PREMIUM  EDUCACIÓN

Navarra, de las comunidades españolas con menor porcentaje de alumnos en la educación pública

Según datos del Ministerio de Educación, el 64,8% de los alumnos estudia en centros públicos, muy lejos de Castilla-La Mancha (80,9%).

Imagen de varios alumnos en la clase de un instituto atendiendo a la profesora. ARCHIVO
Imagen de varios alumnos en la clase de un instituto atendiendo a la profesora. ARCHIVO  

El 64,8% de los alumnos de Navarra estudian en centros públicos, por debajo de la media nacional, que en el curso 2018-19 se sitúa en el 67,1%, según datos del Ministerio de Educación. Llega un nuevo curso escolar y la matriculación de los alumnos en un tipo de centro u otro variará por comunidades, como sucede desde hace años.

En concreto, en los públicos, la diferencia alcanza hasta un 30%, tal y como se detecta entre Castilla-La Mancha (80,9%) y País Vasco (50,7%). Lo refleja la estadística sobre enseñanzas no universitarias del Ministerio de Educación y Formación Profesional (con cifras del curso 2018-2019), que señala el diferente peso que llegan a alcanzar las matriculaciones respecto a la educación pública en unas autonomías o en otras.

El porcentaje total de los estudiantes matriculados en centros públicos ha pasado del 67,2% al 67,1% entre los cursos 2017-18 y 2018-19. Solo Aragón, la Comunidad Valenciana y Melilla han aumentado muy ligeramente el porcentaje de estudiantes en centros públicos en esos cursos.

Según la Ley Orgánica de Educación (LOE) del 2006 (del PSOE), "la programación de la red de centros debe asegurar la existencia de plazas públicas en todas las áreas de influencia que se establezcan".

La Ley Orgánica para la Mejora de la calidad educativa (Lomce) del 2013 (del PP) afianzó la educación concertada, añadiendo que se programarían plazas concertadas "por demanda social".

Pero la ministra Isabel Celaá ha considerado en varias ocasiones "un eufemismo" que se propicie en algunos casos que la escuela pública pueda ser considerada subsidiaria de la concertada y, por ello, en su Proyecto de Ley Orgánica de modificación de la LOE (Lomloe) ha quitado dicha "demanda social" y ha añadido que las plazas públicas deben garantizarse "especialmente en las zonas de nueva población".

MAYORES PORCENTAJES

En el último curso examinado por Educación en la citada estadística hubo 8.217.330 alumnos en enseñanzas del régimen general, de los que 5.515.197 acudieron a centros públicos y 2.702.133, a privados y concertados.

Además de Castilla-La Mancha y en las ciudades autónomas de Melilla y Ceuta (83,7% y 80,3%, respectivamente), los mayores porcentajes de estudiantes matriculados en centros públicos son los de Extremadura (80,2%), Canarias (75,8%) y Andalucía (73,6%).

Por el contrario, las comunidades que suman menores porcentajes de alumnos que acuden a la enseñanza pública son, aparte del País Vasco (50,7%), Madrid (53,8%), Baleares (64,7%) y Navarra (64,8%).

Sin embargo, aunque pudiera pensarse, las mayores o menores matriculaciones en la educación pública no tienen que ver con el gasto público que hace cada comunidad para cada curso. De hecho, los mayores porcentajes de gasto público en educación se concentraron en el 2017 en Andalucía (16%), Cataluña (13%) y Madrid (10,2%).

GASTO PÚBLICO

Si nos fijamos en los dos polos de alumnos matriculados en educación pública, País Vasco y Castilla-La Mancha, el gasto público fue del 5,5% y del 3,3%, respectivamente. Respecto a la distribución del gasto público entre las distintas actividades educativas, Infantil y Primaria, incluida la Educación Especial, supone el 34,3% del total; y la Educación Secundaria y Formación Profesional, el 29,6%.

Por otra parte, la educación pública (también datos 2017-2018) es la escogida por el 62,9% del total del alumnado de Infantil; el 67,7% en Primaria; el 65,6% en Educación Secundaria Obligatoria; y el 73,2% en Bachillerato.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Navarra, de las comunidades españolas con menor porcentaje de alumnos en la educación pública