanda social de alquiler a precios asequibles, con la implicación directa de las entidades locales y la colaboración del Banco Europeo de Inversiones (BEI) para la cofinanciación de las promociones residenciales".

REHABILITACIÓN ENERGÉTICA

El segundo ámbito de trabajo planteado a los ayuntamientos navarros, a través de la FNMC, se centra en el impulso de la rehabilitación energética del parque residencial antiguo y la recuperación y la regeneración urbana de barrios en la ciudad construida, con el fin de mejorar los niveles de eficiencia de las viviendas y de confort para los vecinos.

Esta actuación tendrá como referencia proyectos impulsados por Nasuvinsa con apoyo europeo, como el plan piloto Efidistrict Txantrea, con la rehabilitación energética integral de más de 1.700 viviendas en sus dos fases, Sustainavility con 385 viviendas en cinco ayuntamientos (Ansoáin, Barañain, Noáin, Villava, Zizur Mayor), y finalmente el plan Tudela Renove, que ha permitido mejorar la eficiencia energética de 167 viviendas construidas en la década de los años 80, y la tramitación de siete Proyectos de Intervención Global (PIG) que permitirán en el futuro la rehabilitación de otras 1.169 viviendas.

En este ámbito, el vicepresidente Aierdi ha destacado la experiencia acumulada por Nasuvinsa en la gestión de oficinas de barrio para acompañar y asesorar a los propietarios en la tramitación de los proyectos y en la gestión de las ayudas públicas, que cubren en torno al 65% del coste total de las obras.

Finalmente, la tercera línea de actuación propuesta a la FNMC permitirá dar continuidad al programa dirigido específicamente a los ayuntamientos de la zona rural, para la rehabilitación de vivienda municipal en desuso y su alquiler a personas jóvenes, dentro de la estrategia del Gobierno de Navarra para afrontar el proceso de despoblación y reactivar el tejido social y la actividad económica en las pequeñas localidades.

La fórmula de colaboración consiste en la cesión por los ayuntamientos del uso de la vivienda a Nasuvinsa, que financia las obras de rehabilitación y gestiona su alquiler durante el período de cesión de la vivienda, que revierte al ayuntamiento una vez agotado el plazo de entrega.

Este modelo ha permitido la recuperación de 11 viviendas en el Pirineo, ocho de ellas ya finalizadas en Burguete y Espinal, y otras tres en Jaurrieta, actualmente en ejecución. La inversión de Nasuvinsa en estas tres intervenciones suma 1,2 millones.

En esta línea se han rehabilitado también casas de camineros en Roncal (2) y Sangüesa (2), están licitadas cuatro más en Oronoz Mugaire y se han adjudicado otras cinco antiguas casas de los maestros en Ujué, estas últimas con una inversión pública de 462.000 euros.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Navarra propone recuperar viviendas en desuso en la zona rural para promover VPO