PREMIUM  PAMPLONA

Una de las familias a las que Asirón quiere desahuciar: "Nos van a echar y este es nuestro hogar"

Ángel y Rubí son una de las familias afectadas por la orden de desahucio de Asirón y muestran su voluntad de llegar a un acuerdo con el Consistorio tras año y medio viviendo en un piso de la Rochapea.

Fachada del bloque de pisos en el que viven Ángel y Rubí. ARCHIVO
Fachada del bloque de pisos en el que viven Ángel y Rubí. ARCHIVO  

El alcalde de Pamplona, Joseba Asirón (Bildu) ha ordenado el desahucio de cinco familias que disfrutan de esas viviendas, de propiedad municipal, como es el caso de Ángel y Rubí. 

Cuando esta familia llegó al piso que ocupan actualmente, ya había estado habitado por una familia de inmigrantes. Desde hace un año y medio han hecho todo lo posible para convertir un piso lleno de escombros en un hogar acogedor.

La pareja retiró los escombros de los anteriores inquilinos y con la solidaridad de sus vecinos han conseguido amueblar el piso y vivir cómodamente.

"Había pedruscos, no tenían muebles, solo un somier. Tuvimos que bajar con cinco carros de la compra todas las piedras. La casa olía muy mal", explica Ángel.

MÁS OKUPAS EN EL BLOQUE

"De los ocho pisos del bloque, seis son ocupas y solo nos ha llegado la notificación de desahucio a dos. Ellos llevan más de seis años y nadie les ha dicho nada. Cuando nosotros llegamos ya estaban".

"A otra persona joven, la del primero, también le llegó la carta a la vez pero a los demás no. En los dos restantes viven dos señores mayores porque son propiedad privada", explica Rubí. 

"La notificación nos llegó hace poco más de una semana y ponía que en cinco días vendría la policía a sacarnos pero la verdad es que ya se han pasado y no ha venido nadie". 

"QUEREMOS QUEDARNOS PAGANDO"

"Mi sueño sería llegar a un acuerdo con el Ayuntamiento, porque yo me quiero quedar a vivir aquí. Estamos muy bien", explica Ángel.

Una de las razones, dice, por las que se encuentran tan a gusto en este bloque, es por su buena relación con los vecinos, tanto con los que son okupas como con el resto". Koldo, un señor mayor que vive en frente, les rocoge los recados y les llama a la puerta para saludar. 

Con otra vecina, la mayor del bloque, Ángel le ayuda a hacer algunas tareas del hogar como "colocarle el tendedor". 

Ahora han solicitado una abogada de los servicios sociales para que les ayude a continuar con los trámites. 

"Ojalá dios me pusiesen una cuota fija. Me agobio con la idea de pensar que tengo que empezar de cero. Cuando me llegó la notificación me dio hasta un mareo de pensarlo", exclama Ángel.

"Hemos solicitado el piso pero no nos lo dan por temas de papeles". "Nos van a echar y el piso va a quedar inutilizado por eso queremos que siga siendo nuestro hogar". 

"Cuando llegamos la puerta estaba abierta. Yo ya sabía el plan que había porque cuando llegamos ellos se estaban yendo y nos dijeron que lo dejaban porque se iban a su país". Ante la pregunta de si habían ocupado antes un piso, Ángel y Rubí explican que es el primer piso que ocupan por "temas familiares".

"Los servicios sociales me dijeron que cogiese un abogado por si acaso. Cuando llegó la carta, me recorrí todos los pisos para preguntar si a ellos les había llegado. Me decían que no, y yo les decía, por favor, decidme la verdad y, en efecto, no les habían llegado", cuenta Rubí.

Rubí y Ángel desean que alguien se ponga en contacto con ellos o saber donde deben acudir para solucionarlo. 

¿CIUDAD LIBRE DE DESAHUCIOS?

Asirón ha firmado estas órdenes con el apoyo de Geroa Bai-PNV y con el silencio de Podemos (Aranzadi) e I-E. Se trata de un medida sorprendente y ratificada por los partidos del cuatripartito que habían declarado Pamplona ciudad libre de desahucios mientras atacaban a propietarios y bancos que reclamaban pagos pendientes cuando solicitaban esta medida. 

En concreto, Asirón y su junta de gobierno han firmado este pasado martes, 9 de octubre, dos nuevas órdenes que se suman a otras tres que ya llevaron a cabo el 30 de julio. Se trata de tres casas en el barrio de San Pedro y otras dos en la calle Santa Lucía de Pamplona.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Una de las familias a las que Asirón quiere desahuciar: "Nos van a echar y este es nuestro hogar"