SOCIEDAD

"Puede haber una agresión a una persona negra y no ser delito de odio", afirma una Fiscal en Navarra

La Fiscal Delegada de Delitos de Odio en Navarra ha sostenido la importancia de la investigación policial.

Imagen de archivo de una persona negra mostrando sus manos. ARCHIVO
Imagen de archivo de una persona negra mostrando sus manos. ARCHIVO  

La Fiscal Delegada de Delitos de Odio en Navarra, María del Campo, ha sostenido la importancia de investigar e incentivar la investigación policial a la hora de elaborar atestados después de agresiones puesto que “puede que haya una agresión a una persona negra y que no sea un delito de odio”.

En este sentido, ha llamado a “indagar el pasado del agresor para señalar si existen argumentos para tipificarlo como delito de odio” y poder otorgarle un tratamiento penal adecuado al caso.

Ha indicado que en agresiones a personas de otra raza, sexo o religión puede no haber motivaciones de odio, por lo que no podría tipificarse así.

La Fiscal ha participado en las jornadas profesionales sobre delitos de odio celebradas en la Confederación de Empresarios de Navarra y organizadas por la Guardia Civil de la Comunidad Foral.

En la mesa de experiencias, también ha llamado a denunciar en el momento, puesto que “el derecho Penal hay que probarlo y acreditarlo de manera muy profusa”, por lo que la actuación en el momento en que ocurren esos posibles delitos de odio es importante.

“Hay que probar la motivación de odio que tiene el agresor”, ha concluido.

Además, ha llamado a la investigación profusa, por lo que considera que “no hay que quedarse en el delito invisible”, sino aportar elementos de entorno y pasado de los agresores en situaciones de delito de odio como “actividad en redes sociales, materiales encontrados, tatuajes y otro tipo de simbología”.

Por otra parte, ha instado a que el procedimiento de las víctimas sea personal, por lo que ha rechazado “sacar del armario” a las víctimas.

Ha agregado que existen víctimas que no quieren denunciar o seguir con los procedimientos “y es un hecho que hay que respetar”.

En concreto, ha apuntado a casos de personas en situación irregular, con miedo a que le abran un procedimiento de extranjería, o también casos en los que la víctima no quiere que la gente sepa de su orientación sexual, o de su religión.

“Si la víctima dice que no quiere seguir adelante, no se puede seguir adelante”, ha sostenido.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
"Puede haber una agresión a una persona negra y no ser delito de odio", afirma una Fiscal en Navarra