PREMIUM  TERRORISMO

Presentan en Navarra un estudio sobre los empresarios extorsionados por ETA: "Eran piezas de caza"

La extorsión fue mayor especialmente en los pequeños municipios, "donde la vida ha resultado asfixiante" para empresarios, ejecutivos o profesionales liberales.

Imagen de una carta de extorsión enviada por la banda terrorista ETA. Archivo
Imagen de una carta de extorsión enviada por la banda terrorista ETA. Archivo  

La representante del Centro de Ética Aplicada de la Universidad de Deusto, Izaskun Sáez de la Fuente, ha presentado este viernes en el Parlamento de Navarra un estudio con el que se quiere "visibilizar" a las víctimas del chantaje y la extorsión de ETA.

Con el título "Misivas del terror. Análisis ético-político de la extorsión y la violencia de ETA contra el mundo empresarial", el trabajo busca "dar voz" a unas víctimas "especialmente invisibilizadas", las que han sufrido chantajes económicos de la banda terrorista ETA, ha dicho.

Sáez de la Fuente ha comentado que para el estudio se ha contado con un total de 70 testimonios directos y 140 entrevistados de forma online para dar visibilidad a la extorsión y el chantaje al mundo empresarial, "una dimensión de la violencia de ETA que había pasado terriblemente desapercibida" durante casi 50 años, y "reconocer a sus miles de víctimas".

Los colectivos más afectados fueron los empresarios, ejecutivos y profesionales liberales, quienes tuvieron que ceder a una extorsión económica que los convertía en "financiadores forzosos" de la actividad "de quien les estaba chantajeando", ha dicho, y ha añadido que la extorsión fue mayor en Guipúzcoa y Vizcaya que en Álava o Navarra y "especialmente visible en los pequeños municipios, donde la vida ha resultado especialmente asfixiante".

"La mayoría de estas víctimas están vivas, pero corren el riesgo de la muerte del olvido", ha advertido la especialista, que ha destaca las situaciones de "soledad, olvido y abandono" que atravesaron los integrantes de estos colectivos, que "se sintieron ignorados, cuando no estigmatizados, por su propio entorno".

Tras remarcar que "a quien había cedido al chantaje le ha resultado muy difícil reconocerse a sí mismo como víctima y mucho menos decirlo públicamente", ha advertido de que "quienes hicieron bandera del no pago a ETA sufrieron mucho más por ello que por el hecho de material de no pagar", "se convirtieron en una especie de pieza de caza".

Otra de las conclusiones que se derivan del análisis es que "los partidos no han estado a la altura de las circunstancias", pues las personas entrevistadas han destacado "falta de apoyo, irresponsabilidad y escasa eficacia" por parte de las formaciones políticas.

EL 'CONSEJO' DEL GOBIERNO ERA "MARCHARSE O PAGAR"

En este sentido, Izaskun Sáez de la Fuente ha lamentado que "distintas instancias políticas del Gobierno central y autonómico aconsejaban marcharse o pagar" y para hacerlo el empresario afectado "debía contactar con la organización terrorista a través del entorno de la izquierda abertzale", incluso "en las primeras cartas se decía con quién había que contactar".

El estudio ha sido calificado de "impresionante trabajo" por la portavoz del PP, Ana Beltrán, que también ha felicitado a Sáez de la Fuente y su equipo por su "valentía" al sacar a la luz "algo que, aunque en el fondo es conocido por todos, es la asignatura que nos quedaba pendiente en cuanto al terrorismo de ETA".

Por UPN, Juan Luis Sánchez de Muniáin ha apostado por que el Parlamento organice un acto de homenaje a los profesionales extorsionados, por la colocación de una placa conmemorativa en sus instalaciones y por instar al Gobierno foral a colaborar con las universidades para un trabajo divulgativo.

Koldo Martínez, portavoz de Geroa Bai, ha subrayado la "impresionante" calidad del estudio y asegurado que su formación "comparte el análisis ético del libro de principio a fin".



El estudio muestra "una realidad de lo que ha ocurrido en esta tierra" y el "indudable" sufrimiento experimentado por distintas personas y sus familias, ha dicho la portavoz de EH Bildu, Bakartxo Ruiz, quien ha apostado por "abordar esa realidad sin olvidar lo sucedido" y "poniendo las bases" para que "nadie más tenga que sufrirlo".

Por Podemos, Laura Pérez ha calificado el trabajo realizado como "necesario" para "reparar heridas y garantizar su no repetición" y ha deseado que "nunca más una injusticia de este tipo para nadie" se vuelva a repetir.

En la misma línea se ha manifestado la socialista Inma Jurío, que ha indicado estos estudios son "importantes" para poner de relieve situaciones que han sido "minimizadas" y, ha admitido, "somos conscientes de que hemos contribuido, con el silencio, al entramado de violencia generado por ETA".

El portavoz de IE, José Miguel Nuin, ha compartido también la relevancia de este tipo de trabajos porque arrojan luz sobre el sufrimiento ocasionado a través del chantaje de ETA, una violencia que ha sido "menos percibida por la sociedad". 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Presentan en Navarra un estudio sobre los empresarios extorsionados por ETA: "Eran piezas de caza"