• martes, 28 de septiembre de 2021
  • Actualizado 01:30

 

 
 

SUCESOS

Continúa la burla de jóvenes en Mendillorri, donde cruzan contenedores para evitar que acceda la policía

Se trata de uno de los barrios que se vieron más afectados por el coronavirus y donde periódicamente se han venido organizando botellones.

Botellón en Mendillorri durante la crisis del coronavirus (3) POLICÍA MUNICIPAL DE PAMPLONA
Botellón en Mendillorri durante la crisis del coronavirus, en una imagen de archivo. POLICÍA MUNICIPAL DE PAMPLONA

Un fin de semana más, Mendillorri vuelve a verse envuelto en polémica por la actitud de jóvenes inconscientes a los que nos les importa lo más mínimo la expansión del coronavirus y los efectos que puede conllevar la enfermedad en la población.

Según ha informado este sábado la Policía Municipal de Pamplona, diversos agentes han tenido que acudir a este barrio de la capital navarra para retirar varios contenedores que habían sido cruzados en la carretera.

El objetivo de esta acción era evitar que las patrullas policiales pudieran acceder al lugar, donde los últimos fines de semana se han celebrado botellones ilegales, algunos con decenas de personas.

Mendillorri ha sido, como se recuerda, uno de los enclaves de la Comunidad foral más afectados por la pandemia del Covid-19, hasta el punto de que las autoridades sanitarias obligaron a sacar a sus ciudadanos de la "nueva normalidad" para tratar de frenar el avance de la enfermedad.

Sin embargo, gran parte de la población juvenil de ese barrio ignora repetidamente los riesgos del coronavirus y, en un desafío constante a las fuerzas del orden, se salta las normas buscando únicamente su disfrute, sin pensar en las consecuencias que sus actos pueden conllevar en sus familiares.

La Policía Municipal de Pamplona ha expuesto que la noche entre este viernes y este sábado ha vuelto a resultar bastante intensa para sus patrullas, que han tenido que realizar medio centenar de intervenciones.

ZONAS MÁS MASIFICADAS

Las zonas más masificadas han estado especialmente controladas para tratar de evitar que las personas incumplieran las normativas asociadas a las medidas sanitarias frente al coronavirus.

Pese a todo, han apuntado desde este cuerpo policial, el cumplimento del horario de cierre de la actividad hostelera en la capital navarra se ha llevado a cabo en casi todos los establecimientos.

De hecho, uno de los cometidos de los agentes ha sido el de informar a los hosteleros sobre la nueva normativa que entró en vigor el viernes. Una actuación que, han añadido las mismas fuentes, ha sido agradecida por los propietarios de locales, ya que muchos de ellos la desconocían.

Zonas como el Casco Antiguo, San Juan y la Milagrosa han concentrado una parte del operativo policial ante la previsión de aglomeraciones de personas y posibles incumplimientos de la normativa sanitaria. En total, se han interpuesto 23 denuncias por no usar la mascarilla, realizar botellones en la vía pública, fumar sin guardar la distancia de seguridad y perturbar el descanso del vecindario.

También se ha intervenido en una agresión entre particulares con una botella rota, que se ha saldado con una personas herida y un detenido. Además, una agente policial ha resultado herida cuando un coche que huía de un control ha chocado contra una patrulla en la plaza de Europa.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Continúa la burla de jóvenes en Mendillorri, donde cruzan contenedores para evitar que acceda la policía