SOCIEDAD

Sindicatos abertzales se enfrentan por la convocatoria de una huelga en el sector de los cuidados

ELA ha convocado la movilización, mientras que LAB ha mostrado su "extrañeza y enfado"

Una trabajadora de una residencia. EUROPA PRESS
Una trabajadora de una residencia. EUROPA PRESS

ELA ha convocado el próximo 17 de noviembre una huelga general en los sectores de cuidados de personas en situación de especial vulnerabilidad como mayores, menores o personas con diversidad funcional para protestar por el "precarizado mercado laboral de miles de trabajadores de la Comunidad Autónoma Vasca y Navarra".

"No queremos olvidar tampoco a las miles de trabajadoras del hogar que, sin derecho a la huelga ni derechos laborales básicos, representan una parte fundamental de los cuidados mercantilizados, en muchos casos en condiciones de explotación y abuso", han señalado desde el sindicato.

Según ha indicado ELA, "los cuidados en su mayoría están privatizados o mercantilizados, en manos de empresas privadas que priorizan sus beneficios económicos por encima del cuidado de las personas, todo ello, además, sustentado por dinero público". "¿Cómo se permite que se haga negocio con la vida una sociedad que pretende avanzada? Los cuidados profesionalizados tienen que ser públicos, dignos, universales y gratuitos", ha reivindicado.

Para el sindicato, "la pandemia de coronavirus es un grave momento histórico que no se puede dejar pasar". Y ha advertido de que "las costuras del sistema de cuidados han reventado y las consecuencias han vuelto a recaer sobre las trabajadoras".

"Ellas son las que sostienen la vida de miles de personas, a base de estar física, psicológica y emocionalmente explotadas. Se están jugando la vida día tras día, con ínfimos medios, sin personal suficiente, en condiciones laborales muy duras. Hay que alzar la voz para que esto no vuelva a suceder y ha llegado la hora de decir basta", ha reivindicado.

Por ello, ELA ha afirmado que "la huelga del día 17 de noviembre debe impulsar un cambio histórico en este sector para convertirlo en un sistema de cuidados públicos que sea la mayor prioridad política en nuestro país".

"La dignificación de las condiciones laborales de las profesionales del sector de los cuidados es condición indispensable para que las personas que requieren de los cuidados sean atendidas de manera digna e integral en los distintos ciclos de la vida, desde que nacemos hasta que morimos. Un modelo de cuidados basado en la cercanía, el trato de calidad y el respeto a la autonomía de las personas", ha subrayado.

En este sentido, las principales reivindicaciones del sindicato para la huelga del 17 de noviembre son "la publificación de los servicios de cuidados a personas en situación de especial vulnerabilidad; garantías de subrogación y consolidación del empleo directo y subcontratado; contratación de 10.000 profesionales más y ampliación de las jornadas de trabajo al 100% (salvo que voluntariamente se solicite lo contrario); y medidas reales para eliminar la brecha de género en el sector y reconocimiento del valor social y productivo de los cuidados".

Además, ELA ha reclamado "la mejora de las ratios de atención directa y sustitución del personal en situación de baja desde el primer día; medidas efectivas para garantizar la salud laboral, en especial la prevención de los riesgos psicosociales; y un plan de reparación emocional para las trabajadoras que palie, al menos en parte, las graves secuelas de la pandemia".

"Las trabajadoras de estos sectores son muy conscientes de que no están solas. Las asociaciones de familiares, pensionistas o colectivos feministas también están luchando y han convocado manifestaciones este 31 de octubre, ELA estará allí también", ha expuesto el sindicato.

A su juicio, "es el momento de seguir tejiendo alianzas y de visibilizar las reivindicaciones para que la sociedad tome conciencia de este momento histórico y dé un paso adelante". Y ha considerado que "sólo así será posible una sociedad más justa, que anteponga los derechos humanos a cualquier otro interés".

CRÍTICAS DE LAB

El sindicato LAB ha mostrado su "extrañeza" y "enfado" ante la convocatoria "unilateral" por parte de ELA de una huelga en distintos sectores vinculados a los cuidados el próximo 17 de noviembre y ha considerado que la central convocante ha dado "un paso para romper la unidad" entre los trabajadores, "priorizando sus propios intereses".

Para LAB, en los tiempos "difíciles" que se viven "es hora de sumar fuerzas" y "no es momento de patrimonializar luchas". A su juicio, "ELA, con lo que ha realizado hoy, ha dado un paso para romper la unidad existente entre trabajadores y trabajadoras que están en una situación muy grave, priorizando sus propios intereses".

Según ha indicado, es "hora de compartir nuestras reflexiones con los sindicatos y agentes sociales que están trabajando en estos sectores con el objetivo de que publifiquen los servicios sociales vinculados al cuidado y establezcan ratios aceptables".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Sindicatos abertzales se enfrentan por la convocatoria de una huelga en el sector de los cuidados