SOCIEDAD

Treinta personas han muerto en residencias por coronavirus y 47 lo han hecho con síntomas compatibles pero sin pruebas

El Gobierno de Navarra ha indicado que los profesionales de estos centros de mayores están trabajando con "muchísima presión" y que "están desbordados".

Militares de la UME, preparados para la desinfección de una residencia de personas mayores. EUROPA PRESS
Militares de la UME, preparados para la desinfección de una residencia de personas mayores. EUROPA PRESS  

Un total de 30 personas han fallecido por coronavirus en las residencias de ancianos de Navarra, mientras que otras 47 han muerto en esas mismas instituciones con síntomas compatibles con la enfermedad, pero sin que se les hubieran hecho pruebas.

Así lo ha confirmado este sábado por la mañana la consejera de Salud, Santos Induráin, que ha añadido que la recepción de casos en las residencias de la Comunidad foral "es más compleja".

A este respecto, ha resaltado que, independientemente de tener confirmación, tanto a los casos positivos como a los casos con síntomas compatibles en las residencias "se les atiende de las misma forma, tanto en aspectos preventivos como en las necesidades asistenciales".

En la misma rueda de prensa, ha dado su testimonio Javier Díez, el médico del centro de salud de Tafalla que atiende tres residencias de mayores en esta localidad y otra más en Barásoain, con alrededor de 240 ancianos.

Díez ha destacado que las personas usuarias de las residencias son "muy vulnerables, muy mayores y con muchos problemas de salud", de manera que, "cuando entra el virus, golpea muy fuerte".

Javier Díez, médico del centro de salud de Tafalla. GOBIERNO DE NAVARRA

Ha subrayado que los profesionales de estos centros están trabajando con "muchísima presión" y están teniendo que "cambiar de manera radical su estructura de cuidados" ante el coronavirus. Ha señalado que están "desbordados", y ha valorado los "esfuerzos para reforzar el personal que presta atención en estos momentos".

TARDANZA EN LOS SUMINISTROS

También ha reconocido que "los suministros han tardado en llegar, pero han llegado" y "con un cierto grado de abundancia", y ha apluadido el "espíritu de trabajo y sacrificio" de las plantillas.

Díez ha expuesto que, cuando una persona entra en sospecha de infección, "automáticamente se procede a su aislamiento", y ha apuntado que cada residencia tiene un responsable médico que coordina con otras instancias "las necesidades que se puedan producir".

Este facultativo ha señalado que "el coronavirus ha entrado en nuestras residencias" y "todas se han puesto las pilas", y ha indicado a los familiares de los residentes que pueden estar "muy tranquilos, porque están muy bien atendidos".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Treinta personas han muerto en residencias por coronavirus y 47 lo han hecho con síntomas compatibles pero sin pruebas