PREMIUM  POLÍTICA

Aparecen pegatinas que piden a la Guardia Civil que se quede en Navarra contra el hostigamiento abertzale

Este acto de apoyo a la benemérita coincide con el homenaje que se celebrará en recuerdo de Juan Carlos Beiro, asesinado por ETA hace 17 años en Leiza. 

Una de las miles de pegatinas aparecidas en Navarra en las que se pide a la Guardia Civil que se queden en la Comunidad foral.
Una de las miles de pegatinas aparecidas en Navarra en las que se pide a la Guardia Civil que se queden en la Comunidad foral.  

Cientos de pegatinas en las que se solicita a la Guardia Civil que siga en la Comunidad foral han aparecido por distintos puntos de Navarra en los últimos días. Se han podido ver por las calles de Pamplona, así como en muchas señales del tráfico, en especial de la zona norte. 

Tras el terrible hostigamiento del nacionalismo vasco y del mundo abertzale al cuerpo armando de los últimos meses, estas pegatinas recogen precisamente el sentir contrario de miles de ciudadanos, que quieren que la Guardia Civil siga en la Comunidad foral para defender las libertades. 

Además, sobrevuela la posibilidad de que la asunción de la competencias de tráfico por parte de Navarra sirva de excusa al Gobierno foral apoyado por el nacionalismo vasco para expulsar a la Guardia Civil de Navarra, uno de los grandes sueños del PNV-Geroa Bai y de los abertzales de Bildu

En las últimas semanas se han reproducido los actos de odio en localidades como Alsasua, donde se han celebrado actos de hostigamiento contra los cuerpos policiales. 

Estas pegatinas de apoyo a la Guardia Civil aparecen también a sólo unos días del 17 aniversario del asesinato del cabo de la Guardia Civil Juan Carlos Beiro en Leiza, un crimen sin autores conocidos y sin que nadie haya pagado por ellos. 

Este próximo martes 24 de septiembre se celebrará una ofrenda floral en el lugar del atentado donde los terroristas de ETA-Batasuna se llevaron la vida de Beiro, casado y con dos hijos. Está previsto que su viuda, Mª José Rama, acuda al acto, que comenzará a las 13 horas con una misa en la iglesia de San Miguel de Leiza. 

Tras la ceremonia, los asistentes se desplazarán hasta el lugar de los hechos, en la carretera que une Leiza con Berástegui. Allí los asesinos colocaron una pancarta-bomba que estalló cuando los agentes fueron a retirarla. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Aparecen pegatinas que piden a la Guardia Civil que se quede en Navarra contra el hostigamiento abertzale