SOCIEDAD

Identificados en la sima de Otsoportillo los restos de un vecino de Echarri Aranaz que fue asesinado en 1936

La identificación ha sido posible gracias al cotejo de la muestra genética de una de sus hijas.

La Asociación de Familiares de Fusilados rinde homenaje a los 3.452 navarros asesinados en la Guerra Civil. PABLO LASAOSA
La Asociación de Familiares de Fusilados rinde homenaje a los 3.452 navarros asesinados en la Guerra Civil. PABLO LASAOSA

Las labores del Instituto Navarro de la Memoria, el Banco de ADN público del Gobierno de Navarra y Nasertic han permitido la reciente identificación de Claudio Doroteo Diéguez Loza, natural de San Asensio (La Rioja) y cuyos restos fueron recuperados en 2016 en la Sima de Otsoportillo.

Hasta hoy no ha sido posible saber que los restos pertenecían al vecino de Echarri Aranaz, y se ha hecho gracias a la coincidencia entre las muestras extraídas y la muestra genética recientemente cedida por su hija, Concha Diéguez, activista en la búsqueda del paradero de su padre.

En este caso, se ha producido una circunstancia novedosa, ya que habitualmente es la investigación histórica, a partir de la documentación y de los testimonios, la que marca las hipótesis para que después la genética las ratifique. Sin embargo, en esta ocasión la genética ha puesto en cuestión las hipótesis que se estaban manejando.

Según diversos testimonios, a finales de los años cincuenta, durante la realización de unas obras en la antigua N-1, aparecieron unos restos humanos de los que no se conocía con certeza su paradero. Esta identificación del laboratorio genético de la empresa pública NASERTIC abre paso a una hipótesis que hasta la fecha no se había contemplado: alguien decidió recogerlos y trasladarlos a Otsoportillo, influido por el valor simbólico de esa sima como lugar de asesinato pero también de inhumación de víctimas de 1936.

Este caso va a permitir repensar algunas hipótesis de trabajo. Por todo ello, el Gobierno de Navarra invita nuevamente a familiares de víctimas a aportar sus muestras al banco de ADN, por difíciles que puedan resultar sus casos. Son 244 los expedientes abiertos, pero son muchas más las víctimas que todavía no han sido localizadas. Todavía hay restos óseos procedentes de exhumaciones que no ha sido posible identificar porque no está en el laboratorio la muestra que lo permita.

VECINO DE ECHARRI ARANAZ

Claudio Doroteo Diéguez Loza, natural de San Asensio (La Rioja) y residente en Echarri Aranaz, había nacido el 30 de octubre de 1900, estaba casado y tenía cuatro hijos, trabajaba como fogonero en el ferrocarril y estaba vinculado a la CNT. Claudio fue detenido el 13 de septiembre de 1936 en Miranda de Ebro, donde estaba trabajando, y enviado a Alsasua.

Según un testimonio recibido por la familia, aquella misma noche fue conducido al paraje de Sorozarreta, donde fue asesinado y abandonado su cuerpo y unos vecinos lo enterraron en el lugar.

Como la inmensa mayoría de las víctimas de la represión en Navarra, Claudio Doroteo Diéguez fue asesinado únicamente por sus ideas políticas y su actividad sindical. De hecho, no figura entre los cientos de habitantes de la Sakana que marcharon huyendo de represalias, por lo que probablemente no temía por su vida.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Identificados en la sima de Otsoportillo los restos de un vecino de Echarri Aranaz que fue asesinado en 1936